Phanor Arizabaleta: de narco duro del Cartel de Cali a convicto enfermo

Marzo 28, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co I Colprensa
Phanor Arizabaleta: de narco duro del Cartel de Cali a convicto enfermo

Phanor Arizabaleta está detenido desde el año pasado en la cárcel de Cómbita, en Boyacá. En 1995 se entregó tras una condena de 28 años de prisión.

La Policía detuvo a Phanor Arizabaleta en el aeropuerto ElDorado. Debe purgar una condena de 20 años por el delito de secuestro extorsivo.

Solo ocho meses permaneció en una cárcel de Estados Unidos Phanor Arizabaleta Arzayús, quien fue el quinto hombre en importancia en el desaparecido Cartel de Cali. Este hombre, de 74 años, llegó a Colombia en la noche del lunes pasado, tras ser deportado por las autoridades norteamericanas.Arizabaleta, quien se encuentra en este momento en la clínica Shaio de Bogotá debido a una complicación coronaria, está condenado en Colombia, según el director de la Policía, general Óscar Naranjo, a 20 años de cárcel por secuestro.Naranjo expresó que no habrá impunidad en Colombia para narcos que pagaron condena en EE.UU. El oficial explicó que “están verificando cuál es el tratamiento que están recibiendo los extraditables, y que están relacionados con beneficios judiciales de la justicia norteamericana, todo por cooperación”.En este caso, la Corte de Columbia condenó a Arizabaleta a cuatro años, pero por una negociación con la Fiscalía solamente cumplió ocho meses en ese país y el año que estuvo preso en Colombia, luego de su detención en Cali, en septiembre del 2010. La extradición del capo se realizó el 8 de junio de 2011.Según Naranjo, “un juicio de valor sobre esas decisiones no compete a la Policía, lo que nos compete es seguir incrementando esfuerzos para no permitir impunidad en Colombia”.Una historia de recapturasPhanor Arizabaleta, señalado de ser en la década de los 90 el quinto hombre del Cartel del Cali, se entregó a las autoridades en julio de 1995 y el Juez 1 de Cali lo condenó a 28 años de cárcel por el delito de secuestro. Ese mismo juzgado lo condenó años después por narcotráfico. Debido a una enfermedad del corazón, le otorgaron el beneficio de la casa por cárcel, pero en abril del 2003 la Policía lo sorprendió en una camioneta en el corregimiento de Villa Gorgona, en Candelaria. Luego de permanecer varios días en una clínica por su afección, le volvieron a otorgar el beneficio y tres meses después, las autoridades lo sorprendieron de nuevo violando la casa por cárcel, por lo que fue llevado a la Cárcel de Máxima Seguridad de Palmira.Posteriormente, según los archivos judiciales, recobró su libertad ya que el 4 de mayo de 2004 un juez de ejecución de penas le suspendió la condena por enfermedad, ya que le habían realizado una cirugía de corazón abierto y varios cateterismos. “El fallo del juez se basó en un dictamen de un médico de Medicina Legal de Bogotá, en el que se decía que este hombre no podía estar en prisión”, reveló una fuente judicial.El proceso en Estados UnidosPor casi seis años, el nombre del ex capo no volvió a ser mencionado hasta que en septiembre del 2010 la Dijín de la Policía lo capturó por una solicitud de extradición de una Corte de Columbia. La investigación contra Phanor y su sobrino José Fernando Arizabaleta (detenido un día después) era adelantada por la DEA en Estados Unidos. Los cargos contra los Arizabaleta eran por enviar cocaína a Estados Unidos, según ese Gobierno, desde 1996. Estas personas presuntamente trabajaban con una organización que delinquía en Guatemala, El Salvador y México. En el proceso, Arizabaleta era solicitado, junto con su sobrino y seis presuntos narcos de Guatemala.“La investigación reveló que aproximadamente a finales de 1999 o a principios de 2000, representantes de una organización de tráfico de narcóticos dirigida por Phanor Arizabaleta Arzayús (la DTO Arizabaleta) se reunieron con miembros de una organización de tráficos de narcóticos cuyo líder era Otto Herrera García, que se unió con otros grupos (...) La organización de Arizabaleta aceptó suministrar cocaína a varias organizaciones mexicanas”, explicó un informe de Estados Unidos.Otto Herrera había sido detenido en el 2007 en Colombia, pero su hermano Guillermo Herrera, quien estaba solicitado en el mismo proceso que Arizabaleta, lo sucedió. En el expediente también mencionan como presunto miembro de esta red al también guatemalteco Waldemar Lorenzana, capturado en ese país en abril del 2011. La familia Lorenzana -de la cual cinco miembros eran solicitados por la Corte de Columbia, ha sido vinculada con el Cartel de Sinaloa.En el expediente se agregó que “desde finales de 1998 o principios de 1999 hasta el 2002, la organización de Arizabaleta inició el contrabando de cocaína sacándola por mar y aire. Puesto que Phanor Arizabaleta se encontraba en la cárcel por esa época, otros miembros de confianza lo representaron (...) Orquestó el despacho de por lo menos tres o cuatro cargamentos de cocaína por vía marítima”.Entre la documentación que Estados Unidos allegó a las autoridades colombianas para sustentar el pedido de extradición de Arizabaleta estaba una declaración jurada de Mary Elissa Toscano, “abogada litigante en la Sección de Narcóticos y Drogas peligrosas de la División Penal del Departamento de Justicia de los Estados Unidos, y del investigador de la DEA, Stephen Fraga”.En febrero del año pasado, Arizabaleta presentó ante la Corte Suprema de Justicia una renuncia “al resto del trámite de extradición” para agilizar su traslado a Estados Unidos. Al parecer, los Arizabaleta ya se encontraban en conversaciones con las autoridades de ese país.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad