Equivocación de Colón

Diciembre 16, 2011 - 12:00 a.m. Por: Angela Cuevas de Dolmetsch

Si el legado de Fernando e Isabela, reyes de España no hubiera significado el destierro a los andaluces al Norte de África, y si Cristóbal Colón no hubiera terminado en América cuando iba rumbo a la India conquistando esas tierras desconocidas para los monarcas españoles, seguramente las similitudes entre los marroquíes y los colombianos no fueran tan marcadas. Nos parecemos físicamente, somos una mezcla de blanco, café con un tinte de negro heredado de los esclavos africanos que también abundaban en Marruecos. Hay bérberos en el país norte africano que se parecen a los paisas y la influencia árabe y andaluza en ambos pueblos es bien marcada.Nuestras casas construidas al rededor de un patio central nos permiten tener arbustos y jardines que refrescan las tardes. Somos bulliciosos, manoteamos y tenemos malicia indígena que a veces se convierte en deshonestidad por eso Colombia y Marruecos comparten el puesto 80 en la calificación de Transparencia Internacional del índice de corrupción, donde Nueva Zelanda y Dinamarca son los mejores y Corea del Norte y Somalia los peores. Ambos países tienen rebeldes de vieja data en zonas rurales. Los narcóticos son fuente de ingresos, en Marruecos el achís y en Colombia la coca. Tenemos una democracia elitista con un Rey en Marruecos y en Colombia con un Presidente, ambos hacen lo que les da la santa gana, aunque hay un Parlamento electo. El 95% de la población es religiosa allá el Islam y acá el catolicismo. Nuestras comidas se parecen, y aunque la dieta marroquí se basa en el cuscus, los sabores son similares, ensaladas de tomate y cebolla, carnes con ahogado y dulce, allá basado en mancipan y acá en manjarblanco.Las diferencias son ante todo culturales. En Marruecos se cometen 32% más infracciones penales; en Colombia, las muertes por armas de fuego son 21.898 contra 1 de ellos, pues nuestro país es el segundo en el ranking mundial de asesinatos después de Sur África y ellos están en el puesto número 33. Esto se explica por dos razones: en el Islam el que mata a otro es como si matara a toda la humanidad y se merece la condena eterna por eso no se acostumbra portar armas de fuego, además el estamento militar y policivo es 33% más grande en Marruecos que en Colombia. La economía nuestra es más fuerte con un ingreso per cápita de 8.200 dólares versus el de ellos de 5.000. Sin embargo, en el país norteafricano hay 83% más vehículos motorizados que en Colombia, aunque todavía como aquí se ven carretillas arrastradas por esqueléticos caballos. Nuestras emisiones de CO2 son 93% menores que las de ellos. Somos emigrantes empedernidos y España está llena de marroquíes y colombianos, lo que sí no creo es que ellos sean tan folclóricos como nosotros que nos ponemos a sancionar al Alcalde mas popular que ha tenido Cali por algún tecnicismo sin importancia.

VER COMENTARIOS
Columnistas
Publicidad