Presidente Santos calificó de "repudiable" atentado contra el periodista Ricardo Calderón

Mayo 02, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co y Colprensa
Presidente Santos calificó de

Este es un aparte de la publicación Tolemaida Resort, uno de los informes exclusivos realizados por el equipo investigativo que lidera Ricardo Calderón sobre el escándalo en el centro de reclusión militar de Tolemaida, donde uniformados condenados por violaciones a los derechos humanos han gozado de extravagantes privilegios.

La Policía ofreció $50 millones a quien ofrezca pistas sobre los autores del atentado. En la foto, un aparte de la publicación Tolemaida Tours,informe cuya investigación lideró Calderón y que destapó el escándalo de la cárcel militar de Tolemaida.

Luego de que el presidente de la República, Juan Manuel Santos, calificara de "repudiable" el atentado contra el periodista Ricardo Calderón, jefe de Investigaciones de la Revista Semana, y delegara al director de la Policía Nacional, general José Roberto León Riaño, para que se encargue personalmente de la investigación, la Policía ofreció una recompensa de $50 millones a quien ofrezca pistas que permitan dar con el paradero de los autores del atentado. El periodista, jefe de Investigaciones de la Revista Semana, fue quién destapó el escándalo en el centro de reclusión militar de Tolemaida, donde uniformados condenados por violaciones a los derechos humanos han gozado de extravagantes privilegios. Estos son los artículos que han sido publicados tanto en la edición impresa como digital de la revista: Tolemaida Resort y Tolemaida ToursEl CTI de la Fiscalía y la Dijín de la Policía se desplazaron hasta el lugar de los hechos para adelantar las pesquisas del caso y encontrar posibles evidencias que lleven a la captura de los responsables. Igualmente, el Fiscal General de la Nación, Eduardo Montealegre, anunció que le dará prioridad a las pesquisas por el atentado del que salió ileso el periodista.Según se conoció, el jefe del ente acusador le dio instrucciones precisas a Jorge Rojas, jefe de la Unidad de Protección a Víctimas y Testigos de la Fiscalía General, “para que se ponga al frente del asunto. Hoy (jueves) se definirá a qué Fiscal le corresponde la investigación”. Así mismo, el fiscal Montealegre designó a un grupo especial del CTI “para que se encargue de la recolección de pruebas y testimonios”. A su turno, el ministro de Defensa, Juan Carlos Pinzón, calificó de “cobarde” el atentado contra el comunicador, y dijo que le dará prioridad a las investigaciones. “Me parece un acto delicado, inaceptable, que en una democracia como la nuestra se atente contra la libertad de prensa y se atente contra un periodista como Ricardo Calderón que es un hombre serio, que se ha dedicado a hacer investigaciones sobre casos delicados y en muchos momentos ha puesto en conocimiento de las autoridades temas graves y vergonzosos para el país pero que han contribuido a tomar acciones y decisiones”. El ministro agregó que “por eso le doy a este tema altísima prioridad, me parece un hecho de altísima cobardía para quien haya cometido semejante acto”. El director de la Unidad Nacional de Protección, Andrés Villamizar, anunció que el Gobierno se encargará de brindar toda la protección necesaria al jefe de investigaciones de la revista Semana, quien no había denunciado amenazas, ni pedido ningún esquema de seguridad. Villamizar advirtió que “es pertinente que el reportero reciba un esquema de protección por parte de nuestra entidad” y agregó que la Dijín ya asumió la investigación y que las Fuerzas Militares, en cabeza del general Alejandro Navas, prestarán toda la colaboración necesaria. Por su parte, la asociación Reporteros Sin Fronteras, se pronunció frente a los hechos afirmando que: “este hecho pone de relieve la persistencia de estructuras criminales que permean la institucionalidad colombiana, toda vez que las investigaciones de Calderón apuntaban a desenmascarar graves hechos de corrupción al interior del ejército, especialmente las condiciones penitenciarias de los militares condenados a prisión". Así ocurrieron los hechosEl carro en el que se transportaba Ricardo Calderón recibió cinco impactos de bala hacia las 7:00 p.m. de este miércoles en la vía que conduce de Ibagué a Bogotá.Según el director de Semana, Alejandro Santos, Calderón viajó este miércoles a Girardot y luego a Ibagué. "A este último lugar se trasladó para hablar con algunas fuentes relacionadas con el tema de Tolemaida"."Él había aprovechado el día festivo para hablar con unas fuentes, estaba haciendo un par de temas. Era claro que lo estaban siguiendo, no sabemos si por las fuentes que contactó, pero a estas alturas, por la sensibilidad de los temas que estaba tocando, las investigaciones que estaba haciendo y la manera como ocurrió esto, evidentemente no se trata de dos sicarios sueltos, sino de un tema mucho más delicado", indicó Calderón. Añadió que Calderón se movilizaba en el carro de su esposa, que no es blindado, y tampoco tenía previsto viajar. "Él alcanzó a ver que era un carro gris, de vidrios polarizados. Se bajaron dos personajes, lo llamaron por su nombre y apenas él contestó, comenzaron a dispararle".De acuerdo al relato del Director de la revista Semana, Ricardo Calderón salió ileso gracias a que "logró lanzarse en medio de la noche al borde de la carretera, mientras estos sicarios disparaban al vehículo y dejaron cinco impactos".Fue el mismo periodista quien entregó su versión de los hechos a las autoridades. Mientras avanzan las investigaciones, la Unidad Nacional de Protección estará a cargo de su esquema de seguridad.El Director de la Revista Semana tampoco se atrevió a hacer señalamiento alguno frente a quienes podrían ser los responsables. Hace poco más de quince días, los medios de comunicación también registraron otro atentado contra la libertad de prensa. El periodista Yesid Toro, quien se desempeña como reportero del periódico Q'hubo, en Cali, debió salir de la ciudad por amenazas en su contra tras la publicación de su libro 'Complot para matar al Diablo'.Toro Meléndez, periodista curtido en el cubrimiento de temas judiciales, denunció ser víctima desde hace varios meses de acoso constante por parte de personas que él consultó durante el trabajo de campo que realizó para escribir el libro, y que alegan reconocer en el mismo a un familiar suyo, razón por la cual le están pidiendo dinero valiéndose de llamadas intimidantes.‘Complot para matar al diablo’, publicada en noviembre de 2012, es una obra de ficción que narra, en 188 páginas, la historia de un pandillero típico, inspirada en personajes de las comunas de Cali y de Colombia, sin retratar a nadie en particular.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad