Kenia bombardea dos campos de Al shebab en Somalia

Abril 06, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co l AFP
Kenia bombardea dos campos de Al shebab en Somalia

Al shebab es el grupo señalado de cometer la masacre en Kenia, donde murieron 148 estudiantes.

Al shebab es el grupo señalado de cometer el ataque en Kenia donde murieron 148 personas.

La aviación keniana bombardeó este lunes en el sur de Somalia dos campos de los shebab, cuatro días después de que los insurgentes islamistas mataran a 148 personas en una universidad de Kenia, indicó el ejército.

Lea también: Identifican a un joven implicado en masacre de 148 personas en Kenia

Los bombardeos, que según el ejército keniano destruyeron dos bases de estos insurgentes relacionados con Al Qaida, coinciden con el segundo día de luto nacional en Kenia por la masacre del jueves mientras las fuerzas de seguridad siguen buscando a los responsables.

La matanza, la más grave en Kenia desde el ataque en 1998 contra la embajada estadounidense en Nairobi, mató a 142 estudiantes, tres policías y tres soldados.

"Bombardeamos dos campos shebab en la región de Gedo" , dijo el portavoz del ejército David Obonyo sin dar ningún balance de víctimas en esta región, fronteriza con Kenia.

"Dos objetivos fueron alcanzados y extraídos, los dos campos fueron destruidos", afirmó.

Los ataques llegan tras las amenazas del presidente keniano, Uhuru Kenyatta, que anunció represalias "lo más severas posibles" contra los shebab.

El asalto tuvo lugar de madrugada en Garissa, en el este de Kenia, cuando los shebab entraron en las residencias de la universidad, reunieron a los estudiantes no musulmanes y los exterminaron, en lo que Kenyatta describió como "una matanza medieval bárbara".

Desde 2011, el ejército keniano lleva a cabo ataques aéreos en el sur de Somalia contra las bases de los shebab y más tarde se incorporó a la fuerza de la Unión Africana que lucha contra los islamistas.

"Los bombardeos forman parte de un proceso en marcha el un compromiso en la lucha contra los shebab continuará" , aseguró el portavoz del ejército.

En 2011 los shebab huyeron de Mogadiscio, la capital somalí, pero siguen luchando contra la Misión de la Unión Africana en Somalia (Amisom, por sus siglas en inglés), que incluye soldados de Burundi, Yibuti, Etiopía, Kenia y Uganda.

Como respuesta a su participación en la Amisom, los shebab han llevado a cabo ataques de represalia en varios países, principalmente Kenia y Uganda.

Los shebab, que en septiembre de 2013 mataron a 67 personas durante el sitio de cuatro días del centro comercial Westgate en Nairobi, amenazaron el sábado con una "larga y horrible guerra" a menos que Kenia retire sus tropas en Somalia.

Hasta ahora cinco personas han sido arrestadas por su implicación en el ataque de Garissa, dos en la universidad y otras tres que presuntamente "coordinaron" la matanza y estaban huyendo hacia Somalia.

Uno de los arrestados en la universidad es un guardia de seguridad de Tanzania que estaba "escondido en el techo" en posesión de varias granadas, dijo el ministerio del Interior.

El gobierno ha ofrecido una recompensa de 215.000 dólares (unos 200.000 euros) por la captura del líder shebab Mohamed Mohamud, un keniano que fue maestro y que es el presunto autor intelectual del ataque.

Uno de los cuatro shebabs muertos en el ataque también es keniano, lo que demuestra la capacidad de los islamistas para reclutar a sus miembros también en Kenia.

Se trata de Abdirahim Abdullahi, de origen somalí, que según el portavoz del ministerio del Interior Mwenda Njoka era un joven prometedor que estudiaba derecho y según los que le conocían iba a convertirse en un "abogado brillante".

El padre de Abdullahi, un empleado del gobierno en la región de Mandera, "indicó a las autoridades que su hijo había desaparecido y que sospechaba que se había ido a Somalia" , indicó el portavoz.

Los investigadores forenses, con ayuda de expertos extranjeros, siguen inspeccionando el lugar de la matanza y los 600 estudiantes que sobrevivieron ya han abandonado el lugar.

Muchos de los familiares de las víctimas siguen esperando los restos de sus allegados en la principal morgue de Nairboi. 

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad