Los que llegan

Diciembre 14, 2015 - 12:00 a.m. Por: Antonio de Roux

El primero de enero amaneceremos con nuevos gobernantes en el Departamento y el Municipio. Los primeros anuncios de esos funcionarios, llevan a abrigar expectativas positivas. No acompañé a Dilian Francisca Toro en su intento por llegar a la gobernación. Ante su aspiración tuve el temor de que las investigaciones judiciales en curso terminaran despojándola del cargo, y afectando la imagen del Valle. Pero Dilian es hoy la gobernadora de los vallecucanos y su gestión debe ser respaldada. Si a ella le va bien, al Valle le va bien, por eso le deseo éxitos. Según se informa estará rodeada de un selecto grupo de consejeros, y tiene el desafío de probar que a pesar de sus raíces en los partidos tradicionales, su madera es de estadista. La gobernadora no enfrenta una tarea fácil, el departamento que recibe es un armatoste desfondado, quebrado por la politiquería. Sin embargo, la manera rigurosa como está encarando el empalme llama al optimismo. La hemos visto atenta al ejercicio de Narrativa de la Competitividad Regional, verdadera hoja de ruta de nuestro desarrollo productivo impulsada por la Comisión de Competitividad y la Cámara de Comercio. También se sabe de su trabajo por solucionar el tema de los precios del gas, que injustamente golpean al Sur Occidente.Maurice Armitage llega exudando compromiso con la ciudad. Tiene un sentido común avasallador, es intuitivo y apasionado. Según se publicó estará rodeado de un calificado grupo de colaboradores en el cual se combinan experiencia, conocimiento y juventud. Su equipo tendrá una buena guía de gestión en la Encuesta de Percepción Ciudadana presentada la semana anterior por el Programa Cali Como Vamos. Lo destacable es que asuntos detectados en este ejercicio como el empleo, la salud, la educación y la movilidad, fueron algunos de los priorizados por Maurice en su programa de Gobierno. Sin mucho aspaviento el nuevo alcalde ha planteado una autentica revolución al designar el gabinete más incluyente de cuantos Cali tenga memoria: ocho mujeres y cuatro afrodescendientes. Igual de destacable es su grito de independencia radical frete a los apetitos burocráticos de los concejales. De otra parte los nombramientos conocidos abren posibilidades de continuidad a este proyecto político ciudadano escogido por los caleños. Y es que entre los nominados se cuentan personas capaces, quienes representan la renovación y han expresado su interés en ocupar eventualmente el primer cargo de la ciudad. Tal sucede con Nicolás Orejuela, Luz Elena Azcárate y Juan Fernando Reyes Kuri.La escogencia de Armando Garrido para dirigir Metrocali es un acierto. Él es ingeniero civil con amplia experiencia tanto en el campo público como en el privado. Su desempeño pulcro y eficiente en Comfandi fue ejemplar. Su talante social será determinante en el nuevo cargo: el MÍO no es tan solo un proyecto de ingeniería. Es un sistema estructurante de la urbe, herramienta pedagógica sin par en la construcción de ciudadanía.La llegada de Cristina Arango a Emcali es también anuncio de transformaciones positivas. Ella es ante todo carácter y conocimiento, y protagonizo el milagro de sanear las finanzas caleñas como coequipera del alcalde Rodrigo Guerrero.A este hay que decirle gracias por todo. Pero principalmente por devolverles la esperanza y la confianza a los caleños.

VER COMENTARIOS
Columnistas
Publicidad