Vecinos de La Playita, en La Buitrera, piden reforzar la seguridad en el sector

Vecinos de La Playita, en La Buitrera, piden reforzar la seguridad en el sector

Mayo 03, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co
Vecinos de La Playita, en La Buitrera, piden reforzar la seguridad en el sector

Algunos de los residentes del sector de La Playita manifiestan su inconformidad ante el poco accionar de la Policía, frente a los constantes robos que viven los vecinos.

Algunos de los residentes del sector de La Playita manifiestan su inconformidad ante el poco accionar de la Policía, frente a los constantes robos que viven los vecinos.

La historia fue así: eran las 11 de la noche y Don Alberto* estaba trabajando en su computador. De un momento a otro sintió un fuerte empujón en su cabeza, era un revólver calibre 38 que empuñaba un hombre desconocido que le dijo: ¡Si me mira lo mato!Don Alberto se levantó suavemente de su silla con los brazos arriba, como si se tratara de un delincuente pero, en una primera reacción, decidió no mirar a los ojos a aquel hombre que quizás podría acabar con su vida.El delincuente lo llevó hasta la habitación principal de su casa junto a toda su familia: su esposa, su suegra y su pequeña hija de ocho años, no sin antes quitarles el celular a todos.Después, Don Alberto miró a uno de ellos; él no sabe cuántos eran, ni cómo, ni en que momento entraron a su casa. Lo único que se le ocurrió en ese momento fue cooperar y así no poner en riesgo su vida.“Seguramente fueron varios, porque se llevaron muchos electrodomésticos, alrededor de unos $20 millones haciendo cuentas por encima. Llevo diez años viviendo en la vereda La Playita, corregimiento de La Buitrera, y es lo peor que me ha pasado. Mi familia está aterrada y teme por sus vidas", dijo.Don Alberto cuenta que hace unos días capturaron a cinco delincuentes que intentaron entrar a la casa de otra vecina, él logró identificar a uno de ellos, quien había entrado a robar a la casa de él días anteriores."Resulta que logré identificar a un hombre, es un menor de edad, tenía antecedentes de asesinato y porte ilegal de armas. Es muy triste saber que existen todas las pruebas y que después de haberlos identificado no se puedan judicializar", relató este habitante de La Buitrera.La situación no es ajena para Doña Martha*, otra habitante de la vereda La Playita, en La Buitrera, que también contó muy preocupada y un poco abrumada que aplena luz del día de un domingo entraron tres hombres, saltaron la cerca que encierra su casa, amordazaron a su suegra y a dos de sus familiares y robaron varios objetos de valor como: computadores, la cámara fotográfica, el Ipad, el equipo de sonido entre otros.Estos son tan sólo algunos testimonios de los que se presentan a diario en La Playita, que ha llevado a que un grupo de vecinos tengan que reunirse cada 15 días en un intento por encontrar soluciones a la falta inseguridad que se vive en la vereda y que requiere una mayor atención de las autoridades.En su última reunión realizada el pasado sábado 21 de abril, los vecinos de ese sector conciliaron comprar 16 radioteléfonos, dos para cada casa con un costo total de $140 mil pesos cada uno, para suplir la necesidad de seguridad y entre vecinos ayudarse."La Policía no ha ayudado mucho, pero hacen lo que pueden con tres uniformados motorizados haciendo ronda. La Policía puede capturarlos, pero los dejan salir nuevamente porque no fueron capturados en flagrancia. ¡No es Justo!", dijo Doña Martha.Ante la situación, el general de la Policía Metropolitana de Cali, Fabio Castañeda, dijo que la sub estación de la policía de La Buitrera está a cargo del comandante Sargento Jorge Montes y cuenta con 15 uniformados con tres turnos para facilitar el accionar policial.“La sub estación de la policía tiene al servicio de la comunidad una patrulla de la policía las 24 horas, una camioneta y cuatro motos”, agregó el general.Justamente, ante el crítico problema que evidencian los moradores, en dicha reunión los habitantes conciliaron hacer tres derechos de petición.“El primero de esos derechos ya está radicado en la Alcaldía, con el fin de llamar más su atención hacia nuestro problema; el segundo al Ejército, que al ser nuestro vecino tiene la rivera del Río Meléndez muy descuidada, lo que atrae a las personas para fumar vicio; y el último a la Policía porque la sub estación de La Buitrera no cuenta con personal suficiente para suplirnos la seguridad", dijo uno de los vecinos del sector.Elpais.com.co intentó comunicarse con el secretario de gobierno, Carlos Holguín, para saber cómo la Alcadía va a responder ante el derecho de petición, pero no fue posible contactar a el funcionario.Al respecto, el general Castañeda, dice que prefiere que la comunidad le envíe un oficio explicando el problema, el cual él revisaría para enviárselo luego al alcalde Rodrigo Guerrero y buscar soluciones sobre el tema."No me parece que los vecinos hagan un derecho de petición sino más bien un oficio muy respetuoso donde le digamos al Alcalde por escrito lo qué le falta al sector de La Playita en La Buitrera", dijo el general Castañeda.El General también indicó que allí en La Playita se requiere la unión entre los vecinos y la Policía, como el que el que ya existe en el sector de La Riverita, otra vereda de La Buitrera, donde según el general no evidencia delitos de esta clase."En La Buitrera ya existe una red de apoyo muy buena y la gente del sector dice que no se presenta ningún tipo de inseguridad, hasta el mismo sacerdote está ayudándo a vincular a la Policía y a los vecinos", contó el general Castañeda.Este frente de seguridad es liderado por la señora Gloria, quien es llamada por la policía 'la madrina de la Red de Apoyo'. Ella vive en La Riverita y dice que lo más importante es confiar en los policias y darse la mano con ellos.“La Red de Apoyo nos ha permitido tener una comunicación directa con la Policía para lograr resultados efectivos. El Plan Nacional de Vigilancia Comunitaria por Cuadrante, botón de pánico, alarmas y perifoneo eso nos ha convertido en una comunidad segura y participativa”, dice Doña Gloria.Es de destacar, que La Buitrera tiene un área de 3.053 kilómetros cuadrados y su área es atravesada por los ríos Lili y Meléndez. Es uno de los corregimientos más poblados de la ciudad con 5.846 habitantes y 2.288 viviendas, según el informe del Departamento Administrativo de Planeación de Cali dado a conocer en 2011.El corregimiento de La Buitrera está compuesto por 17 veredas: El Otoño, Pueblo Nuevo, Villa del Rosario, La Sirena, Arrayanes, Alto Los Mangos, La Trinidad, La Luisa, Bella Suiza, La Fonda, La Cruz, La Esperanza, La Playita, Camino del Minero, La Choclona, Las Palmas y La Riverita.Los vecinos de La RiveritaDon Benito, también vecino del sector de La Riverita dice que lleva muchísimos años viviendo allí y que es un lugar muy tranquilo para vivir."Llevo más de 20 años viviendo aquí y la verdad es un sector en el que no se presenta ningún tipo de anomalía. Todos somos cooperantes para crear un cordón de seguridad", concluyó don Benito.Doña Gloria también cuenta que tienen dos ronderos de seguridad privada en el sector y que igualmente tienen avanteles para mayor facilidad y rápida comunicación con la policía y alarmas."Hace siete meses estamos contando con un dispositivo tecnológico, el cual funciona así: la Policía ya tiene registrado tres números celulares de cada casa que aparecen bajo el nombre del número de la vivienda, por ejemplo: casa 1 o casa 8. Si se presenta la ocasión llamamos a los uniformados y ellos inmediatamente encienden las alarmas y estarían en la vivienda de inmediato", explicó la líder de la Red de Apoyo.Según los cifras que maneja la Policía Metropolitana de Cali, en lo que va de este año han capturado a tres personas en flagrancia por el delito de robo a viviendas, se incautó 13 armas de fuego sin permiso y $600 millones de mercancía con relación a 38 casos de robos en este año.Las autoridades también explican que estas bandas delincuenciales tienen una estructura que exige la participación de varias personas: el jefe de la organización, los encargados de conseguir vehículos y armas, los ‘campaneros’, los que ejecutan el robo en sí. Eso se traduce en estructuras de cinco a ocho personas, aproximadamente.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad