Presidente Obama celebró la labor humanitaria del colombiano Jorge Muñoz

Presidente Obama celebró la labor humanitaria del colombiano Jorge Muñoz

Agosto 04, 2010 - 12:00 a.m. Por:
Agencias l Elpais.com.co
Presidente Obama celebró la labor humanitaria del colombiano Jorge Muñoz

El colombiano Jorge Muñoz recibió de manos del presidente de Estados Unidos, Barack Obama, la 'Medalla de Ciudadanos 2010'.

'El Ángel de Queens', como es llamado Jorge Muñoz, le da de comer a cerca de 140 personas cada noche en Nueva York. Por este motivo fue condecorado por el presidente de los Estados Unidos, Barack Obama.

Jorge Muñoz, un colombiano nacionalizado estadounidense y que desde hace seis años da de comer a los indigentes en Nueva York, fue homenajeado este miércoles por el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, quien elogió su "heroísmo".Muñoz es una de las trece personas ganadoras de la 'Medalla de Ciudadanos 2010', la segunda condecoración civil más alta de EE.UU. todas ellas, según Obama, "brillantes ejemplos de lo que significa ser estadounidense".De Jorge Muñoz, como de los demás galardonados, el presidente resaltó su dedicación al prójimo. "Él pudo haber cerrado su ventana y seguir conduciendo. En vez de eso, llegó a su casa después de su trabajo como conductor de un autobús escolar y comenzó a cocinar comida caliente para quien tuviera hambre", dijo Obama.En declaraciones a Efe, Muñoz, de 40 años, dijo sentirse orgulloso de "poder sacar la cara por el país afuera" y de recibir la medalla "de manos de un jefe de Estado como el presidente Obama".Según Muñoz, cuando inició su programa de comidas junto a su mamá en el barrio neoyorquino de Jackson Heights, comenzaron cocinando para ocho muchachos.La cifra ha aumentado en parte por la crisis económica "y anoche mi hermana me dijo que fueron a comer 140", señaló."En estos seis años, no hemos fallado un día y hasta ahora hemos repartido cerca de 120.000 comidas", agregó Muñoz, enseñando su medalla en una cajita plateada.Muñoz defendió el papel de los inmigrantes en EE.UU. y opinó que quienes los rechazan "de pronto no entienden que no somos una carga para el país, que buscamos un futuro, que vinimos como vinieron sus ancestros hace tantos años"."Lo más bonito es compartir y el mejor pago es esa sonrisa que ese jornalero, que esa persona necesitada te da. Ese es el mejor pago que usted se lleva para su casa", aseguró Muñoz.Otro de los premiados este año es Susan Redik, de Needham (Massachusetts), que perdió a su esposo en los atentados del 11 de septiembre de 2001 y creó un grupo de ayuda a las viudas en Afganistán, donde EE.UU. libra una guerra contra el terrorismo."Susan dice que estas mujeres no son nuestras enemigas. Para Jorge y Susan, y el resto de los premiados hoy, las palabras 'no es mi problema' no existen... reconocen que sin importar cuán difíciles sean sus propias vidas, sin importar cuán difíciles parezcan sus retos, otros lo tienen aún más difícil", enfatizó Obama.El Gobierno de Estadis Unidos otorga la Medalla de Ciudadanos desde 1969 en reconocimiento a las "obras ejemplares" de las personas por el bien de su país o de sus conciudadanos, según la Casa Blanca.Obama celebra su cumpleañosEl presidente de Estados Unidos, Barack Obama, celebra hoy sus 49 años sin familia, pero en su casa de Chicago, ya que Michelle y Sasha, su hija menor, están en España y Malia permanece en un campamento de verano.El presidente, según su portavoz, Robert Gibbs, tiene pensado cenar con unos amigos en la ciudad desde la que se lanzó al estrellato político y luego dormirá en su cama y en su casa, en el barrio de Hyde Park, en Chicago.Hasta entonces, el de su cumpleaños habrá sido un día de trabajo "normal" .Por la mañana, pronunció un discurso optimista sobre el curso de la economía de EE.UU. ante la mayor federación sindical estadounidense, la AFL-CIO, y luego entregó las medallas Ciudadanos 2010, con las que premió a 13 personas que se han destacado por su trabajo comunitario.Al final del acto, cuando ya abandonaba el salón, los congregados le cantaron el Feliz cumpleaños. Pero eso fue todo. No hubo tarta.Recibió cientos de felicitaciones y, según ha reconocido él mismo con humor, ya dedica algunos ratos a pensar por qué su pelo está cada día más blanco y por qué su metabolismo está cada vez más lento.Mañana, a primera hora, tiene previsto visitar en Chicago una planta de Ford y asistir a un par de actos de recaudación de fondos porque, no en vano, noviembre y las elecciones en las que se renovará el total de la Cámara de Representantes y un tercio del Senado están ya a la vuelta de la esquina.Las mismas no se presentan fáciles para el partido Demócrata, ya que en las elecciones de medio tiempo tradicionalmente el partido en el Gobierno sufre un retroceso electoral. Este año no parece que las cosas vayan a ser diferentes.Para cuando termine con estas visitas por la tierra que los Obama llaman "casa" , Michelle ya estará a punto de regresar de España y unos dÍas después, el 14, viajarán al Golfo para disfrutar de una corta estancia en el área azotada por el peor vertido de crudo de la historia del mundo.A finales de agosto, el presidente, su esposa -Michelle-, y sus dos hijas -Malia y Sasha, de doce y nueve años- pasarán diez días, como el año pasado, en la exclusiva isla de Marthas Vineyard, frente a las costas de Massachusetts.Después, los mayores irán a trabajar y las niñas volverán al colegio.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad