Canciller mexicano condena "actitud grosera" de Maduro con el resto de países de la OEA

Junio 21, 2017 - 11:06 p.m. Por:
EFE / El País 
Canciller de México

Luis Videgaray, canciller de México

EFE

El canciller mexicano, Luis Videgaray, dijo que la posición de su país respecto a Venezuela no va a cambiar, aunque el Gobierno de Nicolás Maduro se dedique a "agredir verbalmente" no solo a México, sino a todas las naciones de la región y mientras no cambie la situación.

"Ayer observamos un auténtico espectáculo de insultos, de majaderías, por parte de una canciller que era cuestionada por países desde el extremo norte hasta el extremo sur de nuestro continente", indicó en la rueda de prensa de clausura de la 47 Asamblea General de la OEA celebrada en Cancún (México).

La entonces canciller venezolana, Delcy Rodríguez, "profirió agresiones" a varios de los titulares de Exteriores de América, en "lugar de entrarle a un debate sobre la situación de gravedad" que hay en su país, afirmó.

Esa es "la tónica" del Gobierno de Nicolás Maduro frente a todos, "un día le toca a Chile, otro a Brasil, otro a Argentina y otro a México", apuntó.

Pero eso, agregó en su calidad de presidente de la 47 Asamblea General, "eso va a ser absolutamente irrelevante" para definir la postura de México frente a Venezuela.

Lea también: Oposición venezolana crítica votación de la OEA sobre constituyente en ese país

Mientras no se modifique "la situación de extrema gravedad que observamos" en ese país, "no cambiará la postura de México", insistió el ministro, quien refrendó la solidaridad de su Gobierno hacia quienes "hoy están viviendo una situación absolutamente inaceptable".

Aunque lamentó que no se haya logrado aprobar una resolución sobre la crisis de Venezuela porque tres países caribeños se echaron para atrás en el último minuto en la reunión de cancilleres del pasado lunes, y aseguró que hay un mensaje "muy claro" de 20 países que debe ser escuchado en las calles de esa nación.

Esas 20 naciones, entre las que se encuentran México, Estados Unidos, Canadá y Brasil, respaldaron un proyecto de resolución que pedía al Gobierno de Maduro reconsiderar una Asamblea Constituyente, liberar a los presos políticos y establecer un calendario electoral, entre otras demandas.

Al grupo le faltaron tres votos para alcanzar los 23 necesarios, dos tercios de los 34 Estados representados en ese encuentro, para prosperar.

Esa reunión, que siguió a otra celebrada en Washington el 31 de marzo pasado, fue suspendida después de que otro texto presentado por los países de la Comunidad de Caribe (Caricom) se quedara lejos de los 23 votos.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad