Polémica: ¿Los periodistas pueden estar en operativos militares?

default: Polémica: ¿Los periodistas pueden estar en operativos militares?

El francés Romeo Langlois sigue desaparecido. Polémica porque el reportero tenía casco y chaleco militar.

Polémica: ¿Los periodistas pueden estar en operativos militares?

Mayo 01, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País y agencias
Polémica: ¿Los periodistas pueden estar en operativos militares?

Hacia el mediodía los frentes 30 y 60 de las Farc realizaron ataques contra las poblaciones caucanas de Timbiquí, en el litoral pacífico, y Argelia, en suroccidente del departamento.

El francés Romeo Langlois sigue desaparecido. Polémica porque el reportero tenía casco y chaleco militar.

La presencia del periodista francés Romeo Langlois, quien se encuentra desaparecido, en una operación de la Fuerza Pública colombiana, generó un debate en torno el uso del casco y chaleco blindados por parte del reportero durante los combates que se registraron el sábado pasado en La Montañita, Caquetá.Las confrontaciones dejaron tres militares y un policía muertos. Otros seis uniformados quedaron heridos y el periodista fue impactado con un tiro en su brazo izquierdo.Romeo, cuyo paradero actual es un misterio, acompañaba a los miembros de la Brigada Especial contra el Narcotráfico para grabar la destrucción de laboratorios de clorhidrato de cocaína en esta zona. A los pocos minutos de descender de los helicópteros, el grupo fue atacado por miembros del Frente 15 de las Farc en la vereda Buena Vista.Según relatos de los militares que vieron por última vez a Langlois, minutos después de que fue herido se quitó el casco y el chaleco, dejó su cámara y huyó hacia el lugar donde estaban disparando los guerrilleros. El vicepresidente de la República, Angelino Garzón, criticó el hecho de que el colaborador de France 24 y El Figaro haya usado un casco y un chaleco militar durante los enfrentamientos. “Los militares son militares, los que somos civiles, incluyendo los gobernantes y los periodistas, no debemos llevar prendas militares”.Fernando Alonso Ramírez, miembro de la junta directiva de la Fundación para la Libertad de Prensa, Flip, expresó que lo que recomiendan los manuales de periodismo para el cubrimiento del conflicto es no usar prendas de uso privativo de las Fuerzas Militares.Ramírez añadió que si se utiliza un casco o chaleco debe usarse un vestuario que sea de colores llamativos y diferentes a los actores del conflicto.El miembro de la Flip agregó que este tipo de protección debe usarse, pero criticó que el periodista llegara en vehículos de la Fuerza Pública. “Se deben utilizar medios propios para llegar a los sitios donde estén ocurriendo este tipo de situaciones. Aunque hay que tener en cuenta la dinámica del conflicto en nuestro país”.Restricciones para informarSobre la presencia del periodista en la zona también hubo divergencia. El Vicepresidente manifestó que “yo creo que esto debe conllevar a una reflexión seria entre los medios de comunicación, en qué casos debe ir un periodista o no debe ir. Y en segundo lugar, también entre nuestras Fuerzas Militares en qué caso se debe o no invitar a los periodistas”.Alfredo Rangel, analista de la Fundación Seguridad y Democracia opina que no debe haber presencia de reporteros en los operativos militares. “El Ejército debe abstenerse de llevar periodistas donde se sabe que hay mayor riesgo de confrontaciones armadas. Esto no es conveniente”.Por su parte, la Flip indicó a través de un comunicado que “el trabajo periodístico es fundamental para infomrar y comprender el conflicto en Colombia. La situación de Romeo Langlois, demuestra, una vez más, las difíciles condiciones y el peligro que representa para el periodismo cubrir temas relacionados con el conflicto armado”.¿Director de cine?Un comunicado de la página Anncol, que publica boletines de las Farc, anunció ayer que “los llamados “superiores” programaron un “cinematográfico” ataque a un campamento guerrillero donde como director de la película fungía el director de cine Romeo Langlois”.En el documento no se habla acerca de la suerte que pudo haber corrido el extranjero. Hasta el momento el gobierno colombiano sostiene que está desaparecido. (ver recuadro Paradero de Romeo aún no se confirma)John Marulanda, consultor internacional en seguridad y defensa, opinó que este anuncio habría que verlo con “beneficio de inventario, no es fácil para ellos haber reportado su situación teniendo en cuenta que no se pueden comunicar por radioteléfonos”.Marulanda añadió “La suerte del periodista es una incógnita. Sólo se sabrá la verdad con el tiempo. Pero ese comunicado podría confirmar en parte la versión del gobierno, que está desaparecido”

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad