Lo que captan las cámaras de seguridad en Cali

Septiembre 27, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País.
Lo que captan las cámaras de seguridad en Cali

Los agentes cubren turnos de ocho horas frente a las pantallas, desde donde comunican a las patrullas móviles cualquier irregularidad.

En Cali hay actualmente 420 cámaras de seguridad. Se espera tener 1.224 a fin de año. ¿Qué tal útiles son para evitar el delito?, ¿cómo operan?

Un  hombre sobre la Carrera 10 con Calle 13, centro de la ciudad, está parado en una esquina hace más de tres minutos. No cruza la calle, da pasos cortos de un lado a otro de la acera. Sus movimientos son sospechosos, así que, a través de la cámara de seguridad que hay instalada en ese cruce de la ciudad, un policía en un cuarto rodeado de gigantes pantallas de televisión lo identifica y pide que una patrulla llegue a la zona. La cámara hace un zoom casi microscópico  de tal modo que puede verse que el hombre lleva una pequeña cadena al cuello y algo que podría ser un  arma en un bolsillo. Tres minutos después llega la patrulla de la Policía, requisan al sospechoso y le encuentra un cuchillo. El Policía que está en la sala hizo una foto con la cámara y luego comprobó que el hombre ha sido detenido en varias ocasiones por hurto, exactamente por lo que se conoce como ‘raponazo’, el robo en que el delincuente arrebata a la víctima su bolso, su celular, cualquier pertenencia.  Ese día, dice el policía que observa a través de la cámara, se evitó otro hurto.  *** Centro Automático de Despacho, CAD. Es un edificio de tres pisos en el comando central de la Policía en el barrio San Nicolás. El CAD  es el lugar en el que se reciben todas las llamadas hechas por los ciudadanos a la línea 123, así como todos los reportes hechos a través de internet que tengan que ver con denuncias.  También es la dependencia de la Policía que se encarga de la vigilancia de la ciudad a través de las 420 videocámaras que actualmente hay instaladas en todas las calles de Cali.  Según comenta el coronel Henry Torres, jefe del CAD, una de las principales razones que explica la disminución de delitos en la ciudad en 2015, es la utilización de videocámaras para vigilar los puntos  críticos de delincuencia en la ciudad durante las 24 horas del día, todos los días.  “Una cámara lo que permite es evitar que los delitos se cometan. Primero, porque en los casos en que hay sospechosos, la vigilancia por cámaras permite una reacción rápida de las patrullas. Pero además, la sola existencia de la cámara disuade al delincuente de cometer cualquier delito, porque sabe que con una grabación va a ser más fácil capturarlo y procesarlo”, dice el oficial Torres. De acuerdo con los datos de la Policía, en 2015 gracias a varios planes policiales, entre los que se cuenta la vigilancia a través de videocámaras, se ha podido reducir el total de homicidios en un 8 % con 91 casos menos; el hurto a personas se ha reducido en un 11 %, con 300 casos menos y el hurto a celulares se ha disminuido en un 2 %, con un total de 52 celulares menos.   “Hay que aclarar que estas disminuciones no se dan solo gracias a las cámaras, sino a todo un dispositivo y plan de trabajo que incluye el aumento de policías y el aumento de cuadrantes. Pero las cámaras juegan un papel muy importante como herramienta que facilita el accionar policial”, afirma el coronel Torres.  Actualmente, la mayor parte de las 420 cámaras están distribuidas en los sectores del oriente, centro y la ladera de Cali pero se espera que para diciembre de este año, según lo anunció el ministro del Interior, Juan Fernando Cristo, Cali tenga un total de 1224 cámaras de vigilancia distribuidas por toda la ciudad.  La cifra, indicó Cristo, haría de Cali la ciudad con mayor número de estos dispositivos y se espera que permita disminuir la tasa de homicidios de un 63 a 60 por cada cien mil habitantes.  Sin embargo, voces del Concejo de Cali, como Roy Alejandro Barreras, sostienen que desconfían que tal número de cámaras estén listas para este fin de año y señalaron además que actualmente hay más de 100 cámaras que no están en funcionamiento.  Ante esa observación,  el coronel Henry Torres admitió que sí hay entre 100 y 140 cámaras que no funcionan pero que eso se debe a problemas con la capacidad de mantenimiento de los dispositivos, que serán resueltos para el próximo año.  “Asimismo, es casi seguro que sí se tendrá el total de cámaras previstas para este fin de año  instaladas, porque venimos trabajando en eso hace varios meses”, agrega.  ¿Cómo funcionan las cámaras?Las cámaras de videovigilancia son pequeños dispositivos compactos no más grandes que un balón de microfútbol. Se instalan en postes en las esquinas de lugares estratégicos para la Policía  desde donde graban absolutamente todo el tiempo, noche y día.  Las cámaras que usa la Policía actualmente son Alta Definición (HD) con una resolución de 5 megapixeles. El dispositivo instalado puede girar 360 grados y moverse verticalmente en un ángulo de 60 grados. El zoom permite identificar a una persona a una distancia de hasta 200 metros.  Toda la información que recoge la cámara durante las 24 horas de cada uno de los 365 del año es monitoreada por 12 policías que se encuentran en el CAD. Allí hay un total de 40 pantallas de 46 pulgadas cada una en donde los agentes observan las imágenes que recogen las cámaras. Cada grupo de doce agentes cubre turnos de ocho horas y cada uno de ellos es responsable de monitorear las grabaciones de entre 15 y 20 de los aparatos. Se espera que para finales de este año, cuando el número de dispositivos aumente a 1224, se instalen en el CAD un total de 96 pantallas de 55 pulgadas y el número de agentes por turno aumente. Los videos grabados se almacenan durante un tiempo variable entre uno y tres meses en un cuarto de discos duros con una capacidad de almacenamiento de cerca de 100 terabytes, el equivalente a la capacidad  de 200 computadores promedio.  Es el espacio suficiente para almacenar algo así como 35 mil episodios de los Simpsons. Las cámaras están instaladas en lugares estratégicos en los cuales, de acuerdo con las estadísticas de la Policía, se presentan el mayor número de delitos, especialmente robos.  Tal es el caso del sector del centro de la ciudad comprendido en las calles 19, 17, 18 y 19, entre las carreras 10 y 15, en donde las cámaras está dispuestas de tal modo que todo el espacio público permanece vigilado.  Tal nivel de monitoreo ha permitido, según datos de la Policía y la Alcaldía, que en esa zona el hurto se disminuya hasta en un 90 %.  “Antes en ese lugar se presentaban hasta 20 robos a diario. Ahora tenemos días en los que no se presenta el delito y, cuando ocurre, contamos con material suficiente para encontrar a los responsables y judicializarlos”, dice uno de los policías que monitorea en el CAD. “Estas cámaras son unos ojos que nunca dejan de vigilar”, dice el agente, sin dejar de mirar  a la pantalla frente a él.   

Costos de instalación y mantenimientoUna cámara cuesta alrededor de $5 millones.  Para instalarla se requiere un poste y un circuito de alimentación de energía. En total, para la instalación de una cámara se requieren al menos $25 millones. El daño más común en una cámara es la fundición de alguno de sus componentes,  para el mantenimiento de un solo dispositivo se gastan entre $500 mil y un millón de pesos.En algunas zonas de la ciudad, como el barrio Potrerogrande, las cámaras tienen daños ocasionados por los delincuentes para evitar ser grabados.
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad