El mundo entero condena el ataque contra el consulado de EE.UU. en Bengasi

Septiembre 12, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Elpaís.com.co | EFE

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, extendió sus condolencias a las víctimas del atentado.

Este es el video de un productor independiente californiano que se ha extendido en internet, en el que se critica y se hace mofa de la fe musulmana.La ONU condenó este miércoles el ataque contra el consulado de Estados Unidos en la ciudad libia de Bengasi, en el que murió su embajador en Trípoli, Chris Stevens, y otros tres ciudadanos estadounidenses."Condenamos en los términos más enérgicos el ataque y extendemos nuestras condolencias a las familias de los libios y estadounidenses fallecidos", afirmó el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, en un comunicado distribuido por su oficina.El máximo responsable de la ONU recordó a las autoridades libias su obligación de proteger las instalaciones diplomáticas y su personal, y dio la bienvenida al anuncio del Gobierno de Trípoli de trabajar para llevar ante la justicia a los responsables.Ban extendió también sus condolencias al Gobierno estadounidense por el ataque en el consulado en Bengasi.Previamente, el subsecretario general para Asuntos Políticos, Jeffrey Feltman, de nacionalidad estadounidense, reiteró que la ONU rechaza la difamación de la religión "en todas sus formas", pero advirtió que "no hay justificación para este tipo de violencia".El ataque contra el consulado de Estados Unidos en Bengasi se produjo después de una protesta frente a la sede del consulado por un video realizado en Estados Unidos y que supuestamente ofendía a Mahoma.Feltman recordó que la ONU está comprometida a hacer "lo mejor posible" para apoyar el actual proceso de transición en Libia y ayudar al pueblo libio a alcanzar su aspiración de vivir en un país "seguro, democrático, unido y próspero".Por su parte, la embajadora de EE.UU. ante la ONU, Susan Rice, lamentó la muerte "trágica y sin sentido" del embajador Stevens y dijo que el pueblo libio pierde a un "amigo cercano" que estuvo a su lado "durante la revolución y en la etapa posterior.El ataque también se llevó el rechazo del Consejo de Seguridad de la ONU, que emitió un comunicado de condena en el que reiteraron que este tipo de actos son "injustificados" y destacaron la importancia de llevar ante la justicia a los responsables.Además, tras recordar el principio fundamental de inviolabilidad de las representaciones diplomáticas, los quince miembros del Consejo llamaron a las autoridades a proteger al personal diplomático y respetar sus obligaciones internacional al respecto.En protesta por el mismo video, miles de manifestantes también se congregaron este martes frente al complejo de la embajada de EE.UU. en El Cairo, sede a la que algunos lograron entrar para arrancar la bandera estadounidense.Por otro lado, se conoció que el secretario general de la ONU nombró al diplomático libanés Tarek Mitri al frente de la Misión de Apoyo de la ONU en Libia (UNSMIL), en sustitución del británico Ian Martin.Mitri asumirá el mando de la UNSMIL, que trabaja desde enero pasado para contribuir a la reconstrucción del país tras ocho meses de guerra y cuatro décadas de dictadura, el próximo 14 de octubre una vez que concluya sus trabajos el embajador Martin. Libia se pronunciaEl embajador libio en Estados Unidos, Ali Aujali, aseguró hoy que Libia seguirá apoyando a Washington en su lucha contra "actos de terrorismo" , al tiempo que condenó el "deplorable" ataque que causó la muerte al jefe de la legación estadounidense en el país árabe, Chris Stevens."El Gobierno de Libia está al lado de Estados Unidos en su oposición contra actos de terrorismo. Estamos comprometidos a llevar a los atacantes que perpetraron los crímenes ante la justicia", indicó en un comunicado Aujali.El representante diplomático de Libia ante Estados Unidos recordó que el embajador Stevens, que falleció anoche junto a otros tres estadounidenses en un ataque de hombres armados contra el consulado de su paÍs en Bengasi, fue clave para la transición en el país norteafricano tras la muerte a manos de los rebeldes del dictador Muamar al Gadafi en octubre del año pasado."El acto que llevó a la trágica pérdida de la vida de Stevens y de otros estadounidenses que sirvieron con él fue perpetrado por un pequeño grupo de criminales y no cuenta con el apoyo del pueblo libio" , afirmó Aujali.Aujali destacó que Stevens trabajó desde abril de 2011 como representante especial ante el Consejo Nacional de Transición (CNT) libio, creado en Bengasi durante la revuelta contra Gadafi, y que ya desde entonces "se enfrentó a grandes desafíos" ."Ayudó a coordinar la respuesta de Estados Unidos a la enorme crisis humanitaria en Libia" durante y tras el conflicto interno en el país, recordó Aujali, que se refirió a Stevens como "un amigo de muchos años" . El mundo rechaza de manera unánime los atentadosLa comunidad internacional repudió los ataques perpetrados contra recintos diplomáticos estadounidenses en Egipto y Libia, y lamentó la muerte del embajador en el último país, Chris Stevens, y otros tres funcionarios en el consulado en Bengasi.La ONU, según señaló su secretario general, Ban Ki-moon, en un comunicado, condena "en los términos más enérgicos el ataque" acaecido en Libia este martes y recordó que las autoridades libias deben proteger las delegaciones diplomáticas situadas en su país.En el mismo sentido, la Unión Europea, a través de un comunicado de la jefa de la diplomacia Catherine Ashton, indicó que el Gobierno libio está en la obligación de "tomar sin retraso todas las medidas necesarias para proteger las vidas de todos los diplomáticos y extranjeros que trabajan en Libia" .El secretario general de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen, quien condenó "rotundamente" el ataque, señaló que "es importante que la nueva Libia continúe avanzando hacia un futuro pacífico, seguro y democrático".El Vaticano clamó por el "respeto profundo por las creencias, los textos, los grandes personajes y los símbolos de las diferentes religiones" , ya que es una indiscutible "premisa esencial de la convivencia pacÍfica de los pueblos", según dijo su portavoz Federico Lombardi.El ataque al consulado estadounidense en Bengasi, al igual que uno previo, también el martes, a la embajada en El Cairo, que no tuvo víctimas, fueron el colofón de manifestaciones de protesta desencadenadas después de que la televisión egipcia diera a conocer imágenes de un video del director israelo-estadounidense Sam Bacile, en el que se critica al Islám y se caricaturiza a Mahoma.Gobiernos de todo el mundo se solidarizaron con EE.UU. y con la familia de las cuatro víctimas y condenaron los ataques.El Gobierno ruso afirmó que condena "firmemente el ataque contra las legaciones extranjeras y sus funcionarios como fenómeno terrorista que no puede tener ninguna justificación".El primer ministro italiano, Mario Monti, subrayó que su país no acepta este "gesto atroz" y permanecerá "al lado de las autoridades de la nueva Libia democrática, que no escatimarán esfuerzos para impedir que la nueva era de Libia sea secuestrada".El presidente francés, Francois Holande, pidió que "se identifique a los responsables y que se les lleve ante la Justicia" .Suiza y España, a través de sus ministros de Asuntos Exteriores, también hicieron llegar sus condolencias al presidente de EE.UU. y a las familias de los cuatro funcionarios muertos en la protesta, que según indicó hoy la cadena CNN citando fuentes oficiales, fue planeada con antelación.Al tiempo, los Gobiernos de Canadá, México, Argentina, Brasil y Chile se mostraron asimismo solidarios con el Gobierno de Estados Unidos."La Presidenta Cristina Fernández de Kirchner y el pueblo argentino expresan su más firme condena al ataque perpetrado ayer contra el Consulado de los Estados Unidos de América en la ciudad de Benghazi" , señala un comunicado de la Cancillería argentina.El Gobierno brasileño, tras repudiar "vehementemente" los ataques, recordó la obligación de que los países observen el principio de inviolabilidad de las representaciones diplomáticas y consulares ", tal como se establece en las Convenciones de Viena de 1961 y 1963.En el mismo sentido, el ministro de Asuntos Exteriores de Canadá, John Baird, dijo que el ataque en Libia fue "sin sentido", y exhortó a las autoridades a que lleven a los "extremistas responsables " ante la justicia.El Ejecutivo chileno "expresa su más enérgica condena al atentado terrorista" cometido en Bengasi y expresó su confianza en que estos hechos " no afectarán el proceso democratizador en el que está empeñada la sociedad libia".En un breve comunicado, la Secretaría de Relaciones Exteriores mexicana (SRE) "expresa su solidaridad al Gobierno de Estados Unidos y a los familiares de las víctimas"."Costa Rica manifiesta su rechazo absoluto al terrorismo en todas sus formas y manifestaciones, y condena particularmente los atentados perpetrados contra objetivos y funcionarios diplomáticos así como cualquier tipo de acción que atente contra la vida e integridad personal de los agentes diplomáticos", indicó la Cancillería de ese país en un comunicado.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad