Venezuela anuncia detención de dos colombianos por presunto complot

Venezuela anuncia detención de dos colombianos por presunto complot

Agosto 26, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co I AP

Los dos capturados están señalados de preparar un acto para atentar contra la vida del presidente Nicolás Maduro y de Diosdado Cabello. Las autoridades de Venezuela vinculan a los detenidos con el expresidente Álvaro Uribe Vélez.

Las autoridades venezolanas detuvieron a dos colombianos señalados de estar vinculados a un presunto plan de magnicidio contra el presidente Nicolás Maduro y el jefe del congreso Diosdado Cabello, en el que han involucrado al expresidente Álvaro Uribe. El ministro de Relaciones Interiores, mayor general Miguel Rodríguez Torres, anunció este lunes la captura de los colombianos Víctor Johan Gueche Mosquera, de 22 años, y Erik Leonardo Huertas Ríos, de 18 años, quienes son señalados de integrar un presunto grupo de 10 hombres que estaría planeado el asesinato de Maduro y el presidente de la Asamblea Nacional, diputado oficialista Diosdado Cabello. Rodríguez Torres dijo en conferencia de prensa que fueron detenidos el 15 de agosto en un pequeño hotel de la localidad de Los Teques, a unos 30 kilómetros al suroeste de Caracas, dos días después de ingresar a Venezuela a través del estado fronterizo del Táchira. Precisó que de acuerdo a información aportada por los servicios de inteligencia de Colombia, los dos detenidos entraron a Venezuela con el apoyo de otro colombiano identificado como Alejandro Caicedo Alfonzo, alías 'David', quien viajó con ellos en un vuelo de la línea comercial Avianca desde la capital colombiana hasta la ciudad fronteriza de Cúcuta donde se separó de ellos. Las autoridades del país vecino están tras la búsqueda de Caicedo Alfonzo, que es el enlace del colombiano, Oscar Alcántara González, alias 'Gancho Moscu', quien sería el cabecilla del grupo y permanece detenido desde marzo en una cárcel de Colombia condenado por usar menores para actividades de homicidio y por tráfico de drogas y armas, entre otros delitos. En Venezuela las autoridades están tras la pista de un taxista venezolano identificado como Carlos Salcedo quien sería la conexión de los detenidos en el país. Rodríguez Torres indicó que al momento de la captura fueron decomisados dos fusiles con mira laser, uno AR15 y otro M4; varios cartuchos de diferentes calibres; 10 uniformes del Ejército venezolano, y una fotografía donde aparecen juntos Maduro y Cabello. Indicó que en los interrogatorios los dos detenidos confesaron que Caicedo Alfonzo solo les indicó, durante un encuentro en un campo de fútbol de la localidad colombiana de Soacha, que venían a "matar a alguien en Venezuela, pero no les da exactamente el nombre del objetivo". "Yo vengo denunciando de que esta conspiración se viene urdiendo desde Miami en conexiones con Bogotá, y que Álvaro Uribe Vélez sin duda alguna tiene conocimiento de todas estas cosas que están ocurriendo aquí", afirmó sin mostrar pruebas Rodríguez Torres. Y agregó "Todo el mundo sabe en Venezuela, en Colombia, en el mundo, que Álvaro Uribe Vélez es un hombre que está ligado y tiene control sobre el grupo de narcotraficantes". El ministro denunció en julio que las autoridades detectaron que algunos venezolanos, implicados en un complot, sostuvieron contactos con una supuesta asistente de Uribe, que identificó como Beatriz Delgado Peláez, y un colaborador del exgobernante llamado Ernesto Tovar Macías. En esa oportunidad, también sin presentar pruebas, afirmó que antes de las elecciones presidenciales del 14 de abril Uribe y el expresidente de facto de Honduras, Roberto Micheletti, acordaron una reunión para un "plan de acciones violentas" en Venezuela. Agregó que los exgobernantes se reunieron con un enviado del anticastrista cubano Luis Posada Carriles, un oficial activo colombiano y un supuesto oficial de la CIA. En abril pasado habían denunciado otro plan de asesinato que estaría preparando la oposición con el apoyo de mercenarios salvadoreños, pero luego no se aportó más información del caso. Durante los primeros cien días de gobierno de Maduro se han denunciado varios planes de conspiración que incluyen acciones contra la economía, el sistema eléctrico y la industria petrolera, así como planes de asesinato contra el mandatario y Cabello, pero no se han presentado pruebas. El líder opositor y excandidato presidencial, Henrique Capriles, rechazó en la víspera una denuncia que hizo Maduro de que la explosión que ocurrió hace un año en la refinería occidental de Amuay, donde fallecieron unas 42 personas, fue producto de una acción de sabotaje de sectores adversos al gobierno, y dijo en su cuenta de Twitter que "hay alguien que se crea las barbaridades que dice Nicolás?". Capriles ha señalado que las autoridades recurren a las denuncias de planes de magnicidio y sabotaje para distraer la atención de los venezolanos de los graves problemas que enfrentan por la creciente delincuencia, la escalada de la inflación y el desabastecimiento de algunos alimentos y productos básicos como el papel higiénico.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad