La cruda tragedia de la fauna

La cruda tragedia de la fauna

Junio 30, 2010 - 12:00 a.m. Por:
AP | Elpais.com.co

Una página web que actualiza a diario las muertes de animales por el derrame de petróleo en el Golfo de México indicó que van 1.165 aves, 436 tortugas y 51 mamíferos afectados. Muchos huyen hacia otras zonas. El desastre apenas comienza, dicen los científicos.

Día tras día, los científicos en botes siguen contando las aves, tortugas y otras criaturas muertas producto del derrame de petróleo en el Golfo de México, que ya lleva más de dos meses. A primera vista, las imágenes son más dramáticas que las cifras, dada la magnitud del desastre. Una página web que actualiza diariamente las muertes de animales por esta causa indicó que van 1.165 aves, 436 tortugas y 51 mamíferos afectados (www.dailydeadbirds.com).En 1989, cuando el desastre del Exxon Valdez en Alaska, murieron 250.000 aves y 2.800 nutrias marinas.Sin embargo, en este caso el fenómeno estaría siendo otro. Los investigadores lo atribuyen a varias razones: la vastedad del derrame significa que los científicos hallan apenas una fracción de los animales muertos. Muchos se hunden hasta el fondo, donde son devorados por otras criaturas. Adicionalmente, grandes cantidades de aves mueren en el corazón de los pantanos de Luisiana, donde buscan refugio. Los biólogos marinos que estudian los efectos del desastre observan algunos fenómenos extraños. Los peces y otra fauna silvestre parecen huir del petróleo en el Golfo de México para reunirse en las aguas menos contaminadas de la costa, una tendencia que despierta preocupación.Lisas, cangrejos, rayas y peces pequeños se congregan por millares en torno a un muelle en Alabama. Aves empetroladas se arrastran a las ciénagas.La presencia de los animales cerca de la costa significa que su hábitat está contaminado y la consiguiente sobrepoblación podría provocar una mortandad masiva a medida que se agota el oxígeno. Además, los animales se vuelven presa fácil para los depredadores.Visita del vicepresidenteEl vicepresidente de Estados Unidos, Joseph Biden, aseguró ayer que el derrame de petróleo amenaza los hilos económicos, ecológicos y culturales que componen un “modo de vida verdaderamente único” en la zona.Biden visitó la costa de Luisiana, en su primer viaje para supervisar las tareas de lucha contra el vertido generado tras la explosión el pasado 20 de abril de la plataforma Deepwater Horizon.En declaraciones en Nueva Orleans, el vicepresidente aseguró que esta zona “es uno de los pocos sitios donde el ecosistema natural y el ecosistema cultural son la misma cosa”.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad