Cataluña cierra una tensa campaña electoral con vistas a la independencia

Septiembre 27, 2015 - 12:00 a.m. Por:
AFP.
Cataluña cierra una tensa campaña electoral con vistas a la independencia

‘Junts el pixel Si’ (Juntos para Sí) es el eslogan de la campaña que impulsa la separación de Cataluña de España, propósito para el que serán vitales los comicios parlamentarios de hoy, tal como lo han propuesto los independentistas.

el viernes se difundió un video en el que, hablando en catalán, Rajoy les pide a las 7,5 millones de personas que habitan entre los Pirineos y el Mediterráneo que voten contra los independentistas.

Cataluña se acerca a su hora decisiva, luego de que los independentistas se propusieran convertir las  elecciones regionales de este domingo en la victoria que pondría la primera piedra para separarse de España.  Sobre el papel, son solo los comicios para renovar el parlamento de la zona  industrial del noreste ibérico, pero el giro que tomaron llevó a que el propio jefe del gobierno conservador, Mariano Rajoy, desembarcará allí, cargado de respaldos internacionales que esperan hacer mella sobre los catalanes. Incluso, el viernes se difundió un video en el que, hablando en  catalán, Rajoy les pide a las 7,5 millones de personas que habitan entre los Pirineos y el Mediterráneo que  voten contra los independentistas. “Perquè units guanyem (porque unidos ganamos)”, decía, mientras su número dos, Soraya Saénz de Santamaría, aseguraba, en la misma lengua, “yo quiero a Cataluña y quiero a los catalanes”. Todo porque el presidente regional, Artur Mas, se ha empeñado en convertir los comicios en un plebiscito a favor o en contra de constituir una nueva República Catalana en 2017, lo que ha elevado el tenso pulso mantenido con Madrid desde hace tres años.  Sin embargo, Saénz de Santamaría ya advirtió  que “dentro de la Constitución y la ley nos entendemos, y nos entendemos bien. Fuera de la Constitución, no hay capacidad de entenderse”. Lo cierto es que, tras un siglo de desencuentros más o menos intensos con Madrid por la lengua --reprimida durante la dictadura de Francisco Franco-- y la fiscalidad, la paciencia de muchos catalanes se colmó durante la pasada crisis económica. En efecto, furiosos por la invalidación parcial en 2010 por el Tribunal Constitucional de un estatuto regional que aumentaba su autogobierno, los nacionalistas pidieron en vano desde 2012 un referendo de autodeterminación. Y, ante el rechazo del gobierno de Rajoy, organizaron uno simbólico, sin reconocimiento oficial, pero en el que lograron 1,9 millones de votos a favor de la independencia, de un total de 2,3 millones de participantes. Ahora buscan una mayoría de escaños en el parlamento regional (68 sobre 135) para lanzar un proceso de secesión, aunque no tengan la mayoría de los sufragios en las urnas.  Inquietud económicaLas empresas y las finanzas se inquietan por las consecuencias que esto tendría en la economía española, que tras una dura crisis empieza a avanzar a velocidad de crucero, con un crecimiento previsto del 3,3 % en 2015.  Pero está claro que, sin Cataluña, el país perdería un 25 % de sus exportaciones, un 19 % de su PIB, 16 % de su población, a su principal puerta a Europa y a su región más turística. Por eso, este  domingo hace falta “un voto masivo por el sentido común y la responsabilidad”, reclamó Rajoy, quien durante las dos últimas semanas ha desarrollado un arduo trabajo que logró sumar los  apoyos de dirigentes foráneos como Barack Obama, Ángela Merkel, David Cameron y Nicolas Sarkozy,  a su insistente “Cataluña no será independiente”. “Hay una Cataluña mayoritaria que ama a su pueblo y que ama a su tierra, y porque la ama no quiere verla amputada de España y de Europa”, sostuvo el Jefe del Gobierno ibérico en otra intervención.A su vez, sus ministros advierten que una secesión implicaría la salida de la Unión Europea, una tasa de desempleo del 37 % y una caída de las pensiones del 44 %. Si no quieren negociar la secesión, no asumiremos nuestra parte de la deuda española, responden los independentistas. “Ahora que la crisis ha terminado y estamos bien, me da miedo perder esta estabilidad”, dijo entre tanto  Israel Alarcón, un trabajador farmacéutico de 42 años en L’Hospitalet de Llobregat, ciudad dormitorio de Barcelona. Por el contrario, los independentistas de la coalición Junts pel Sí’ (Juntos por el Sí), con conservadores, progresistas y asociaciones civiles sumadas, apelan a la ilusión de un nuevo Estado “más próspero, más justo y más limpio”. “Votaré ‘Junts pel Sí’ para el futuro de mis hijos, para empezar de cero y limpiar el país”, decía Ignasi Martínez, de 37 años, en tanto que  Laura Surell, estudiante de 22 años, aseguraba que “es la decisión más importante de nuestras vidas políticas”, en un multitudinario mitin por el Junts pel Sí. Opiniones divididasLos últimos sondeos apuntan a una mayoría parlamentaria de los independentistas, que rozaría el 50 % de sufragios, pero  según José Pablo Ferrándiz, del Instituto Demoscópico Metroscopia, solo un 20 % o 25 % de los catalanes son realmente independentistas.  Muchos quieren lanzar una “bala de fogueo” que “les permitirá tener una mejor posición para negociar más autonomía”, agrega. En una entrevista, Mas, quien cuenta con el apoyo del partido CDC (centroderecha), la izquierda republicana ERC y destacadas personalidades de la región, entre ellas el técnico de fútbol Pep Guardiola,  reconoció que todavía era posible negociar un nuevo referendo.  Sin embargo, si obtienen la mayoría de votos, “el referendo ya se habrá hecho”, advirtió. La clave para resolver la compleja situación la tendrá el Gobierno formado tras las elecciones legislativas de diciembre, donde Rajoy podría perder el poder.  Mientras, el resto de españoles se preocupan poco por Cataluña, centrados en problemas como el desempleo superior al 22 % que asfixia al país ibérico. 

Por qué es importanteCataluña es clave para  España por su peso demográfico y económico.Es  la segunda  región más poblada del país,  detrás de Andalucía y por delante de Madrid.73 % de los habitantes  de esa zona del país ibérico hablan catalán.14,5 % son extranjeros  y, según el presidente regional Artur Mas, un 70 % son descendientes de abuelos nacidos fuera de Cataluña.De igual forma,  cuenta con más de 586.000 empresas en su territorio geográfico.El desempleo en esta  región   es inferior a la media nacional.El principal socio  comercial  de Cataluña es la Unión Europea.El gigante téxtil  Mango, la energética Gas Natural y el banco Caixabank tienen su sede allí, al igual que  la fábrica de la marca Seat del grupo Volkswagen.En 2014, a Cataluña  llegaron 16,8 millones de turistas, una cuarta parte del total que arribó a España.

 

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad