Elecciones en Venezuela

Diciembre 02, 2015 - 12:00 a.m. Por: Alfredo Carvajal Sinisterra

El próximo domingo 6 de diciembre tendrá lugar el certamen electoral para renovar la Asamblea Nacional de Venezuela, compuesta por 165 miembros, presidida por Diosdado Cabello, uno de los líderes del binomio que la gobierna. De ahí la importancia de la elección.Todo indica que la oposición obtendría la mayoría de la votación. Las declaraciones amenazantes de Nicolás Maduro y de Diosdado Cabello, son manifestaciones evidentes de sus angustias. Actualmente el país vecino está gobernado por un régimen autocrático y despótico, cuya única apariencia de legitimidad democrática se fundamente en las elecciones “libres”. Razón adicional para justificar la importancia.El partido que lidera la Revolución Bolivariana se ha apropiado de todos los poderes del Estado. La arbitraria condena de Leopoldo López y el injusto apresamiento del alcalde de Caracas, Antonio Ledezma, además del reciente asesinato de Luis Manuel Díaz, líder de la oposición, confirman los desesperados desafueros. Como si no fuesen suficientes los abusos cometidos, con el fin de cerrar todas las puertas a la oposición, el partido de gobierno hoy controla la autoridad electoral, y todos los medios de información, a excepción de dos escritos, y obviamente las redes sociales. El gobierno ha rechazado a los observadores internacionales, excepción de Unasur, organización evidentemente proclive al régimen. Su actitud en el reciente diferendo comercial y fronterizo con Colombia así lo evidencia. ¿Qué va ocurrir en Venezuela, si como se pronostica, gana la oposición? No es difícil anticipar el comportamiento de un Presidente que ha manifestado que gobernaría con el pueblo y el respaldo de las FF.AA. Lo impredecible es el camino que tome la oposición, en caso de que se le desconozca el triunfo electoral. Si por el contrario gana el partido de gobierno, limpia, o fraudulentamente, posibilidad no descartable, es pronosticable que profundice la política que ha venido predicando, con la orientación de Cuba. El gobierno ha rechazado a los observadores internacionales, excepción de Unasur, organización proclive al régimen. Sus actuaciones así lo evidencian. En Venezuela los militares en ejercicio pueden votar; una reforma impuesta por el presidente Chávez, con intenciones evidentes. ¿Se imagina el lector por quien lo harán? Lo grave de este proceso político ha sido la hostilidad patrocinada por las autoridades, la cual ha producido una polarización entre dos bandos irreconciliables, cargados de odios irreprimibles.La suerte de nuestro vecino es trascendente para Colombia. Allí han tenido refugio los jefes de las Farc y se presume que opera el Cartel de los Soles. Hace poco tiempo para olvidar, por motivos políticos internos, expulsaron inicuamente compatriotas que habitaban en las proximidades de la frontera y suspendieron el intercambio comercial. Su gobierno no solamente ejerció su temperamento autocrático, también demostró hostilidad hacia Colombia. Los destinos de Venezuela tienen un alto impacto en la economía colombiana, hasta hace poco tiempo fue uno de los más importantes socios comerciales.

VER COMENTARIOS
Columnistas
Publicidad