Somos Pacífico

Mayo 28, 2011 - 12:00 a.m. Por: Alfonso Ocampo Londoño

El martes 24 de mayo se presentó uno de los más importantes proyectos para Cali y la región, auspiciado por la Fundación Alvaralice, que se denominó Somos Pacífico. Éste tiene gran importancia en el mejoramiento del oriente de Cali, específicamente el barrio Potrero Grande, en el cual viven unas 5.000 familias. Pero, en mi concepto, algo que nos ha enseñado y que es de la mayor importancia, es que quienes somos del principal departamento de Colombia en el Occidente y con el mayor puerto del país, Buenaventura, consideremos que Somos Pacífico. Esto es debido a que estamos ya en la Era del Pacífico, a la cual pertenecen todos los países que baña este mar. Éste es el segundo mercado mundial y es importante que Colombia entre a él. El Tecnocentro Cultural Somos Pacífico servirá como polo de desarrollo de la zona e impulsará la convivencia entre sus habitantes. Sus principales programas serán los de formar en las “nuevas tecnologías de información y comunicaciones, a través de las cuales niños, jóvenes y adultos logren acceso al mundo global, a los adelantos de la ciencia, la política, la cultura y las redes sociales”. Uno de los aspectos importantes que se desea es preservar los valores ancestrales de una población, en su mayoría migrante de la Costa Pacífica, muchos de ellos desplazados por la violencia y víctimas del despojo de sus territorios. Lo cultural debería tener tanta o mayor prioridad que lo tecnológico. “El Tecnocentro Somos Pacífico va a tener 2.800 m2 de construcción, con salas para Internet y salas de tecnología para la capacitación de nuevas tecnologías de información y comunicación, a través de convenios con el Sena, con la Fundación Internacional para jóvenes y la organización promovida por el Instituto Tecnológico de Massachusetts, Casas Club de Computadores...”. “Cuenta con aulas, salones de reuniones, salón múltiple, biblioteca-videoteca y todos los espacios para docencia contarán con equipos de multimedia (...) Además va a fomentar el bilingüismo con la colaboración del Instituto Colombo-Americano de Cali”.Todos los datos anteriores los presentaron la presidenta de la Fundación Alvaralice, Sra. María Eugenia Garcés, y el director de la misma, Dr. Óscar Rojas, ex rector de Univalle. Es bueno aquí resaltar la generosidad de la familia Garcés Giraldo, principalmente de los padres: Álvaro Garcés Giraldo y Mary Alice Echavarría, cuyo ejemplo ha sido seguido por la familia Garcés actual. Hay que recordar que esta familia fue la que donó los terrenos para la sede de Meléndez de la Universidad del Valle y los de la Clínica Valle del Lili. Todos debemos reconocer su generosidad y lo que han realizado tanto en sus empresas como personalmente.En este proyecto del Tecnocentro Cultural han colaborado también Comfandi, la Alcaldía de Cali y la Fundación Paz y Bien.

VER COMENTARIOS
Columnistas