Sale de la cárcel Chelsea Manning, la primera gran fuente de Wikileaks

Sale de la cárcel Chelsea Manning, primera gran fuente de WikiLeaks

Mayo 17, 2017 - 09:38 a.m. Por:
EFE / El País 
Chelsea Manning

La exsoldado estadounidense, Chelsea Manning.

Tomada de Twitter

La exsoldado estadounidense Chelsea Manning, la primera gran fuente de WikiLeaks, salió hoy de prisión después de siete años privada de libertad y gracias al perdón presidencial que le otorgó en enero el entonces mandatario de EEUU, Barack Obama.

Manning, de 29 años, había recibido una condena de 35 años, pero en enero Obama decidió conmutarle parte de la pena debido al arrepentimiento que mostró por filtrar en 2010 al portal WikiLeaks un número récord de documentos de la guerra de Irak y de Afganistán y cables del Departamento de Estado de EEUU.

Un portavoz del Ejército confirmó a Efe que Manning dejó este miércoles la prisión de seguridad media de Fort Leavenworth (Kansas), pero rechazó otorgar cualquier otro detalle por motivos de privacidad.

Lea también: "WikiLeaks es el porno de la información de inteligencia": FBI

Después de ser sentenciada a 35 años de cárcel, Manning anunció que se sentía mujer y pidió que se dejara de usar su nombre de nacimiento, Bradley, para pasar a ser llamada Chelsea.

Poco antes de su liberación, su abogada, Nancy Hollander, dijo que Chelsea ha vivido estos últimos meses con "ansiedad" y con un gran deseo de poder salir de prisión para completar el tratamiento de cambio de sexo que inició en la cárcel militar de Kansas, donde no le fue fácil acceder a cosméticos o ropa femenina.

"Ha sido muy difícil para ella vivir como mujer en una cárcel para hombres, el Ejército la forzó a cortar su pelo cada dos semanas como un hombre, en detrimento de su bienestar emocional. Ha sido muy difícil para ella y por eso está feliz de poder salir y vivir como la mujer que es", explicó Hollander.

Lea también: "Tengo el derecho absoluto de compartir información con Rusia": Trump

En 2016, Manning trató de suicidarse en dos ocasiones y consiguió reponerse gracias a un grupo de voluntarios.

La semana pasada, en la primera declaración pública desde su condena, Manning dijo que espera "poder trabajar para mejorar la vida de los demás" al salir de prisión, pero no detalló a qué dedicará sus esfuerzos.

"Espero aplicar las lecciones que he aprendido, el amor que me han dado y la esperanza que tengo para trabajar para mejorar la vida de los demás", comentó Manning en un comunicado distribuido por su equipo legal y en el que expresó su agradecimiento a sus simpatizantes y a Obama.

Ya en libertad, Manning seguirá formando parte del Ejército estadounidense, aunque estará de baja mientras se procesa el recurso que presentó contra su condena, que incluía una pena de 35 años de prisión y su expulsión del cuerpo militar, informó  un portavoz del Pentágono poco antes de su liberación.

Aunque no recibirá ningún salario, Manning tendrá derecho a recibir cuidados médicos, detalló este portavoz.

La filtración de más de 700.000 documentos confidenciales a WikiLeaks por parte de Manning fue la mayor de la historia de Estados Unidos, supuso un fuerte revés para la diplomacia estadounidense y alimentó un debate sobre el papel de Washington en el mundo.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad