Uribismo busca acusar a Maduro ante la CPI por delitos internacionales

Mayo 17, 2017 - 11:37 a.m. Por:
EFE / El País 
Congreso

Senado de la República. 

Colprensa

El  Centro Democrático obtuvo el apoyo de 60 senadores a la denuncia que presentó en el Congreso contra el presidente venezolano, Nicolás Maduro, para acusarlo ante la Corte Penal Internacional (CPI) por "delitos internacionales".

"Los Estados pueden presentar denuncias, pero también lo pueden hacer los poderes públicos ante la ausencia de un compromiso formal del Estado", dijo el parlamentario del Centro Democrático Iván Duque, que presentó la iniciativa tras llevarla ante la plenaria del Senado.

Lea también: Maduro decreta nuevo estado de excepción en Venezuela

La denuncia, de 58 páginas, acusa al presidente de Venezuela por delitos internacionales como asesinato, desplazamiento forzado, encarcelamiento, tortura, persecución y genocidio, entre otros, según recoge un comunicado del partido.

Duque se preguntó qué harían el resto de senadores "si ven al vecino suyo golpear sistemáticamente, todos los días, a su esposa, amarrar a sus hijos a sus camas o privarles de la alimentación".

"Yo no creo que ustedes seguirían simplemente manejando las buenas formas. Porque es deber ciudadano denunciar", dijo.

En este sentido, Duque insistió en que "la libre determinación de los pueblos no es una patente de corso para hacerse el de la vista gorda con lo que está pasando en un país vecino".

Lea también: Sube a 42 la cifra de fallecidos durante protestas en Venezuela

El documento de la denuncia argumenta que Venezuela es un Estado parte del Estatuto de Roma y miembro de la CPI, por lo que "ante las flagrantes violaciones de derechos humanos y la comisión de crímenes de derecho internacional por parte de Nicolás Maduro, él, en su calidad de jefe de Estado y comandante de las Fuerzas Armadas venezolanas, es sujeto de la jurisdicción de esa Corte".

En la sesión también intervino la ministra de Relaciones Exteriores de Colombia, María Ángela Holguín, quien ratificó que el embajador en Caracas, Ricardo Lozano, no retornará por el momento al vecino país, según recogen varios medios locales.

Lozano, quien se encontraba en Bogotá para hacer un reporte sobre la situación en Venezuela, se quedó "en consultas", según anunció la canciller el pasado 31 de marzo.

Asimismo, Holguín detalló que pedirán "en las próximas semanas" en el encuentro de la Organización de Estados Americanos (OEA) "una reunión de presidentes de Unasur para que se fije una posición frente a Venezuela".

El objetivo será que "se miren los caminos que lleven a que ese país pueda encontrar una salida democrática y pacífica", según recoge el diario El Tiempo.

Polémica por la extradición

Otro de los temas tratados en la plenaria del Senado de la República fue la extradición de colombianos a los Estados Unidos, pues el uribismo controvirtió de lleno al Gobierno Nacional por la situación judicial en que se encuentra en los Estados Unidos el exministro de Agricultura Andrés Felipe Arias. 

Uno de los citantes, el senador Alfredo Ramos, centró su declaración en que Arias es un perseguido político del Gobierno. Planteó que en 2011 el presidente Juan Manuel Santos aseguró que no existía un acuerdo de extradición con los Estados Unidos, pero que después, por afectar al exministro, sí lo consideró como válido.

La ministra de Relaciones Exteriores, María Angela Holguín, controvirtió al senador Ramos, y refutó la postura del uribismo sobre las acusaciones que se hicieron por la suerte jurídica del exministro Arias. Holguín indicó que el gobierno ha actuado al respecto como lo obliga la justicia y no como si fuera una persecución en su contra.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad