Exposición fotográfica de internos revela la historia de emblemático manicomio de México

Exposición fotográfica de internos revela la historia de emblemático manicomio de México

Agosto 05, 2010 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co | Agencia EFE

Las imágenes pertenecen a colecciones privadas, algunas propiedad de los doctores que trabajaron en el manicomio y de periodistas que se hicieron pasar por internos para contar sus historias.

Una exposición fotográfica sobre internos que ocuparon el emblemático manicomio 'La Castañeda' revela la historia de ese sitio llamado 'el palacio de la locura, fundado en 1910 en Ciudad de México y que operó durante 58 años.'La Castañeda' fue inaugurada por el entonces presidente de México, el dictador Porfirio Díaz, como parte de los festejos del centenario de la Independencia de ese país.La institución fue el hogar de más de 70.000 pacientes ricos, pobres, adictos, criminales, epilépticos e inclusive gente sana que pagaba por estar ahí, informó este jueves a Efe el historiador Andrés Ríos.El Museo Archivo de la Fotografía de Ciudad de México será el escenario en el que, desde el 5 de agosto y hasta el próximo 14 de noviembre, la exposición 'La Castañeda. Imágenes de la locura cien años después', mostrará 83 fotografías sobre el inmueble y los internos.Las imágenes pertenecen a colecciones privadas -algunas propiedad de los doctores que trabajaron en el manicomio y de periodistas que se hicieron pasar por internos para contar sus historias-, al Instituto Nacional de Antropología e Historia (Inah) y al archivo Manuel Ramos."Cada fotografía reconstruye el panorama de un México que a finales del siglo XIX estuvo lleno de dramas sociales y familiares, así como conflictos laborales, económicos y domésticos, es decir, son el reflejo de la realidad social de ese entonces que incluso se vio demográficamente determinada por el número y procedencia de los internos del manicomio", aseguró Ríos.Fotografías sobre la instalación de la primera piedra del inmueble, la construcción del manicomio en 1909, el magno evento de inauguración, las fachadas, los interiores, retratos de los internos, fotos de la vida cotidiana, las mujeres haciendo manualidades, los hombres trabajando en las granjas y los internos haciendo deportes, integran la muestra.Según Ríos, el manicomio fue para la elite mexicana la oportunidad de demostrar que México entraba a la modernidad, primero con un inmueble majestuoso de diseño parisino y segundo evitando que las calles se "afearan" con indigentes, locos y enfermos.'La Castañeda' estuvo asentada en el antiguo pueblo de Mixcoac y en sus inicios operó como hacienda donde se fabricaba pulque (bebida alcohólica extraída del maguey) y un sitio de descanso.Al convertirse en manicomio, sus instalaciones dieron lugar a pabellones para albergar a internos.En el pabellón de los 'distinguidos' fueron atendidos familiares de la elite mexicana, y en otros a los epilépticos, criminales, indigentes, adictos y alcohólicos.La institución psiquiátrica atravesó a partir de la década de 1920 una gran crisis debido a la falta de recursos, el hacinamiento, las condiciones de insalubridad, la dieta precaria, la corrupción de los empleados y el maltrato por parte de los vigilantes que dicen haber sufrido los pacientes."Una vez clausurado el manicomio el Gobierno mantuvo el mismo principio de mantener a los enfermos psiquiátricos fuera de la ciudad y los envió a granjas lejanas", concluyó RÍos.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad