Bombas en la maratón de Boston estaban hechas con ollas de presión

Abril 17, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co | AP
Bombas en la maratón de Boston estaban hechas con ollas de presión

Varias personas se reúnen para participar en un servicio religioso en memoria de Martin Richards, el niño de 8 años que murió en el atentado terrorista de este lunes durante el maratón de Boston.

Las autoridades todavía desconocen quién o la razón de los atentados, pero indicaron que los explosivos se encontraban dentro de ollas comunes de presión con metralla.

Los explosivos usados en los mortíferos ataques durante el maratón de Boston estaban en ollas comunes de presión, llenas de bolas metálicas, clavos y otros objetos punzocortantes, y ocultas en bolsas de lona dejadas en el suelo, dijeron investigadores y otras personas cercanas al caso. Sin embargo, las autoridades todavía desconocen quién o por qué lo hizo. Un boletín emitido por las autoridades el martes por la noche incluía la imagen de una olla de presión destruida y una bolsa negra que según el FBI eran parte de una bomba. Los investigadores nuevamente pidieron al público a proveer fotos y videos y reportar cualquier cosa sospechosa que pudieran haber escuchado y que pueda arrojar claves sobre las explosiones en el Maratón de Boston. "El renglón de sospechosos y motivos sigue abierto", dijo en conferencia de prensa Richard DesLauriers, a cargo de la oficina del FBI en Boston. También prometió ir "hasta el fin del mundo" para encontrar a quien lo hizo. En tanto, decenas de personas se congregaron para una vigilia en el parque de Boston Common con cánticos y velas. Muchos de los presentes traían pancartas con mensajes como "Paz aquí y en todas partes" y "Boston, eres nuestro hogar".El presidente Barack Obama dijo que las bombas constituyeron un ataque terrorista, pero confesó que aún no se sabe si fueron obra de una organización extranjera, un grupo interno o "un individuo malvado" . Dijo que "el pueblo estadounidense se niega a ser aterrorizado".Obama planea visitar Boston el jueves para asistir a un servicio interreligioso en honor de las víctimas. Ha viajado cuatro veces a ciudades afectadas por la violencia, más recientemente en diciembre después de la matanza en una primaria de Newtown, Connecticut. DesLauriers confirmó que los investigadores encontraron piezas de plástico negro de una bolsa o mochila, y fragmentos de perdigones y clavos que al parecer estaban dentro de la olla de presión. Los explosivos fabricados con ollas de presión se han utilizado en actos de terrorismo internacional, y la rama de al-Qaida en Yemen los ha recomendado para perpetrar ataques en solitario. Pero también en internet hay información sobre cómo preparar estas bombas, y las autoridades dijeron que no hay que apresurarse a juzgar los vínculos de este ataque con actos terroristas en el extranjero. Por su parte, el Talibán paquistaní, que se responsabilizó de un intento de ataque en 2010 en Times Square, ha negado tener vínculos con las explosiones en Boston. Antes del anuncio del FBI, una persona familiarizada con la investigación aseguró que una de las ollas contenía fragmentos y bolas metálicas y la otra tenía clavos. Una segunda persona informada sobre la investigación confirmó que uno de los explosivos estaba hecho con una olla de presión. La persona dijo que agentes del orden tienen algunos de los componentes de las bombas, pero no sabían aún qué fue usado para detonarlas. Ambas personas hablaron a condición de anonimato porque la investigación está en curso. Dos bombas estallaron en un intervalo de pocos segundos el lunes junto a la meta de una de las carreras más prestigiosas del mundo. Mutilaron piernas y brazos, y dejaron la calle manchada de sangre y llena de cristales rotos. Tres personas murieron, incluyendo un niño de 8 años, y más de 170 fueron heridas. Una niña de nueve años y otro de 10 figuraban entre las 17 personas que están más graves. Un médico que estaba tratando a los heridos dijo que una de las víctimas fue mutilada por lo que parecían ser bolitas de cojinetes o balines. Investigadores federales dijeron que nadie se había atribuido el ataque, que tuvo lugar en uno de los mayores feriados cívicos de la ciudad, el Día de los Patriotas. Pero las explosiones indicaron la posibilidad de otro ataque terrorista en suelo estadounidense. En el Capitolio, el secretario de Defensa Chuck Hagel describió el martes los ataques como un "cruel acto de terrorismo" y prometió que por medio de una investigación exhaustiva se determinará si los perpetradores fueron extranjeros o estadounidenses. Los responsables serán sometidos a la justicia, señaló el jefe del Pentágono, y dijo que los pensamientos y oraciones del personal a su cargo están con la gente de Boston. En todo el país, desde Washington hasta Los Angeles, la policía arreció las medidas de seguridad, monitoreando monumentos y otros sitios prominentes, edificios gubernamentales, instalaciones de tránsito y eventos deportivos. La seguridad era especialmente intensa en Boston, con perros detectores de explosivos olfateando el equipaje de pasajeros de trenes en South Station y la policía de tránsito patrullando con fusiles. La secretaria de Seguridad Nacional Janet Napolitano dijo que no había evidencia de que el ataque fuese parte de un plan más amplio. Pero añadió que se estaba incrementando la seguridad como precaución. Explosivos similares en ollas de presión han sido usados en Afganistán, India, Nepal y Pakistán, de acuerdo con un reporte de inteligencia de julio del 2010 preparado por el FBI y Seguridad Nacional. Así mismo, fue uno de los artefactos explosivos usados en el fallido ataque en Times Square, Nueva York, en mayo de ese año. El Maratón de Boston es una de las carreras más antiguas y prestigiosas del mundo y el lunes participaron unos 23.000 corredores. La mayoría habían cruzado ya la meta para cuando las bombas estallaron, pero miles aún estaban completando el recorrido. El ataque parece haber sido preparado para conseguir el mayor derramamiento de sangre posible: A las cuatro horas del inicio de la carrera es usualmente cuando el área de la meta está más atestada, porque es cuando llegan muchos de los corredores amateur y hay muchos familiares y amigos reunidos para vitorearles. Davis, el comisionado policial, dijo que las autoridades no habían recibido "ninguna información de inteligencia específica de que fuese a suceder algo en la carrera" . El martes, Davis dijo que antes de la carrera se habían realizado dos barridas de seguridad en el área.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad