Vehículo de servicio público, otra pista en robo de helicóptero

Vehículo de servicio público, otra pista en robo de helicóptero

Agosto 10, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co

Una de las cámaras de seguridad muestra la llegada del vehículo al aeropuerto Alfonso Bonilla Aragón, del cual bajan dos personas a solicitar el desaparecido vuelo.

Las autoridades aseguran que la investigación para dar con los responsables del hurto de un helicóptero en el aeropuerto Alfonso Bonilla Aragón de Palmira, el pasado 28 de junio, avanza por buen camino.

Según informó el coronel Fernando Murillo, comandante de la Policía Valle, se encuentran analizando los videos de las cámaras de seguridad en cercanías de la terminal aérea.

"Estamos identificando varios vehículos, entre ellos uno de servicio público, que llega al aeropuerto y del que se bajan un hombre y una mujer. Luego ingresan a la empresa Delta Helicópteros para solicitar el servicio del vuelo", explicó el coronel Murillo.

Las autoridades investigan si estas personas participaron del hurto del helicóptero. Los videos están reservados para la investigación e identificar a los sospechosos. 

También dijo que la investigación apunta a que el helicóptero de matrícula HK-4511 aún permanece en el país y recordó que la Policía ofreció una recompensa de $100 millones por información que permita dar con los autores del hurto y con la aeronave.

Como se recordará, el helicóptero fue robado luego de que sus pasajeros secuestraran al piloto y lo obligaran a cambiar el destino programado hacia Buenaventura.

La aeronave de la empresa Delta Helicópteros fue reportada como desaparecida en la mañana del domingo 28 de junio, según información de la torre de control de la aeropuerto Alfonso Bonilla Aragón, dijo la Aeronáutica Civil en un comunicado.

Sin embargo, horas después el piloto, identificado como Diego Sánchez, fue abandonado por los dos pasajeros en zona selvática de Condoto, departamento de Chocó, en donde dio aviso a la policía.

Un día después del robo, la Policía dijo que el helicóptero había sido contratado por una familia que supuestamente quería esparcir las cenizas de un ser querido sobre el mar, pero, en pleno vuelo, fue amenazado por los pasajeros, quienes lo obligaron a aterrizar y abandonar la aeronave. 

Luego dieron a conocer el retrato hablado de uno de los presuntos autores del robo y ofrecieron la millonaria recompensa. Sin embargo, hasta la fecha no se tiene información del paradero de la aeronave ni de la pareja que participó en el robo.

Una de las preocupaciones que surgió luego de este hurto, era que la aeronave fuera utilizada para cometer alguna acción terrorista o para trasladar a uno de los cabecillas del 'Clan Úsuga'.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad