Marine Le Pen, líder de la extrema derecha francesa, rompe relaciones políticas con su padre

Marine Le Pen, líder de la extrema derecha francesa, rompe relaciones políticas con su padre

Abril 08, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co l AFP
Marine Le Pen, líder de la extrema derecha francesa, rompe relaciones políticas con su padre

La decisión fue tomada después que Jean-Marie Le Pen hiciera controvertidas declaraciones en una entrevista dada a un periódico considerado antisemita.

La decisión fue tomada después que Jean-Marie Le Pen hiciera controvertidas declaraciones en una entrevista dada a un periódico considerado antisemita.

La ruptura está consumada entre la presidenta del Frente Nacional, Marine Le Pen, y su padre Jean-Marie, fundador del partido de extrema derecha francés, privado de elecciones por su hija tras nuevas provocaciones que comprometen el proceso de "normalización" de la formación.

Marine Le Pen anunció este miércoles en un comunicado que se opone a la candidatura de su padre a las próximas elecciones regionales, decisión tomada después que Jean-Marie Le Pen hiciera controvertidas declaraciones en una entrevista dada a un periódico considerado antisemita.

"Jean-Marie Le Pen pareciera haber entrado en una verdadera espiral entre estrategia de tierra quemada y suicidio político" , escribió Marine Le Pen.

"Dada la situación, he informado a Jean-Marie Le Pen que me opondré" a su candidatura a las elecciones regionales previstas en 2015, agregó la dirigente del FN, que se esfuerza desde hace años en presentar a su formación como un "partido normal" y cambiar la imagen ultraderechista heredada de su padre.

Y sus esfuerzos dieron resultados. Marine Le Pen es hoy una figura inevitable del tablero político francés, al que impuso sus temas, y el FN confirmó su implantación el mes pasado, obteniendo el 25% de los votos en las elecciones departamentales.

Esta es la primera vez que la presidenta del FN va más allá que la simple condena de declaraciones de su padre, oponiéndose a su candidatura y anunciando su intención de "reunir rápidamente un buró ejecutivo a fin de abordar con él los medios de proteger de la mejor manera los intereses políticos del FN", partido que Jean-Marie Le Pen cofundó en 1972 y cuya dirección transmitió a su hija en 2011.

Jean-Marie Le Pen, de 86 años de edad, presidente honorario del FN y diputado europeo, quería representar a su partido en las elecciones regionales de Provenza-Alpes-Costa Azul.

En la entrevista dada al semanario de extrema derecha Rivarol y publicada este martes, Jean-Marie Le Pen defendió la memoria del mariscal Philippe Pétain, artífice de la colaboración de Francia con la Alemania nazi, y criticó la estrategia de su hija al frente del FN.

La semana pasada, Jean-Marie Le Pen había reiterado sus declaraciones sobre las cámaras de gas de los campos de exterminio nazis, afirmando que eran un "detalle" de la historia.

Esas palabras le valieron en el pasado una condena judicial. El vicepresidente del FN, Florian Philippot, afirmó en un tuit que la "ruptura política con Jean-Marie Le Pen es ahora total y definitiva" y que "se tomarán decisiones rápidamente" .

Por su parte, Louis Aliot, también vicepresidente del FN, estimó que "los desacuerdos políticos" con Jean-Marie Le Pen son "ahora irreconciliables", tras sus declaraciones a Rivarol, que calificó de "pasquín antisemita".

El buró ejecutivo del FN podría reunirse el jueves, indicó a la AFP un allegado de Marine Le Pen, precisando que no cree "que sea posible" retirar a Jean-Marie Le Pen su cargo de presidente honorario, pero que podrían plantearse medidas "disciplinarias".

Esa instancia, la más alta del partido, está formada por nueve personas, entre ellas el propio Jean-Marie Le Pen, que como presidente honorario es miembro de todas las instancias dirigentes.

En los estatutos del FN, que datan de de 2011, no se contempla un procedimiento para retirar ese título honorario. En cambio, podría ser posible una exclusión.

Una ruptura definitiva con el fundador "no cambiaría fundamentalmente la naturaleza del FN, pero tendría un muy fuerte valor simbólico" , estima el politólogo Sylvain Crépon, especialista de la extrema derecha.

No obstante, Jean-Marie Le Pen "no puede ser desalojado tan fácilmente" . Presidente vitalicio, "se batirá hasta el final" , agregó.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad