Al Shabaab, la amenaza detrás del ataque a centro comercial de Kenia

Septiembre 29, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Diego Múñoz | Corresponsal de El País
Al Shabaab, la amenaza detrás del ataque a centro comercial de Kenia

Entre las víctimas del centro comercial estaba Mwangi Mbugua, sobrino del presidente de Kenia, Uhuru Kenyatta, y su prometida, Rosemary Wahito.

Los ataques en Kenia se han multiplicado, primero bombas y granadas contra civiles y soldados, luego atentados en espacios públicos con turistas.

Nadie parece estar sorprendido del todo por el ataque de Al Shabaab (la Juventud), la filial de Al Qaeda, en Kenia y Somalia, al centro comercial Westgate de Nairobi, que dejó como resultado la muerte de 72 personas entre civiles, soldados y terroristas, y mas de 200 heridos.Para expertos en terrorismo de Europa, este ataque no sorprende, ya que Al Shabaab, un movimiento de resistencia islámica de Somalia que vio la luz tras la derrota de la Unión de Costes Islámicas (UCI) a manos de un gobierno apoyado por los ejércitos de países como Kenia y Etiopía, ha tenido desde hace ya un tiempo el mismo método para elegir los objetivos de sus ataques, siguiendo las directrices de Al Qaeda: el mayor daño posible a civiles y entre ellos a extranjeros.Westgate era en sí un objetivo fácil. Tras matar a los vigilantes del Centro Comercial, propiedad de un empresario judío, los terroristas, entre 12 y 20, todos armados y algunos con la cara pintada o cubierta, se expandieron de forma rápida por todo el edificio, disparando sin contemplaciones y lanzando granadas de manera indiscriminada. Los primeros en ser asesinados o heridos, además de los vigilantes, fueron los clientes que trataban de salir del edificio y hacían cola frente a la barra de seguridad. Luego subirían a los otros pisos dejando un sendero de muerte jamás visto.Muchos de los dos mil clientes que a la hora de la comida estaban allí se salvaron, entre ellos los de religión musulmana a los que los asaltantes les pidieron que se fueran y escoltaron hasta la puerta. ¿Cómo sabían si eran musulmanes? Les preguntaban el nombre de la madre de Mahoma. A los que contestaban mal, los mataban en el acto.Lo cierto es que este ataque terrorista en represalia por la participación de Kenia en la guerra de Somalia, ha propulsado a la milicia radical de Al Shabaab al primer plano del yihadismo internacional.“Se han hecho importantes por decirlo de una manera, han cogido estatus, aunque llevan casi dos años cometiendo atentados. Han dado un paso importante no solo en el tipo de armamento, sino también en la táctica y estrategia. Ya no son una simple guerrilla, es un grupo de mucho poder que está dispuesto a extenderse desde Somalia a los países que lo rodean y que han apoyado al gobierno somalí. Estas tropas de la Unión Africana desde hace dos años, habían logrado debilitarlo pero sin lograr darle un golpe contundente. Este acto terrorista, vuelve a situar en el escenario internacional una realidad que no se puede minimizar: la actividad terrorista de Al Qaeda y sus grupos afines”, dice la periodista experta en terrorismo Ana Toledo Mazrón.En octubre de 2011, Al Shabaab lanzaba su amenaza contra Kenia, a la que instaba a retirar sus tropas de Somalia.“En nombre de los muyahidines de Al Shabab, quiero decir al Gobierno de Kenia: ¿Han pensado en las consecuencias de llevar a cabo una guerra contra nosotros? ¿Conocen realmente su impacto? En lo que se refiere a combates tenemos más experiencia que ustedes”, afirmó el portavoz.Desde entonces los ataques en Kenia se han multiplicado, primero a pequeña escala con bombas y granadas contra civiles y soldados, luego poco a poco, han ido escogiendo sus objetivos "con más acierto", espacios públicos, centros civiles y turistas occidentales.Todo bajo la supervisión de Al Qaeda, de Ayman Al Zawahiri, que impone las directrices. Por eso hay bastante similitud con el ataque de Bombay (India) en 2008 y los ataques contra bares y restaurantes en Kampala (Uganda) la noche de la final del Mundial de Suráfrica en 2010 cuando murieron al menos 60 personas y que como ahora, buscaba obligar a Uganda de retirar sus soldados de Somalia.“Este ataque al centro comercial Westgate, situado en un sector de lujo de Nairobi y frecuentado por extranjeros -agrega Toledo Mazrón, ha sido como el acto de graduación de Al Shabaab, ha demostrado que son capaces de cualquier cosa, han intervenido al menos diez terroristas, se han sincronizado, han irrumpido por varios puntos, han matado sin piedad a mucha gente y han tomado rehenes, y la noticia ha estallado en toda la prensa mundial y través de la cuenta de Twiter, el grupo ha ido contando detalles de toda su preparación, del ataque y de los que vendrán”.Para Valentina Soria, analista experta en Antiterrorismo de la consultoría británica IHS, con sede en Londres, la facilidad con la que actuó Al Shabaab, se debe a que se le subestimó durante mucho tiempo.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad