Polémica en el Concejo de Tuluá por construcción de centro de reclusión de menores

Polémica en el Concejo de Tuluá por construcción de centro de reclusión de menores

Octubre 03, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País Tuluá
Polémica en el Concejo de Tuluá por construcción de centro de reclusión de menores

Este es uno de los pasacalles con los que el Concejo y la comunidad de Buga rechazó la construcción de un centro de reclusión para menores en su ciudad.

Secretario de Gobierno de Tuluá dijo estar interesado en el proyecto, ante el rechazo de la construcción de este lugar en Buga. Otros funcionarios rechazan la medida.

La posibilidad de construir un centro de reclusión para menores infractores en Tuluá -dada a conocer en días pasados por la Alcaldía ante la negativa de Buga- creó una fuerte polémica en el Concejo Municipal. Mientras algunos cabildantes dicen que los jóvenes merecen una oportunidad, otros afirman que la obra dañaría la tranquilidad de los tulueños. El debate se suscitó por el anuncio del secretario de Gobierno de Tuluá, John Jairo Gómez Aguirre, quien dijo en su momento que “sí nos interesa un centro de reclusión, pero que sea un lugar de recuperación y rehabilitación de los menores, por lo que no le vemos ningún inconveniente”.Entre los que se oponen al proyecto, cuyo costo se estima en $25.000 millones, está el concejal Marcos Quintero, quien dijo que “antes de construir centros de reclusión, lo que tenemos que hacer es resocializar las familias de donde provienen los jóvenes”.Indicó que el riesgo para la comunidad se presentaría cuando a estos muchachos les concedan la libertad, “pues se van a quedar en la ciudad y van crear más problemas de inseguridad”.El concejal Luis Fernando Campo explicó que “tenemos que estudiar minuciosamente ese proyecto, porque sin duda eso podría crear una problemática social en Tuluá”.Entre tanto, el concejal Juan David Cruz manifestó que “no podemos cerrar las puertas al progreso y al desarrollo social porque esta clase de proyectos lo que buscan es la inclusión y el desarrollo de los jóvenes infractores”.De igual forma opinó el cabildante Llener Darío Borja, quien rechazó la actitud de los concejales de Buga, quienes se opusieron rotundamente a que se construyera el centro de reclusión en esa ciudad. “Esta es una realidad que no podemos esconder y Tuluá no puede ser ajena a eso, pues el año pasado tuvimos más de 150 jóvenes infractores de la ley”, aseguró el concejal Borja.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad