Un anciano murió al pisar mina en el norte del Cauca

Abril 20, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Colprensa

El artefacto explosivo habría sido instalado por guerrilleros del Sexto Frente de las Farc.

Un agricultor de 84 años de edad, identificado como Manuel María Penagos, murió este viernes en zona rural de Miranda, luego de caer en un campo minado, instalado al parecer por milicianos del Sexto Frente de las Farc, en una vía de acceso a la vereda Calandaima, en límites con la vereda Monterredondo.Versiones del hecho que se presentó alrededor de las 9:30 a.m. señalan que el adulto mayor pisó una mina antipersonal cuando se desplazaba a pie y sin ninguna compañía, a doscientos metros de la escuela de la vereda Calandaima, ubicada a 10 minutos del casco urbano de Miranda.Este hecho, que causó indignación en la comunidad, fue rechazado por las autoridades y el defensor del Pueblo en el Cauca, Víctor Meléndez, quien afirmó que es deplorable el uso de minas antipersonal porque “estas no están diseñadas para respetar el principio de distinción, ni identificar si quien las va a activar es una personas que está participando activamente en las hostilidades o si se trata de población civil ajena al conflicto”.Combates en la zonaHostigamientos y confrontaciones armadas se registran en zona rural del municipio de Miranda desde el pasado viernes, cuando 160 personas de la comunidad indígena y campesina debieron desplazarse de sus viviendas hasta sitios de albergue, debido al recrudecimiento de los enfrentamientos armados.El pasado sábado la comunidad refugiada en el Hogar Campesino Juvenil del casco urbano de Miranda, cuyo desplazamiento fue acompañado por personal CICR, reciben asistencia humanitaria por parte de organismos defensores de los Derechos Humanos como la Fundación Tierra de Paz con el apoyo de Diakonie y Katastrophenhilfe, además de la personería municipal.Estas familias indígenas y campesinas, desplazadas de sus viviendas a raíz de estos últimos hechos, también se encuentran albergadas en sitios seguros como la finca Santa Inés, ubicada en la vereda Calandaima, debido a que los hostigamientos guerrilleros se mantienen en varios puntos de esa localidad y de la vereda Monterredondo.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad