Preocupación entre las autoridades de Palmira por aumento de asesinatos

Preocupación entre las autoridades de Palmira por aumento de asesinatos

Diciembre 16, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País Palmira
Preocupación entre las autoridades de Palmira por aumento de asesinatos

Con el acercamiento con la comunidad, la Policía busca mejorar la percepción de seguridad en Palmira.

Este año ya van más de 300 homicidios. La mayoría son por ajuste de cuentas.

A pesar del incremento del pie de fuerza y la adquisición de equipos de última generación que, según las autoridades, se han hecho para combatir la violencia que azota a Palmira, los índices de delincuencia en la ciudad no ceden y, por el contrario, van en aumento. Los constantes homicidios, hurtos, atracos y extorsiones tienen hoy a la población con una alta percepción de inseguridad. Entre enero y lo que va del mes de diciembre, las muertes violentas en el municipio ya ascienden a 303 casos. De acuerdo con las estadísticas del Observatorio de Seguridad Convivencia y Cultura Ciudadana (Osccc), hasta el pasado 30 de noviembre se habían registrado 291 homicidios, 32 más que en el mismo periodo del año pasado y cinco más que el total de casos que hubo en todo el 2010. Lo más preocupante es que el mes de diciembre se perfila como uno de los más violentos: del 1 al 12 de diciembre se contabilizaron doce homicidios, es decir, uno diario. Si este promedio se mantiene, es probable que al final de este mes se superen los 27 casos ocurridos en esta misma fecha del año pasado.Hasta el momento, ninguno de los organismos responsables de la seguridad se atreve a formular una hipótesis que explique por qué, a pesar de las intervenciones policiales y la puesta en marcha de planes de choque, la violencia sigue disparada en Palmira.El secretario de Gobierno Municipal, Fabián Giraldo Segura, cree que dicha explicación la deberían tener las autoridades encargadas de trazar las estrategias para combatir a los delincuentes. “En esta administración, el Municipio ha invertido más de $20.000 millones en apoyo a los diferentes organismos como la Policía, el Ejército y la Fiscalía, entre otros”, reveló el funcionario, al recordar que Palmira es la quinta ciudad del país que más aportes ha hecho a la Fuerza Pública.Para el Secretario, la alta circulación de armas y munición ha contribuido al incremento del microtráfico en la ciudad. Ese comercio oscuro -según el funcionario- ha desatado una oleada de muertes, en especial, por ajustes de cuentas.Esto lo confirma el último informe del Osccc, que muestra que de los 291 homicidios ocurridos hasta el pasado noviembre, 59 se presentaron por este móvil y otras 48 por venganzas personales. El sociólogo Andrés Betancourt, coordinador del Observatorio, indicó que la situación de Palmira debe estudiarse a fondo para encontrar algunas explicaciones, pues la realidad debería ser distinta. “Se tienen todos los elementos necesarios para controlar el delito, como son la inversión del Municipio, los controles, las medidas de prohibición del parrillero hombre y el aumento del pie de fuerza”.Las cifras muestran, asimismo, que la criminalidad sigue concentrada en el mismo sector de la ciudad: la comuna 1, donde en los primeros once meses de este año se contabilizaron 57 muertes violentas, equivalentes al 20% del total de homicidios de todo el municipio. La Comuna 5 es el segundo sitio más impactado por los asesinatos: hasta noviembre iban 46 casos. Según Betancourt, también se sigue presentando un comportamiento delincuencial en barrios como Las Delicias, La Emilia y San Pedro.El coronel Herminsun Orozco Espiniosa, subdirector de Seguridad Ciudadana de la Policía Nacional y quien se encuentra como coordinador del Proceso de Intervención a Palmira, señaló que desde el pasado 25 de noviembre se fortaleció esta estrategia debido a los recientes hechos violentos. Por esa razón, se han aplicado planes de control social, incluyendo aumento de personal. “Esperamos mejores resultados para brindarle a la comunidad una tranquilidad en diciembre y a principios de año”, subrayó el coronel Orozco.Sin embargo, para el representante de la Veeduría Despierta Palmira, Herney Rivera, “todo son paños de agua tibia porque hay una descomposición social y no hay Policía que valga en la ciudad”. Muestra de ello, según el veedor, es lo ocurrido el pasado lunes cuando en un atraco a un banco, ubicado a una cuadra de la Alcaldía, fue asesinada una transeúnte durante la huida de los ladrones.Por su parte, el concejal Juan Carlos Luna advirtió que hoy los comerciantes de la ciudad se sienten asustados con la extorsión o la llamada vacuna. “Las personas se tienen que ir y cerrar las puertas de sus negocios o acomodarse a lo que les están pidiendo”, subrayó el edil, al destacar que debe haber mayor presencia de la Policía y de recursos estatales en materia de seguridad.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad