Siete guerrilleros de las Farc se desmovilizaron, tras ser convencidos por su comandante

Siete guerrilleros de las Farc se desmovilizaron, tras ser convencidos por su comandante

Agosto 08, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Siete guerrilleros de las Farc se desmovilizaron, tras ser convencidos por su comandante

En febrero pasado, las Farc detonaron una motobomba frente a la estación de Policía de Tumaco. En el hecho murieron tres personas.

Aunque las identidades de los presuntos insurgentes están siendo confirmadas para ver si tienen que ver con el ataque que dejó tres policías muertos en febrero pasado en ese municipio, las autoridades aseguran que es probable que estén involucrados con el hecho.

Estiben Preciado, alias ‘Iván’, quien perteneció por más de 10 años a las Farc, convenció a siete personas que tenía bajo su mando para que se entregaran a la Armada Nacional en Satinga, Nariño. Esa estructura insurgente es señalada de participar en el atentado en Tumaco de febrero pasasdo, en el cual murieron tres policías y seis civiles resultaron heridos.El hombre, con apenas 23 años y de raza negra, al igual que los otros siete desmovilizados de la columna móvil ‘Daniel Aldana’, aseguró que su plan de fuga tardó una semana y que la opción era morir o vivir libre.“Soy el comandante del grupo. Tomé la determinación de hablar con ellos y tuvimos la oportunidad todos de aceptar entregarnos… Una semana duramos planeando la desmovilización. Era o la vida o la muerte. Ya que todo nos salió bien, aquí estamos, gracias a Dios”, aseguró el cabecilla guerrillero.Los otros siete desmovilizados fueron identificados inicialmente como alias Cristian, 'Jhon', 'Edison', 'El Viejo', 'Miguel', 'El Pájaro Negro' y 'Vairon', quien es menor de edad.Entre las armas que entregaron hay cinco fusiles AK-47, dos fusiles M-16, tres granadas para fusil, 1.807 cartuchos de diferente calibre, 19 proveedores para fusil, un radio de comunicaciones, cuatro chalecos multipropósitos y tres celulares."Farc, en grave deterioro"Hasta la carpa donde estaba alias Iván llegó una de las personas a quien el insurgente había visto por años como uno de sus enemigos: el almirante Roberto García Márquez, comandante de la Armada Nacional, quien viajó desde Bogotá para dialogar con los recién desmovilizados.El alto oficial aprovechó para contar el trabajo que vienen efectuando las Fuerzas Armadas en esta región del país, afectada por el narcotráfico, que busca pasar la frontera con Ecuador o llegar hasta Centroamérica.“Los resultados de las Fuerzas Armadas de Colombia no pueden estar en tela de juicio. Lo que se muestra en el día de hoy es un indicador del grave deterioro en que se encuentran las Farc en esta región”, indicó el almirante García Márquez.El comandante de la Armada también destacó el hecho de que hoy no se desmovilizan solo los llamados guerrilleros de base, sino que los mandos medios han decidido dejar las armas, llevando con ellos a sus hombres.“No son solo los rasos. Son también los mandos medios los que se desmovilizan. Las estadísticas entregan a la fecha que cerca de 600 hombres de las Farc se han entregado este año. Es una cifra muy importante porque indica el grado de deterioro de esa organización”, aseguró el Almirante García Márquez, y añadió que el menor de edad que se encuentra entre los ocho militantes de las Farc pasará al cuidado del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar.Vinculados a atentadoPor su parte, el general Leonardo Barrero, comandante del Comando Conjunto del Suroccidente, señaló que muy seguramente los desmovilizados sí tienen que ver con el atentado en Tumaco el 2 de febrero pasado, pero que están por establecer plenamente sus identidades.“Es una estructura que delinquía en este sector y muy seguramente están relacionados no solo con ese hecho, sino con otros eventos delictivos en los cuales ha padecido personal de la Fuerza Pública”, aclaró Barrero. “Eso hace parte de del proceso de investigación subsiguiente a la formalización de la entrega de estas personas. Es una estructura ubicada en los límites con Ecuador. Todo el margen occidental de Nariño, dedicada al narcotráfico y a actividades de terrorismo”, agregó el oficial.A su turno, el comandante de la Fuerza Naval del Pacifico, almirante Rodolfo Amaya, señaló que la unidad a su cargo realiza importantes trabajos para combatir a las Farc en esta zona del país y que su principal tarea es impedir el tráfico de droga por los ríos.“Siempre le pegan a la zona que llama la atención a nivel nacional, como es Tumaco. Es lo único que pueden atacar en Nariño. ¿Qué logran cuando ponen explosivos en Tumaco? Que las tropas se concentren en el hecho, para ellos poder pasar la droga por sus corredores. Eso, en este momento, se ha superado. Estamos cuidando los grandes ríos como el Mira, que es paralelo a la frontera con Ecuador y el Patía”, indicó el alto oficial.Agregó que el principal cabecilla guerrillero en la región es alias Rincón, por quien hoy se ofrecen $400 millones de recompensa, al igual que alias Oliver y alias El Doctor.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad