Pistolero asesinó a 34 personas en mercado de Nigeria

Pistolero asesinó a 34 personas en mercado de Nigeria

Mayo 03, 2012 - 12:00 a.m. Por:
AP I Elpaís.com.co

Al parecer un grupo de ladrones lanzó el ataque para vengarse de que uno de sus secuaces hubiera sido quemado vivo horas antes, cuando intentaba robar ganado.

Por lo menos 34 personas murieron en un ataque a un mercado ganadero, así lo confirmaron funcionarios y testigos. Un grupo de ladrones lanzó el ataque para vengarse de que uno de sus secuaces hubiera sido quemado vivo horas antes, cuando intentaba robar ganado.La cifra podría ser mayor en el ataque a Potiskum, un pueblo en el estado nigeriano de Yobe, ya que los musulmanes suelen enterrar rápidamente a sus muertos.La violencia comenzó el miércoles, cuando _según testigos_ los pistoleros entraron a los tiros en el mercado de Potiskum tratando de robarse ganado. Los testigos dijeron que tres personas en el mercado murieron y que una cuarta, supuestamente del grupo de los ladrones, fue quemada viva. La policía confirmó el ataque pero no dio detalles.Esa noche los pistoleros regresaron, dispararon contra los que vivían en el lugar y prendieron fuego al mercado, según los testimonios. El jueves, el hospital general de Potiskum recibió 34 cadáveres por el ataque, dijo un funcionario allí, que habló con la condición del anonimato por no estar autorizado a hablar con la prensa.Nwakpa O. Nwakpa, un vocero de la Cruz Roja de Nigeria, dijo que por lo menos 33 personas resultaron heridas. Un portavoz de la Agencia Nacional de Emergencias anunció que las autoridades trataban de llegar hasta ese pueblo rural.El ataque no parece obra de la secta radical islámica Boko Haram, que libra una guerra contra el débil gobierno central de Nigeria. Los testigos del ataque del miércoles dijeron que el ladrón quemado vivo por los pastores hablaba igbo, un idioma del sudeste cristiano.Boko Haram ha atacado Potiskum antes. El área es parte de una región que el presidente Goodluck Jonathan puso bajo gobierno de emergencia debido a los ataques de la secta. Ese régimen de emergencia otorga poderes adicionales a militares y policías. Pero el ataque al mercado pecuario pone de manifiesto los límites del poder del gobierno central en las zonas rurales. El robo de ganado sigue siendo común en el norte.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad