Chapecó se dispone a velar sus muertos en un adiós multitudinario

Diciembre 03, 2016 - 12:00 a.m. Por:
Elpaís.com.co l AFP
Chapecó se dispone a velar sus muertos en un adiós multitudinario

El club estima que podrían congregarse unas 100.000 personas llegadas de varios puntos de esta próspera región industrial al oeste del estado de Santa Catarina.

Chapecó apuraba el sábado una madrugada oscura a la espera de los cuerpos de los jugadores que les devolvieron con su increíble epopeya en la Copa Sudamericana una ilusión que se estrelló en las montañas de Medellín.

Tres aviones de la Fuerza Aérea Brasileña eran esperados en la madrugada con los féretros de los 51 miembros de la delegación del equipo revelación de la Sudamérica, de vuelta a esta ciudad del sur de Brasil que vive en la congoja desde la noche del lunes.

[[nid:598945;http://contenidos.elpais.com.co/elpais/sites/default/files/imagecache/563x/2016/12/chapecoense_feretros.jpg;full;{Desde Medellín, destino del vuelo chárter que se estrelló con 77 personas a bordo, son enviados a sus países los restos de los futbolistas, directivos del club, periodistas y tripulantes víctimas del siniestro aéreo.AFP-El País}]]

Con las aeronaves que partieron en la tarde del viernes de Medellín ya en tierra, comenzará un cortejo fúnebre por las calles de Chapecó hasta el Arena Condá, el mismo estadio que desbordaba una felicidad desconocida hace diez días.

Bajo el único arco que sigue ahora en pie, el portero Danilo sacó un pie milagroso en el último minuto, que le valió una final soñada, ante el colombiano Atlético Nacional, para un 'Huracán del Oeste' que festejaba lanzado hacia la historia.

Sin asimilar todavía su pérdida, su madre Ilaide Padilha volvió el viernes al estadio donde su hijo de 31 años fue tantas veces feliz. "La sensación es horrible, de mirar y saber que mi hijo va a entrar aquí dentro de un ataúd. Es muy triste recordar aquella imagen suya atajando, no solo aquella parada (contra San Lorenzo), sino aquellos penales (detuvo cuatro contra Independiente en cuartos), él corriendo por el césped con los brazos abiertos, vibrando, mi hijo era todo pasión", afirma conmocionada.

Lea también: Así era Danilo, el arquero al que amaba Chapecó

Organización del dolor

El club estima que podrían congregarse unas 100.000 personas llegadas de varios puntos de esta próspera región industrial al oeste del estado de Santa Catarina. La gran mayoría, sin embargo, deberá seguir el velatorio desde el exterior, a través dos pantallas gigantes. Con una capacidad acorde para este club que hace menos de una década no disputaba ninguna competición nacional, las gradas del Arena Condá solo tienen capacidad para 19.000 espectadores.

Y quienes ingresen al estadio no podrán acercarse a los ataúdes en el césped. Pese a a sus esfuerzos contrarreloj, el mayor desafío logístico de los 99 años de historia de la ciudad la encuentra paralizada y desorientada por un dolor que le sigue quemando.

A la complicada gestión de la muchedumbre, se suma el protocolo de recepción de las diferentes autoridades y figuras del fútbol que acudirán a mostrar su pesar por el mayor accidente aéreo del deporte mundial. El presidente Michel Temer, con bajísimos índices de popularidad, participará de la ceremonia en el aeropuerto, indicó la Presidencia.

También confirmaron su presencia el presidente de la FIFA, Gianni Infantino, y el seleccionador de Brasil, Tite, entre otros. La gran mayoría de los 71 fallecidos serán velados en el estadio. Los otros eran tripulantes bolivianos o periodistas de grandes medios que fletaron vuelos para trasladar los cuerpos, indicó un portavoz de la FAB.

Los cuerpos de cinco bolivianos ya están en su país y también llegaron a sus respectivas naciones los restos de un paraguayo y un venezolano, siete de los miembros de la tripulación.

Temiendo un acto infinito bajo el sol en pleno fin de semana, el Chapecoense descartó la opción de que los hinchas desfilaran por el gramado, con la intención de que el acto dure dos horas.

Luego las familias podrán viajar con sus fallecidos a sus lugares de origen, ya que la mayoría del plantel era de fuera de Chapecó.

Indignación

Convertido ahora en un gigante tanatorio al aire libre, en el césped del Arena Condá se ultimaba el viernes la instalación de unas carpas metálicas en el área de una portería desaparecida, adonde solo podrán acceder este sábado 2.000 personas, familiares y allegados de los fallecidos.

Chapecó solo quiere ahora despedir en paz a quienes fueron el corazón de la ciudad en los últimos años. Un equipo joven que crecía y se atrevía a ser optimista en un Brasil maltratado por la crisis.

Pero al tiempo que se van filtrando nuevos detalles sobre el accidente, y los medios apuntan a posibles negligencias, la indignación de algunos comienza a asomar entre el duelo espiritual de esta ciudad de fuertes convicciones religiosas

"Existe esa irritación, pero al mismo tiempo sentimos el dolor de haberles perdido. Claro que todo el mundo está irritado por lo que está pasando. Fue un error suyo (de la compañía) por el que cayó el avión de nuestra Chapecoense y ahora ya no les tenemos con nosotros", afirmó a Daniela Nunes, una vendedora de 23 años.

De momento, la única luz que encontró Chapecó en el caos ha sido la solidaridad de un mundo que ha sufrido con ellos. "Recibí mensajes no solo de Brasil, sino del mundo, en otras lenguas que ni entiendo, no consigo aceptar más solicitudes en mi Facebook para darme apoyo. Por eso estoy en pie", afirmó la madre de Danilo. "Ellos son ahora mis hijos. Pedí uno, pero gané millares" . 

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad