Masacre en colegio de Brasil deja doce muertos

Abril 07, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Resumen de agencias, Brasil.
Masacre en colegio de Brasil deja doce muertos

Foto que muestra la incertidumbre de los padres de familia que se agolpan en las puertas de la escuela donde sucedió el tiroteo, que dejó 12 muertos e igual número de heridos.

Un ex alumno de la escuela municipal de Realengo Tasso Silveira, en el oeste de Río, fue el responsable del tiroteo.

Una escuela en Río de Janeiro, Brasil, fue el escenario de una tragedia provocada por un ex alumno que irrumpió en el lugar y asesinó a doce niños e hirió a otros doce. Luego, al verse rodeado por la policía se suicidó.Los hechos ocurrieron a las 8:30 a.m en la escuela municipal Tasso da Silveira, situada en Realengo, un populoso barrio de la ciudad de Río, cuya normalidad fue alterada por los disparos que causaron pánico entre los más de 400 estudiantes. Las víctimas mortales son diez niñas y dos niños, con edades de entre 12 y 14 años. Los menores presentan impactos de bala en la cabeza y en el tórax, según la Secretaría de Salud. Los otros doce estudiantes que resultaron heridos fueron ingresados en distintos hospitales de la zona y según los médicos, cuatro de ellos están en estado grave.El atacante, identificado como Wellington Menezes Oliveira, de 23 años, era huérfano de sus padres adoptivos.El joven, quien no tenía antecedentes criminales, entró a la escuela en la que estudió de 1999 a 2002 asegurando que era un conferencista y que iba a participar en un seminario que estaba previsto en el centro educativo.Los profesores, afirman que era un buen estudiante, muy reservado, y que nunca había presentado señales de desequilibrio mental.Oliveira habló tranquilamente con por lo menos una profesora que lo reconoció, antes de dirigirse a un aula en el primer piso del edificio.Después subió al segundo piso y comenzó a disparar con dos revólveres calibre 38, que llegó a recargar varias veces, contra los estudiantes que estaban comenzando las clases del día.Según las autoridades, dos de los chicos heridos alcanzaron a salir de la escuela y pidieron auxilio a tres policías que estaban en el sector.El policía encontró a Oliveira subiendo las escaleras en dirección al tercer piso, le propinó un tiro en la pierna y le pidió que tirara las armas.Viéndose herido, Oliveira se suicidó de un tiro en la cabeza.El agresor dejó una nota de suicidio en la que aseguraba que estaba infectado con el VIH e hizo referencias a la religión musulmana, según la Policía, que no divulgó todo el contenido.El coronel Djalma Beltrame, comandante de la Policía Militarizada de Río de Janeiro, dijo que la nota de suicidio era confusa y no tenía lógica.La hermana adoptiva del homicida, Rosilane Oliveira, dijo que él solía hablar de cosas de musulmanes y aseguró que era muy reservado. “Era algo raro. Vivía solo. No salía ni a la calle ni tenía amigos, a no ser que fuera por la Internet. Pasaba todo el tiempo en el computador”, comentó la mujer.El gobernador de Río de Janeiro, Sergio Cabral, aseguró en una rueda de prensa que Oliveira estaba equipado con un cinturón en el que llevaba dos armas de fuego y lo definió como psicópata.Luto oficial por tres díasLa matanza ha causado consternación en Brasil, un país que pese a los altos índices de asesinatos y violencia en sus ciudades nunca había sido escenario de una tragedia de este tipo.El hecho generó el rechazo por parte de la presidenta Dilma Rousseff. “No era de las características de nuestro país ese tipo de crimen, por eso considero que todos estamos unidos en repudio a aquel acto de violencia, sobre todo con niños indefensos”, dijo la presidenta durante un acto con jóvenes emprendedores en Brasilia.La mandataria, pidió a los presentes un minuto de silencio como homenaje a los niños inocentes que perdieron la vida.A su vez, el ministro de Educación, Fernando Haddad, ha calificado de tragedia sin precedentes el acto de violencia y ha asegurado que es “un día de luto para la educación”.Muchos padres de familia entraron en estado de shock al constatar que sus hijos estaban entre los muertos o heridos mientras los bomberos corrían contra el tiempo para trasladar a las víctimas en ambulancias o helicópteros a los hospitales.Hasta ahora las autoridades no han dado una explicación sobre los motivos que llevaron a Oliveira a perpetrar la matanza, pero todo indica que, más allá de las referencias al islám, se trató de la acción de un desequilibrado.Hay muchos interrogantes aún abiertos sobre el inédito crimen de la escuela de Río, que siguen aún sin desvelarse.Las masacres de otros colegiosEl 20 de abril de 1999, dos estudiantes de 17 y 18 años mataron a 13 personas e hirieron a otras 23 en la escuela de Columbine, en Colorado, Estados Unidos antes de suicidarse.El 26 de abril de 2002, un joven de 19 años mató a 16 personas y después se suicidó, luego de ser expulsado de un instituto en Erfurt, este de Alemania.Entre el 1 y el 3 de septiembre 2004, terroristas chechenos tomaron como rehenes a más de 400 personas, la mayoría niños, en la escuela de Beslán, en Osetia del Norte de Rusia.El 16 abril de 2007, el estudiante de origen surcoreano Cho Seung Hui mató a 33 personas en la Universidad Politécnica de Virginia en Estados Unidos antes de suicidarse.El 11 de marzo de 2009, un suicida de 17 años asesinó con un arma de furego a 16 personas en una escuela en Winnenden, cerca de Stuttgart, Alemania.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad