Once personas capturadas por paro armado en el Urabá antioqueño

Once personas capturadas por paro armado en el Urabá antioqueño

Enero 05, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Colprensa

Tras la muerte de alias Giovanni, panfletos amenazantes paralizan actividades comerciales en Santa Marta, algunos municipios de Córdoba y El Urabá Antioqueño.

El subdirector de la Policía Nacional, general José Roberto León Riaño, reportó la captura, a mediodía de este jueves, de 11 personas que estarían involucradas en el paro armado provocado en la costa caribe y tras el cual estaría la banda criminal de ‘Los Urabeños’.Según el general León, las personas capturadas están implicadas en la distribución de los panfletos amenazantes con los que la banda criminal amenazó a comerciantes y transportadores de la región como retaliación por por la muerte de Juan de Dios Úsuga, alias Giovanni, máximo jefe de la banda criminal ‘Los Urabeños’.“Hemos capturado cinco personas en Apartadó, tres en Urumita una en Cañas Gordas y dos en Briceño. Algunas de ellas portando armas de fuego y con panfletos intimidatorios y, dos de ellas, haciendo grafitos alusivos a la banda criminal de Urabá”, dijo el oficial.En Caucasia fue capturado además Jesús Orlay Acevedo, quien según las autoridades, es el cabecilla de ‘los Urabeños’ en esa zona. Este sujeto será judicializado por el delito de concierto para delinquir agravado.Entre tanto, el gobernador de Antioquia, Sergio Fajardo Valderrama, rechazó el paro armado promovido por las autodefensas gaitanistas y aseveró que "no dejaremos que nos asusten".Añadió que la tarea primoridal de las autoridades será la de velar por la seguridad de los habitantes y comerciantes de la región.Fajardo apuntó que este paro lo único que muestra es el inconformismo de los grupos armados ilegales que buscan de alguna manera rechazar los golpes propinados por la Fuerza Pública, tal como sucedió el pasado primero de enero cuando fue abatido en Acandí (Chocó), alias 'Giovanny', jefe máximo de "los Urabeños" En el mismo sentido, se pronunció en su cuenta de Twitter, el vicepresidente de la República, Angelino Garzón. "Condeno y rechazo paro armado promovido por bandas criminales contra población Urabá. No pasarán, unidad Estado-Sociedad Civil los derrotará".Las detencionesEl general José David Guzmán, comandante de la Regional 6 de la Policía, en diálogo con elcolombiano.com aseguró que se avanzó en un consejo de seguridad en el municipio de Apartadó, para evaluar las medidas tomadas y contrarrestar el paro armado.El alto oficial explicó que si bien hay gran despliegue de Policía y Ejército en la región, el comercio en los municipios de Apartadó, Turbo, Chigorodó y Carepa está paralizado en un 95 por ciento."Este grupo tiene poder intimidatorio y las comunidades no quieren salir, el sector bananero a trabajar y el trasporte público también", dijo el alto oficial quien explicó que el transporte tiene una afectación de un 50 por ciento.El general Guzmán reveló que ya fueron capturadas 11 personas, al parecer miembros de "los Urabeños" y quienes pretendían llevar acciones armadas en la región.Al término del consejo de seguridad se informará de las nuevas medidas que empleará la Fuerza Pública para que el miedo no se apodere de Urabá.Caravanas con los transportadoresEntre tanto, las autoridades en el departamento anunciaron acompañamiento a la comunidad, comerciantes y transportadores de la región.El comandante de la Policía Antioquia, coronel José Gerardo Acevedo, comentó que lo que se busca es darle confianza a los habitantes y viajeros de la zona."Se les está garantizando la seguridad acompañado en caravanas con Policía de Carreteras, pero hay algo que sucede en Urabá que las terminales están cerradas. Estamos evaluando esa situación para evitar inconvenientes", dijo el oficial, que explicó que en la mañana de este jueves se reunieron los gerentes de los transportadores y el comandante de la Policía de Carreteras del departamento, coronel Cristian Flórez.El coronel Acevedo reiteró que hay tránsito hacia la zona así como vigilancia permanente del Ejército y de la Policía sobre la vía.En la mañana de este jueves personas que viajaban de Medellín a la zona bananera informaron a este diario que se encuentran frenadas en la carretera, toda vez que el servicio público de transporte también está intimidado y prefiere quedarse quieto para evitar posibles actos en contra.El comandante de la Brigada XVII, coronel Javier Vallejos, sostuvo que desplazaron tropas a los sitios más críticos de la jurisdicción. Hay patrullajes permanentes en rutas y ejes viajes. La Policía también hace permanentes patrullajes urbanos.Temor en la comunidadEntre tanto, el panorama en la región es de soledad. "La zona está vigilada, pero a la gente le da temor", dijo.Explicó que muchos de los comerciantes prefirieron abstenerse de abrir sus locales, mientras que entidades bancarias y municipales avanzan en la prestación de servicio.Narró que muchas personas que requerían viajar desde la zona vía aérea o terrestre se vieron afectadas y no pudieron cumplir con su itinerario.Este habitante de la zona reportó que el transporte público también prefirió guardar los vehículos y para el desplazamiento los habitantes han tenido que hacerlo a pie o en sus vehículos particulares."Parece un día festivo", concluyó para describir el panorama de la región.Paro también en Córdoba y MagdalenaEn algunas zonas de los departamentos de Córdoba y Magdalena también se sienten algunos efectos del paro armado. Los panfletos fueron repartidos en Santa Marta por motociclistas desconocidos quienes amenazaron a las empresas de buses con quemar los vehículos si los despachaban. El panfleto que pretendía reivindicar a alias ‘Giovanni’ generó temor también en los comerciantes hasta el punto en que algunos decidieron no abrir sus locales.El alcalde de Santa Marta, Carlos Caicedo, quien señaló primero que en la ciudad no delinquen ‘los Urabeños’ sino que apenas tienen presencia y dijo que se tomaron medidas de refuerzo con la Policía y el Ejército.“Vamos a movilizarnos porque no nos podemos dejar atemorizar. En el pasado cuando los paramilitares ordenaban cerrar el comercio, se acataba la orden. Esa práctica es la que ahora hace un grupo que apenas tiene algún tipo de presencia en la ciudad”, señaló Caicedo al estimar que también es un aprovechamiento de los criminales de la temporada de vacaciones.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad