Obama se la jugará por los ilegales en Estados Unidos

Obama se la jugará por los ilegales en Estados Unidos

Junio 29, 2010 - 12:00 a.m. Por:
Resumen de agencias
Obama se la jugará por los ilegales en Estados Unidos

Expectativa. Los inmigrantes confían en que Obama en su discurso del jueves anuncie una demanda contra la Ley de Arizona, que endureció la medidas contra los ilegales en ese estado.

En un comunicado, el Gobierno indicó que el Mandatario hablará sobre “la necesidad de arreglar el sistema de inmigración fracasado mediante una reforma migratoria exhaustiva” en una intervención que hará en la Facultad de Diplomacia Internacional de la American University.

El Presidente de Estados Unidos, Barack Obama, quiere pisar el acelerador para buscar salida al problema de los inmigrantes sin papeles y este jueves, en un discurso, se pronunciará sobre una reforma del sistema de inmigración, según anunció ayer la Casa Blanca.En un comunicado, el Gobierno indicó que el Mandatario hablará sobre “la necesidad de arreglar el sistema de inmigración fracasado mediante una reforma migratoria exhaustiva” en una intervención que hará en la Facultad de Diplomacia Internacional de la American University.El anuncio se produce pocas horas antes de que el Presidente estadounidense se reúna con el ‘caucus’ hispano del Congreso para tratar sobre la reforma migratoria.Aunque la Casa Blanca no lo precisó, se considera que en ese discurso el Mandatario podría anunciar formalmente la interposición de una demanda de su Gobierno contra la ley de inmigración de Arizona, que Obama ha denunciado como “mal concebida” y que puede dar pie a discriminación racial contra los hispanos.En su rueda de prensa diaria, el portavoz de la Casa Blanca, Robert Gibbs, indicó que en el discurso Obama “reiterará su deseo de avanzar” en la reforma migratoria y su creencia de que no se puede “dejar en manos de los estados mediante un batiburrillo de leyes”.El Presidente estadounidense también pedirá a los republicanos que den su apoyo a los esfuerzos para reformar el sistema migratorio y recordará que ese partido ha respaldado una reforma en el pasado. “Sólo con el apoyo republicano podremos lograrla”, reiteró Gibbs.Obama se reunió el lunes con grupos a favor de la reforma, en un encuentro donde se analizó la problemática y las formas de recabar apoyo republicano en el Congreso para que la propuesta pueda salir adelante.El Mandatario ha reiterado en varias ocasiones que necesita votos republicanos para llevar a cabo la reforma migratoria, una de sus promesas durante la campaña electoral, pues los votos demócratas en el Senado, 58, no son suficientes para garantizar la aprobación, algo para lo que se necesita un mínimo de 60 sí.En el encuentro del lunes, Obama reiteró su apoyo a la propuesta marco de los senadores Charles Schumer y Lyndsey Graham e insistió en que para garantizar la seguridad en la frontera se “requiere realmente una reforma migratoria integral”.Se necesita una propuesta que “aborde cuidadosamente la necesidad de asegurar más nuestras fronteras y pedir responsabilidades tanto a los trabajadores que están aquí ilegalmente, como a los empleadores sin escrúpulos que esquivan el sistema” , según Barack Obama.Plan fronterizo, sin plataEl plan para la seguridad fronteriza por US$600 millones lanzado por el presidente Obama parece tenerlo todo: más de 1.000 agentes, siete equipos de combate al tráfico de armas, cinco grupos de trabajo de la FBI así como más fiscales y jueces migratorios, pero le falta dinero para ayudar a las cortes penales.Se necesitarían US$40 millones de para ayudar a las de por sí rebasadas cortes federales en la frontera entre México y Estados Unidos, que se verán inundadas con nuevos casos de narcotráfico y otros delitos, dijo un funcionario judicial.“La carga de trabajo que hay actualmente en la frontera suroeste es abrumadora” , dijo James Duff, director de la Oficina Administrativa de las Cortes Federales.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad