Novelista francesa demandará a Strauss-Kahn por intento de violación

Julio 04, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co | AP

El exdirector del FMI contraatacó a su nueva acusadora e instruyó a su equipo de abogados para que interpongan una demanda por difamación contra la escritora, que lo acusa de agredirla sexualmente en 2002.

Una novelista francesa presentará el martes una demanda penal contra Dominique Strauss-Kahn en la que acusará al exdirector del FMI de intento de violación, anunció este lunes el abogado de la escritora.La noticia aumentó las posibilidades de que comience una nueva investigación por ataque sexual, mientras en Estados Unidos se tambalea un caso similar contra el exdirector del Fondo Monetario Internacional.El nuevo caso puso en duda la situación legal de Strauss-Kahn en su país natal e inyectó más incertidumbre a un intenso debate en Francia sobre si él podrá retomar su carrera política e ingresar oficialmente a la campaña por la presidencia del país.Tristane Banon, de 31 años y también periodista, indicó que piensa presentar una demanda penal el martes, donde acusará a Strauss-Kahn de intentar violarla.Strauss-Kahn contraatacó a su nueva acusadora e instruyó a su equipo de abogados para que interpongan una demanda por difamación contra la escritora, que lo acusa de agredirla sexualmente en 2002.El caso de ataque sexual que encara el exdirectivo en Nueva York se debilitó fuertemente la semana pasada al surgir serias dudas sobre la credibilidad de la escritora, quien lo acusó de obligarla a practicarle sexo oral.Strauss-Kahn, quien siempre se ha declarado inocente, fue liberado la semana pasada de su arresto domiciliario sin necesidad de fianza.Como resultado, Francia se desgastaba el lunes por la cuestión de si el político del Partido Socialista podría -o debería- revivir su antiguo sueño de competir con el impopular presidente Nicolas Sarkozy, un conservador.Los partidarios de Strauss-Kahn sufrieron un nuevo golpe en cuestión de horas, cuando el abogado de Banon anunció que presentaría la querella en París en un día más.En 2007, Banon dijo en un programa de televisión que había sido atacada cinco años antes por un político al que entrevistaba para un libro. Más tarde identificó al hombre como Strauss-Kahn.La escritora lo acusó de desgarrarle el sostén para abrirlo y de tratar de desabrocharle los pantalones en 2002. El abogado dijo que ella decidió abstenerse entonces de presentar cargos porque la persuadió su madre, que era una consejera regional del Partido Socialista, al que pertenece Strauss-Kahn.Banon decidió revelar su caso después de que el exdirector del FMI fue arrestado el 14 de mayo en Nueva York. Koubbi había dicho antes que no se presentaría una demanda hasta que no concluyera el juicio en Estados Unidos, porque los dos casos debían mantenerse separados, pero el lunes dijo a The Associated Press que Banon había decidido interponer la demanda ahora en lugar de esperar.En un comunicado difundido el lunes, los abogados de Strauss-Kahn dijeron que su cliente "siempre ha dicho que el incidente descrito desde 2007 por la señora Banon es imaginario" ."El subraya que esta demanda se presenta en un momento muy conveniente, justo cuando ya no existe la menor duda sobre la falsedad de las acusaciones en su contra en Estados Unidos" , dijeron los abogados Henri Leclerc y Baulieu Frederique en el comunicado conjunto.Si Banon entabla su querella, el fiscal puede realizar una investigación preliminar para determinar si hay suficientes pruebas que respalden los cargos contra Strauss-Kahn. Luego de los cargos preliminares sigue una investigación más extensa, que a veces puede durar años, para determinar si el caso debe ir a juicio.Los fiscales podrían decidir no promover el juicio aún si hallan pruebas de que Strauss-Kahn cometió un contacto sexual por la fuerza que no llegara a un intento de violación.El plazo de prescripción del delito de agresión sexual es de tres años en Francia, mientras que las acusaciones de intento de violación pueden presentarse hasta un máximo de 10 años después del supuesto delito.Antes del anuncio de Koubbi, Francia estaba dividida en torno a si le gustaría que Strauss-Kahn regresara a la vida pública: dos encuestas mostraban a la gente casi dividida por igual entre quienes pensaban que debía regresar y quienes creían que su carrera política había terminado.El posible reingreso del exjefe del FMI a la política francesa sería un cambio radical en una campaña que ya se vio sacudida por su arresto en Nueva York. Meses antes de ese escándalo, el socialista encabezaba las encuestas y era considerado como el principal contendiente en las elecciones de 2012 en la quinta mayor economía del mundo.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad