Hija de Beatriz, la salvadoreña que pedía un aborto, murió horas después de nacer

Hija de Beatriz, la salvadoreña que pedía un aborto, murió horas después de nacer

Junio 04, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co | EFE

Beatriz pedía un aborto en el país centroamericano, en donde el procedimiento está prohibido bajo cualquier circunstancia, pues su hija no tenía cerebro y ella sufre de lupus.

El equipo médico del Hospital de Maternidad operó con éxito el lunes a Beatriz, la joven salvadoreña de 22 años que padece de lupus e insuficiencia renal, y cuya batalla por que le practicaran un aborto generó atención mundial. La ministra de Salud, María Isabel Rodríguez, confirmó que Beatriz (nombre con el que la han identificado) fue operada por el equipo médico del Hospital de Maternidad de esta capital y que la niña nació con vida, "pero murió cinco horas después". "Es una niña que lamentablemente nace en unas condiciones que ya habían adelantado los estudios previos, no tiene cerebro (formando totalmente), tiene algunos restos de cerebelo... pero lamentablemente fallece a las siete de la noche", dijo en un programa de entrevistas en la televisión local. Afirmó que el equipo médico que atendió a Beatriz le brindó todo el cuidado a la niña, incluyendo colocarla en una incubadora y la administración de "las sustancias necesarias para ver si sobrevive, pero fallece". Beatriz empezó a presentar contracciones uterinas desde la noche del domingo, afirmó, y que no se podría hacer un parto espontaneo debido a que recientemente se le practicó una cesárea, y que si se hubiese permitido que el parto evolucionara, "ella estaba expuesta a una ruptura del útero" . En cuanto a la madre "se está recuperando", dijo Morena Herrera, de la Colectiva Feminista para el Desarrollo Local, que ha apoyado a la joven para interrumpir el embarazo. Rodríguez agradeció el apoyo de la comunidad internacional "que ha sido tan solidaria y ha estado muy cerca para decirnos que salváramos la vida de Beatriz que se ha convertido en un símbolo en el mundo y hemos respondido a ella con el cuidado de la madre". La lucha de Beatriz Cuando tenía 18 semanas de gestación, los abogados de Beatriz presentaron un recurso de amparo ante la Sala de lo Constitucional pidiendo la autorización para interrumpir el embarazo, aunque las leyes salvadoreñas penalizan todas las formas de aborto, incluso el terapéutico. Las pruebas de ultrasonido mostraban que el feto no tenía cerebro y que su vida fuera del útero sería imposible. Los médicos han declarado que la mujer podía morir si continuaba con el embarazo, pero no le habían proporcionado el tratamiento que necesitaba por temor a que si interrumpían el embarazo podrían ser procesados bajo las estrictas leyes sobre el aborto, que contemplan entre dos y ocho años de prisión para los culpables. Pero también ha habido casos en que la Fiscalía General de la República acusa a las madres de homicidio, por lo que pueden ser condenadas hasta 30 años de cárcel. La Corte Interamericana de Derechos Humanos falló que El Salvador debe proteger la vida y la integridad de Beatriz, y ayudarla a interrumpir el embarazo. El fallo no influye sobre la resolución del caso porque el gobierno salvadoreño ya había decidido proteger la vida de la mujer. Amnistía Internacional declaró también que "el gobierno debe cumplir la orden de la Corte Interamericana y garantizar que los médicos intervengan ante que Beatriz sufra daños de salud a largo plazo"

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad