Seis personas fueron masacradas en zona rural de Bugalagrande

Agosto 19, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País Tuluá
Seis personas fueron masacradas en zona rural de Bugalagrande

Las autoridades encontraron los cuerpos en un carro Toyota Land Cruiser último modelo, color negro, con vidrios polarizados y placas CYD 061 de Bogotá en un cañaduzal del corregimiento El Overo.

Los cadáveres de una mujer y cinco hombres fueron encontrados en esta Toyota Land Cruiser último modelo, color negro, con vidrios polarizados en un cañaduzal del corregimiento El Overo.

Seis personas, entre ellas una mujer, fueron halladas muertas ayer dentro de un vehículo último modelo en un cañaduzal ubicado en el corregimiento de El Overo, en jurisdicción del municipio de Bugalagrande.Las víctimas, con edades que oscilan entre los 25 y 40 años y que no portaban documentos de identificación, presentaban múltiples heridas con arma de fuego en diferentes partes del cuerpo.Por las características en que fueron asesinadas estas personas, las autoridades del centro del Valle presumen que se trata de un ajuste de cuentas entre bandas de narcotraficantes.Habitantes de la zona manifestaron que el jueves en horas de la tarde fue avistada en ese sector una camioneta Toyota Land Cruiser de color negro de vidrios polarizados y de placas CYD-061 de Bogotá.Sin embargo, sólo en horas de la mañana de este viernes, trabajadores de un ingenio azucarero que realizaban labores de campo observaron de nuevo el vehículo misterioso y de inmediato le avisaron a la Policía.Cuando los investigadores de la Sijín llegaron al sitio abordo de un laboratorio de criminalística para hacer el reconocimiento de los cadáveres se encontraron con seis cuerpos apilados en el asiento posterior del automotor.Según el comandante del Segundo Distrito de Policía, teniente coronel, Luis Fernando Peralta, al parecer las víctimas, entre quienes se encuentra un discapacitado, fueron asesinadas en un sitio diferente de donde fueron halladas, pues dentro del vehículo no fueron halladas vainillas de armas automáticas.Extraoficialmente se supo que los cinco hombres y la mujer habrían sido “ajusticiados” con tiros de fusil.Asimismo, el oficial indicó que los cuerpos no presentaban señales de tortura.Sin embargo, el coronel Peralta advirtió que serán los funcionarios del Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses, a través de pruebas científicas quienes establezca realmente las condiciones en que fueron asesinadas estas personas.El Comandante del Segundo Distrito de Policía, dijo que las autoridades no tienen reportes de personas desaparecidas o que hayan sido secuestradas en las últimas horas en el centro del departamento.De igual forma se informó que el vehículo último modelo en cual fueron hallados los seis cadáveres no se encontraba reportado como robado en los archivos de la Policía.Para los investigadores, este caso se constituye en todo un misterio, y hasta el momento carecen de pistas seguras que les permita dar con los responsables de esta masacre.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad