Entre el tintero

Noviembre 28, 2014 - 12:00 a.m. Por: Beatriz López

Muchas preguntas se quedaron entre el tintero durante el almuerzo que tradicionalmente ofrece el Hotel Spiwak a los columnistas de la ciudad. El invitado: el Alcalde de Cali. Estaban casi todos los colegas masculinos, pero escasa la presencia femenina. Y aunque Juan José Saavedra y Carlos Mejía fueron breves esta vez, Gustavo Moreno y sobre todo Farouk Kattán, se extendieron demasiado en sus opiniones, y a Guerrero no le quedo tiempo para tratar temas distintos al de la inseguridad.***Mientras esperábamos al Alcalde, Otoya presentó el proyecto del Corredor Verde, cuya ejecución se iniciará en el 2015, y aunque rescatará una de las zonas más deprimidas de la ciudad, más de uno vaticinó la posibilidad de que el sucesor de Guerrero paralice las obras. El Secretario de Hacienda dio a conocer el estado financiero de la Administración, a partir del 2015. Hubo protesta unánime ante la diferencia astronómica entre el escaso rubro de la seguridad para Cali frente al de Medellín.***Ya habíamos probado el delicioso platillo de entrada: pulpo a la parrilla, cuando llegó Guerrero, quién en tono pausado y tranquilo se refirió a las cifras de inseguridad (uno de los karmas de su administración), afirmando que una cosa es la realidad y otra, la percepción. Lo que gusta de este Alcalde es que no se escuda en las estadísticas para justificar el horrendo balance de muertes semanales en la ciudad. Así lo dejó muy en claro.***Tampoco me parece bien que Rodrigo se dedique a saturar los medios de comunicación para ‘cacarear’ los aciertos de su Administración. Miren lo que le pasa a Santos con la Paz. Su obsesión por el acuerdo con las Farc ha llegado a tales extremos, que la campaña de empoderamiento perdió efectividad. Nos quedamos con este Alcalde que prefiere pasar desapercibido y que maneja el potro de la Alcaldía, sin tanta alharaca, aceptando los errores y tratando de resolverlos con su bonhomía y buen juicio.***Si mi muy apreciado Farouk Kattán fuera más breve, Guerrero habría tenido tiempo para hablarnos del otro karma de su administración: la movilidad, el MÍO y las mafias detrás de la chatarrización de los buses.Y temas vitales para la ciudad, a 14 meses de finalizar su periodo de Alcalde:* Estrategia para salvar Telecomunicaciones de Emcali.* Decisión final sobre la controvertida construcción de 70 mil viviendas en el antiguo vertedero de basura de Navarro.* Protección de humedales y ríos menores de Cali contra la acción de las retroexcavadoras de la guerrilla y la mafia.*Control de invasiones en los cerros de Cali, convertidas en barril de pólvora social.* Restauración del centro histórico.***Entretanto: 1) No entendí la columna de Papo Barney sobre el Premio de Periodismo que ganó Julio César Londoño. Si eran felicitaciones, allá van las mías también. 2) Ojalá que la estatua que le encargo la Alcaldía a Diego Pombo de Edulfamid Molina, el inolvidable Píper Pimienta, tenga más sabor a salsa y chontaduro que la de Jovita. 3) De antología la cara que puso el senador Uribe cuando le pidieron pintarse de rojo la boca, durante acto en el Congreso, contra el maltrato de la mujer.

VER COMENTARIOS
Columnistas