Banco de los Brics, el nuevo poder financiero mundial

Julio 21, 2014 - 12:00 a.m. Por:
Patricia Lee | Corresponsal de El País .

Cinco economías emergentes se unieron para ser duro contrapeso al FMI y al Banco Mundial.

La sexta Cumbre de los Brics (Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica) culminó en Brasilia con la decisión de fundar el Nuevo Banco de Desarrollo para financiar proyectos de infraestructura y de desarrollo sostenible, con un capital inicial de US$100.000 millones, y con la creación del Acuerdo de Reserva de Contingencia para ayudar con fondos a sus miembros en dificultades financieras.Estas dos instituciones, cuya creación todavía debe ser aprobada por los parlamentos de los países miembros, fueron presentadas como la alternativa de los países en desarrollo al Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional, las dos instituciones que regulan las finanzas mundiales desde hace setenta años, cuando la cumbre de Bretton Woods las creó, y que desde entonces son controladas por los países más ricos del mundo. China, con la segunda economía mundial, tiene menos votos en esas instituciones que Bélgica, Holanda y Luxemburgo, por ejemplo, y el FMI ha sido muy criticado por las duras reformas que exige a los países en problemas que se acercan para pedir su ayuda.Para los miembros del grupo, se trata también de oponer una alternativa política al Primer Mundo. Con Rusia expulsada del G8 y sancionada por los acontecimientos de Ucrania, y con China, que quiere afirmar su papel en el Asia y el mundo, se trata de mostrar la potencia de los países que producen una buena parte de los productos industriales del mundo como China, gran parte de los alimentos como Brasil, y de energía como Rusia.En Fortaleza, el presidente ruso Vladimir Putin, calificó la decisión de formar el nuevo banco como una manera de prevenir el “acoso” a los países cuyas políticas no están de acuerdo con las de Estados Unidos o Europa. El nuevo Banco de Desarrollo funcionará en Shanghai y tendrá un presidente indio, Brasil dirigirá el Consejo de Directores y Rusia el Consejo de Gobernadores. China desembolsará US$41.000 millones, Brasil, Rusia e India colocarán US$18.000 millones cada uno, mientras que Sudáfrica aportará US$5.000 millones. La institución se suma a una serie de bancos que hacen préstamos para infraestructura, salud, educación, desarrollo científico y técnico. Sin embargo, el capital propuesto de US$100.000 millones es muy bajo en relación con las necesidades de infraestructura de los países en desarrollo.El Banco Mundial estima, por ejemplo, que solamente el sur de Asia requerirá US$2.500 millones en los próximos diez años.El Fondo de Contingencia tendrá reglas tan duras para el retiro de recursos que difícilmente pueda convertirse en una alternativa concreta e independiente del FMI. Si Brasil, India o Rusia tuvieran una crisis en su balanza de pagos, podrían pedir una vez y media la cantidad que aportaron, es decir, US$27.000 millones, Sudáfrica podría retirar el doble, es decir, US$10.000 millones, y China solo la mitad, es decir, US$20.500 millones. Pero los países no podrán utilizar inmediatamente todo ese dinero. Se liberarían entre 20 % y 30 % de los recursos como préstamos de corto plazo, mientras se negocian los términos de un préstamo con el FMI. La idea sería que este Fondo actúe como el fondo de auxilio de los países europeos, pero siempre teniendo como control final al FMI.Estrellas de la economía En 2001 Goldman Sachs propuso el acrónimo Bric para agrupar a Brasil, Rusia, India y China, cuatro de las economías que tenían un crecimiento más rápido en el mundo. En 2010 el grupo aceptó a Sudáfrica, agregando una S al final de la sigla. Durante muchos años, los Brics han crecido de una manera sostenida. Comparado por su paridad de poder de compra (PPP son las siglas en inglés), el grupo Brics tiene el 30 % del producto global, mientras que las seis naciones más desarrolladas del mundo cuentan con un 33%. Sin embargo, las diferencias entre los países que lo forman son muy grandes. En el grupo, China es el actor dominante, así como Estados Unidos dirige el grupo de los países desarrollados. Su economía es 28 veces mayor que la de Sudáfrica, y los ingresos per cápita en India son un décimo los de Rusia. Rusia es, a su vez, el mayor exportador de energía y de minerales del mundo, y si se toma el consumo per cápita y por familia, es el mayor de los mercados emergentes, con una clase media de cerca de la mitad de su población, mientras que la de Brasil es apenas un tercio, la de China un quinto y la de India un décimo. A pesar de los avances significativos de India, China y Brasil, los Brics todavía tienen casi la mitad de los más pobres del mundo (1.700 millones de personas).El problema es que, a pesar de su ascenso al estrellato en la década anterior, los Brics han venido bajando su desempeño económico. El índice de mercados emergentes se expandió 270% entre 2000 y 2007, mientras que el Índice de Mercados Desarrollados ganó solo 28 %. Luego vino la crisis mundial de 2008 y los países emergentes perdieron 16 % mientras que los desarrollados crecieron 12 % desde 2008.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad