Así comenzó la jornada electoral en estados claves como Florida y Chicago

Noviembre 06, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co I EFE y AP
Así comenzó la jornada electoral en estados claves como Florida y Chicago

Luego del paso del huracán Sandy, varios centros de votación resultaron afectados en el estado de Nueva York, por lo que tuvieron que ser improvisados algunos lugares para desarrollar los comicios.

Según los candidatos que se disputan la presidencia, la victoria en estados como Boston, Nueva York, Florida y Chicago es fundamental en sus aspiraciones para llegar a la Casa Blanca.

Transcurrida más de la mitad de la jornada electoral en los Estados Unidos, en la que se definirá entre Barack Obama y Mitt Romney quien guiará a la nación más poderosa del mundo durante los próximos cuatro años, aún no hay nada definido y estos comicios siguen presentándose como los más apretados en los últimos años.Sin embargo, varios estados siguen siendo calificados por ambas campañas como "claves" en las aspiraciones hacia la Casa Blanca. Uno de ellos es Chicago, donde sus habitantes se han mostrado entusiasmados frente a la reñida jornada electoral.Será en esta ciudad donde hoy pase la noche el presidente y candidato demócrata a la reelección Barack Obama, que pronunciará un discurso triunfal o de aceptación de la derrota desde el centro de convención McCormick Place una vez que se conozca el veredicto de las urnas.Obama, que realizó una visita sorpresa esta mañana a una oficina de la campaña cerca de su casa en el barrio Hyde Park del sur de Chicago, votó por adelantado el mes pasado.El entusiasmo con su candidatura era palpable hoy en distintos colegios electorales de Chicago, ciudad a la que algunos han bautizado ya como "Obamalandia".Entre los electores más entusiastas estaban los que se dieron cita en la escuela Shoesmith de Hyde Park, donde Obama votó durante la histórica elección del 2008 que lo llevó a la Casa Blanca."Va a ganar. Me lo dice el corazón" , dijo Charlene Baty, una afroamericana jubilada que esta mañana ayudaba a los electores en la escuela Shoesmith y que presenció el voto de Obama en 2008.Las últimas encuestas reflejan un empate técnico entre Obama (48 % de la intención de voto) y su rival republicano Mitt Romney (47 %) , una situación que se repite en estados clave como Virginia, que allanarán el camino hacia la Casa Blanca."Tengo los dedos cruzados", afirmó Suzanne Wint, estudiante de posgrado en la Universidad de Chicago, quien renovó esta mañana su voto de confianza en Obama para un segundo mandato de otros cuatro años."Apoyo su reforma sanitaria, su defensa de los derechos de las mujeres y creo que lo ha hecho muy bien teniendo en cuenta lo mal que estaba el país cuando él llegó" , explicó a Wint, quien bromeó con que si el republicano Mitt Romney gana esta noche las elecciones, solicitará la nacionalidad canadiense.A la espera de que esta noche se resuelva una de las peleas más reñidas de la reciente historia política estadounidense, Obama dijo esta mañana estar "convencido" de tener los votos necesarios para ganar, aunque insistió en que su victoria dependerá de cuántos ciudadanos acudan a las urnas."Animo a todos a ejercitar este precioso derecho por el que algunos lucharon duramente para que lo tengamos" , explicó en unas breves declaraciones a la prensa, durante las que aprovechó para felicitar a Romney por su "enérgica" campaña. Florida atiende con fluidez a los votantesEl proceso de votación para las elecciones generales en Estados Unidos transcurría hoy con fluidez en Florida (sureste) , donde están en juego más del 10% de los votos electorales que los candidatos presidenciales necesitan para acceder a la Casa Blanca."Todo transcurre con normalidad y todo el mundo sabe lo que tiene que hacer. Si alguno tiene dudas, le guiamos paso a paso" , apuntó hoy una empleada de un centro electoral de Miami.Desde primera hora de la mañana se registraba una notable afluencia en las urnas, con gente que incluso hacía cola desde antes de que amaneciera.El sistema de votación "funcionó bien y voté rápidamente", declaró minutos después de depositar su voto el cubano-estadounidense Rolando García, quien explicó que en elecciones pasadas votó por los demócratas, pero en esta ocasión había optado por el candidato republicano, Mitt Romney."Romney en lo que es negocios es más dinámico y lo que hace falta en el país son puestos de trabajo", destacó García, de origen canario, quien reside en EE.UU. desde hace 24 años.En Florida, donde ambos candidatos aparecen empatados en las encuestas, están en juego 29 votos electorales, más del 10 % de los que se necesitan para acceder a la Casa Blanca. Las encuestas reflejaban hasta hoy un empate técnico.Otro empleado electoral comentó que hasta el momento no se han registrado quejas sobre el funcionamiento de las máquinas para emitir votos o en el proceso de votación, que transcurre con fluidez, en parte gracias a la alta participación en las votaciones anticipadas.En la memoria de muchos están los graves problemas que se registraron en Florida en el sistema electoral en 2000, cuando el sistema de votación hizo que se tardaran semanas en dar a conocer que George W. Bush había ganado a Al Gore por 537 votos.A diferencia de esas elecciones, el sistema actual de votación electrónica y de escáner óptico de papeletas garantiza una mayor eficacia en el caso de que sea necesario un nuevo recuento de votos.En Florida, así como en otros seis estados, los 11,7 millones de votantes registrados (el 13 % de ellos hispanos) tienen que presentar una identificación con foto.Nueva York: efectos de tormenta no frenaron a votantesLa participación en los comicios presidenciales del martes ha sido fuerte en varias zonas azotadas por la tormenta en Nueva York y Nueva Jersey, que se convirtió en una especie de catarsis para muchos que ven el ejercicio de su deber civil como una señal de normalidad en medio de la prolongada devastación. Las filas fueron largas en Point Pleasant, Nueva Jersey, donde los residentes de las comunidades Point Pleasant Beach y Mantoloking, de Jersey Shore, tuvieron que cambiar de sede de las casillas debido al daño en la zona. Muchos habitantes del área aún no cuentan con servicio de energía eléctrica ocho días después de que la supertomenta Sandy golpeó la costa. Sarah Brewster, de Long Beach, Nueva York, se impresionó al entrar en una escuela que fungía como centro para votar. Todos los relojes estaban detenidos a las 7:27. Esa fue la hora en que el lunes de la semana pasada toda su comunidad se quedó sin electricidad. Las lágrimas rodaron por su rostro mientras abandonaba la cafetería escolar. Brewster, que trabaja en una organización sin fines de lucro, dijo que el votar es "parte de nuestra responsabilidad cívica en medio de toda esta crisis" . Las autoridades de los estados de Nueva York y Nueva Jersey implementaron un programa para transportar a algunos votantes desplazados por Sandy hasta sus centros de votación y para informar a otros sobre la mejor manera de emitir su sufragio. En la ciudad de Nueva York, las autoridades planeaban el servicio de autobuses cada 15 minutos desde áreas azotadas por las tormentas a las urnas. Los funcionarios electorales en ambos estados mostraron un cauto optimismo de que se restablezca el suministro eléctrico y de que buena parte de los centros de votación abra sus puertas en la zona, salvo en las áreas más golpeadas por Sandy. El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, promulgó el lunes una ordenanza que permite a los residentes depositar un sufragio provisional en cualquier puesto de votación del estado, para elegir presidente y funcionarios estatales. Nueva Jersey había dado ya esa oportunidad a los electores. "En comparación con lo que hemos enfrentado en la última semana, las elecciones serán como un juego de niños" , dijo Cuomo. Los votos provisionales sólo se cuentan después de que los funcionarios confirman que el sufragante estaba en condiciones legales de participar en los comicios. Las autoridades se mostraron preocupadas del riesgo de que algunos ciudadanos se vieran privados de su derecho al voto, y tomaron medidas para garantizar que los electores fueran informados sobre los problemas o cambios en sus puestos de votación. Ernie Landante, portavoz de la División Electoral de Nueva Jersey, dijo que menos de 100 puestos de votación en el estado carecían de energía eléctrica, en comparación con los 800 que tenían ese problema hace apenas unos días. Agregó que el estado ha abandonado un plan inicial que utilizaría camiones militares como centros improvisados de votación. Agregó que el estado dio pasos adicionales para cerciorarse de que los desplazados por la supertormenta puedan votar. Por ejemplo, se permitirá que "mensajeros autorizados" recojan todas las papeletas posibles que serían enviadas por correo para la gente que permanece en albergues o que está fuera de su casa. Normalidad en Boston, sede de campaña de Romney pero con ventaja para ObamaLa tranquilidad reina este martes en los colegios electorales de Boston (Massachusetts), un estado de clara tendencia demócrata que, sin embargo, alberga la sede central de la campaña del republicano Mitt Romney, aspirante presidencial en los comicios de hoy en Estados Unidos.Los estadounidenses deciden hoy si renuevan en el cargo por cuatro años más al actual presidente, el demócrata Barack Obama, o si entregan la Casa Blanca a su oponente republicano, el exgobernador y hombre de negocios Mitt Romney."Al principio se formó algo de cola, pero quizá porque las hojas de votación son muy largas. Ahora la cosa está más calmada" , explicó a la agencia Efe Cathy Thomas, jefa de mesa electoral en el centro de votación de South Boston Branch Library.A las afueras de este pequeño centro de este barrio del sur de Boston de clase trabajadora apenas un par de voluntarios demócratas por la candidata al Senado Elizabeth Warren mostraban sus pancartas, mientras se percibía un buen ritmo de votación.Thomas señaló que la afluencia de votantes es "similar" a la de las presidenciales de 2008 y "ligeramente superior" a la de las elecciones al Congreso de 2010.Pierre Michel, taxista que llegó a Boston desde Haití hace quince años y casado con una estadounidense, comenta las elecciones con menos entusiasmo al señalar: "En esta ocasión, no voy a votar"."Pase lo que pase, mañana tengo que volver a trabajar" , dice, aunque afirma que cree que ganará Romney.No obstante, en Massachusetts las últimas encuestas de la web RealClearPolitics dan una clara ventaja a Obama, con más de quince puntos, pese a ser el estado donde reside y fue gobernador Mitt Romney entre 2003 y 2007.La lucha en Boston se centra en el puesto por el Senado que se disputan la candidata demócrata, Elizabeth Warren, exasesora del presidente Obama, y el republicano Scott Brown.Brown ganó el escaño por Massachusetts en 2010 en una elección especial para reemplazar al fallecido demócrata Ted Kennedy.Romney, que votó a primera hora de la mañana en Belmont, a las afueras de la ciudad, volverá esta tarde a Boston para aguardar los resultados en la sede central de su campaña en el Centro de Convenciones.Allí será donde dé sus primeras declaraciones tras conocerse los resultados y está previsto que se reúnan cerca de 8.000 personas entre miembros del Partido Republicano y periodistas nacionales e internacionales.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad