RSF muestra su alarma por la ola de detenciones de periodistas en Egipto

Diciembre 11, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co | EFE
RSF muestra su alarma por la ola de detenciones de periodistas en Egipto

Líder de los Hermanos Musulmanes, Mohamed Badía, durane una rueda de prensa en El Cairo. El pasado lunes comenzó el juicio contra el líder de los Hermanos Musulmanes, Mohamed Badía, y otros catorce dirigentes islamistas por incitar a actos de violencia en el barrio de Guiza en julio pasado.

Según la organización, aquellos periodistas que colaboran para los medios de los Hermanos Musulmanes son los más perseguidos.

La organización Reporteros Sin Fronteras (RSF) expresó este miércoles su "alarma" por el mantenimiento de la campaña de represión de las autoridades egipcias contra la prensa, y por la "amenaza" contra la libertad de información que, a su juicio, representan algunas disposiciones del proyecto constitucional."RSF está preocupada por la multiplicación de señales contradictorias enviadas por las autoridades egipcias. Ejercer el periodismo en Egipto es cada vez una labor más ardua", indicó la ONG en un comunicado.Para Reporteros, la detención e incluso el encarcelamiento de periodistas con pretextos "falaces (...) tiene un efecto disuasorio sobre la profesión" ."Esas prácticas deben cesar, y los periodistas que siguen detenidos por su actividad profesional deben ser liberados inmediatamente y sin condiciones. Las autoridades egipcias deben ser garantes de la libertad de información" , añadió la organización.Según sus cálculos, durante el mes de noviembre han sido arrestados "numerosos profesionales, en primer lugar aquellos que colaboran para los medios de los Hermanos Musulmanes o que están afiliados a la Hermandad".La última detención de la que se tiene constancia es la del periodista Bishoy Armia, corresponsal para la cadena estadounidense copta Al-Tarek TV, que fue arrestado el pasado 4 de diciembre mientras fotografiaba edificios religiosos coptos que han resultado dañados en la localidad de Badraman, al sur de El Cairo.Las autoridades tampoco dudan a la hora de interrogar a quienes cubren las manifestaciones organizadas para protestar contra los abusos del Ejército, añadió RSF, según la cual el acoso a los reporteros se extiende también a los cargos de los que se les acusa en los juzgados, que en ocasiones son militares y no civiles.RSF solo ve como positivo que el proyecto constitucional que deberá ser aprobado en referéndum contiene "ciertos avances" para la protección de la libertad de información, pero subraya que incluye también "excepciones peligrosas en materia de censura" .En concreto, según la ONG, el Ejecutivo puede recurrir a esa práctica no solo en tiempo de guerra, sino cuando se decrete el estado de emergencia, y las prerrogativas que conlleva no están detalladas, lo que constituye, a su juicio, "un grave peligro" para la libertad de información.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad