Las razones de una juez para dejar libre en 2016 al asesino de Claudia Rodríguez

Abril 11, 2017 - 07:25 p.m. Por:
Agencia Colprensa 
Claudia Johana Rodríguez

Claudia Johana Rodríguez tenía 40 años de edad y laboraba como optómetra en un local comercial de Bogotá.

Tomada del Facebook de Claudia Johana Rodríguez.

Julio Alberto Reyes Andrade, asesino de Claudia Johana Rodríguez, quedó en libertad condicional el 4 de julio del 2016 no por problemas mentales sino por buen comportamiento.
 
Así lo explicó la juez primera de ejecución de penas de Bogotá, Raquel Aya Montero, quien tomó la decisión el 29 de marzo de 2016 relacionada con una condena de 22 años y 11 meses de prisión contra el hombre por disparar en un lugar público en contra de María Margarita Acosta Castaño, para entonces su esposa.

Le puede interesar: La historia de violencia oculta tras el crimen de Claudia Johana Rodríguez en Bogotá. 

La juez dijo que nunca fue informada por las autoridades sobre la medida de restricción que se le había impuesto.

"Se le otorgó la libertad por haber cumplido las tres quintas partes de su condena y por haber observado un comportamiento al interior del centro carcelario, siempre catalogado en grado de bueno y ejemplar, sin ningún tipo de sanción disciplinaria ni falta al reglamento interno del penal La Modelo", dijo la juez.

La jurista explicó que Reyes Andrade redimió cuatro años de cárcel por ese buen comportamiento, recibió la prisión domiciliaria en el 2015 y era muy riguroso en el cumplimiento de la misma, al punto que, para tratarse una enfermedad cardíaca, siempre llamaba al juzgado para pedir un permiso escrito.

"Al momento de otorgarse su libertad, se encontraba hospitalizado en el Hospital Cardio Infantil porque iba a recibir un tratamiento", señaló.

Le puede interesar: "Ya varias veces la había amenazado de muerte": cuñado de Claudia Johana Rodríguez

La juez fue enfática en señalar que Reyes Andrade no salió al poco tiempo de ser condenado, como dijo el comandante de la Policía Metropolitana de Bogotá, Hoover Penilla, y que no salió por problemas psiquiátricos porque, entre otros, en el penal tenía controlado el tratamiento.

Sobre la denuncia que Claudia Johana Rodríguez impuso por violencia intrafamiliar en marzo de este año, la Juez señaló que solo hasta esta mañana se enteró por los medios de comunicación.

"No tengo claro si es una denuncia penal o es una querella ante la Comisaría de Familia sobre una posible violencia intrafamiliar de parte de él hacia su nueva compañera. Ni por parte de los agentes del orden ni por la Fiscalía ni de la misma víctima se dio a conocer la situación ante el Juzgado pues, de haber así ocurrido, lo propio era de inmediato iniciar el trámite para la revocatoria de su libertad condicional y el retorno al centro de reclusión", dijo.

Los hechos ocurrieron al interior de un local de Ópticas GMO de la Plazoleta Italia, en el segundo piso del centro comercial. Hasta ese lugar llegó el hombre, luego de pasear en varias ocasiones por los corredores del establecimiento.

Inicialmente, Liliana Rodríguez, hermana de la víctima, relató a la emisora Blu Radio que "la expareja la tiene como rehén, por favor ayúdenos, yo llegué a recogerla del trabajo en la óptica GMO y me llevaron a la enfermería porque también me amenazó, me aislaron por la situación. Ellos se habían separado hace un mes, él se llama Julio Alberto Reyes y ya lo habíamos denunciado ante la Policía".

La alerta provocó la evacuación del 90% del centro comercial (excepto las personas que estaban en cine) y al sitio llegaron miembros de Policía, Gaula y demás autoridades.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad