Conspiración y asociación para delinquir, los delitos imputados al alcalde Ledezma

Conspiración y asociación para delinquir, los delitos imputados al alcalde Ledezma

Febrero 21, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co | AP

La Fiscalía General venezolana fijó como sitio de reclusión para el alcalde mayor de carcas, Antonio Ledezma, la cárcel militar de Ramo Verde, a las afueras de la capital.

El alcalde opositor de la región metropolitana de Caracas Antonio Ledezma fue imputado el viernes por la Fiscalía General por presuntamente incurrir en los delitos de conspiración y asociación para delinquir. Preocupación en América Latina por situación política en Venezuela El Ministerio Público anunció en un comunicado que el alcalde fue privado de libertad y se fijó como sitio de reclusión la cárcel militar de Ramo Verde, a las afueras de la capital, en donde también están recluidos el dirigente opositor Leopoldo López y el exalcalde de la ciudad andina de San Cristóbal, Daniel Ceballos. De acuerdo con lo dispuesto en las leyes venezolanas "cualquiera que, dentro o fuera del territorio nacional, conspire para destruir la forma política republicana que se ha dado la nación, será castigado con presidio de ocho a dieciséis años" . El presidente Nicolás Maduro había anunciado que aplicaría mano dura contra sectores que estuvieran implicados en actividades de conspiración. El arresto de Ledezma ha enturbiado el panorama político de Venezuela, que se encuentra sumida en una profunda crisis económica por una desbordada inflación que cerró el año pasado en 68,5%, severos problemas de desabastecimiento y una recesión que podría agravarse este año por el descenso de los precios del petróleo, la principal fuente de ingresos del país. Cientos de adversarios de Maduro se congregaron pacíficamente el viernes en una plaza del este de Caracas para condenar el arresto del alcalde, que catalogaron de "secuestro" y exigieron que la liberación de Ledezma. En el acto intervinieron varios líderes opositores, entre ellos la exdiputada María Corina Machado, investigada desde el año pasado por su presunto vínculo con un plan para asesinar a Maduro denunciado por el oficialismo. En un acto público llevado a cabo la noche del viernes, Maduro refutó una declaración del vocero de la Casa Blanca, Josh Earnest, en la que afirmó que "el Departamento del Tesoro y el Departamento de Estado están monitoreando de cerca" la situación en Venezuela y "están considerando herramientas que estén disponibles que encaucen al gobierno de Venezuela" . Según Maduro, eso demuestra que Estados Unidos está involucrado en las acciones contra su gobierno, puesto que esas "herramientas son sanciones, agresiones". "Aquí se han confesado, se han quitado la máscara" , insistió. Horas antes, la esposa de Ledezma, Mitzy Capriles, dijo que "su abogado y yo pudimos verlo, me abrazó profundamente y me dijo 'dile a todos los que esperan recobrar la libertad y recobrar la democracia, que el único modo de hacerlo es estar en la calle, no abandonemos la calle" '. En ese sentido, la coalición opositora convocó a un plan nacional de movilizaciones que no implicará grandes concentraciones, sino el acercamiento directo a la población y visitas casa por casa para estimular al electorado de cara a las elecciones parlamentarias de este año. "Nosotros vamos al encuentro con el pueblo" , dijo el secretario ejecutivo de la coalición, Jesús "Chuo" Torrealba. Torrealba indicó que la llamada Mesa de la Unidad Democrática, que agrupa a cerca de una decena de partidos y organizaciones, decidió fijar para el 3 de mayo las elecciones internas para elegir a los candidatos que competirán en los comicios parlamentarios. De igual forma la oposición espera realizar el 27 de febrero y el 8 de marzo grandes eventos simultáneos en varias ciudades del país. La crisis que enfrenta Venezuela también ha arrastrado a la oposición, agobiada por profundas discrepancias entre sus miembros, lo que le ha impedido constituir un fuerte liderazgo y capitalizar el descontento de los venezolanos. El desánimo entre los sectores adversos al gobierno se ha hecho evidente en las últimas marchas a las que han acudido pocas personas. La detención del alcalde metropolitano, el segundo dirigente opositor apresado en un año, reduce las posibilidades de que se abran canales de consenso entre el gobierno y la oposición y presagia tiempos de mayor tensión, estimaron analistas el viernes. El presidente de la encuestadora local Datanalisis Luis Vicente León afirmó que la detención de Ledezma abre la puerta a un "proceso de radicalización mayor" que buscaría generar temor entre los sectores adversos al gobierno y "desviar un poco la atención" para darle al Ejecutivo margen de maniobra en el corto plazo para tomar "medidas de carácter económico que pueden ser muy antipopulares" . León dijo a The Associated Press que esta radicalización, que comenzó este mes con la expropiación de una cadena de mercados y la detención de ocho empresarios por el almacenamiento de grandes cantidades de productos, puede llevar a un "deterioro mayor" del país. "El presidente está poniendo una olla de presión y le está tapando las salidas", agregó. Ledezma, de 59 años, fue detenido el jueves en su oficina por varias decenas de agentes policiales fuertemente armados. Algunos de los agentes iban identificados como miembros de la policía política. La Fiscalía General había dicho en un escrito previo que el alcalde fue detenido por orden de un tribunal local y que sería imputado por estar incurso presuntamente en "hechos conspirativos para organizar y ejecutar actos violentos contra el gobierno". Maduro acusó a Ledezma de estar implicado en una conspiración y presentó como prueba un comunicado titulado "Acuerdo nacional para la transición" publicado recientemente en un diario local y que fue avalado por el líder opositor detenido López y la ex congresista Machado. "El que está detrás de estos atentados golpistas tiene que ir preso y va a pagar en la cárcel, sea quien sea. Ya basta de impunidad", sostuvo el mandatario, que volvió a acusar a Estados Unidos de participar del complot contra su gobierno. Maduro anunció la semana pasada que había sido desarticulado un supuesto golpe de Estado en el que estaban involucrados 11 militares, un empresario, el diputado opositor Julio Borges y Ledezma. Algunos diputados oficialistas anunciaron que iniciarían trámites para retirarle el fuero parlamentario a Borges para procesarlo por el supuesto complot.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad