Juez ordena reubicar a menores infractores

Juez ordena reubicar a menores infractores

Octubre 07, 2010 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País

En un plazo máximo de 48 horas el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar, la Alcaldía de Cali y la Gobernación del Valle deben reubicar a los menores infractores que están en los pasillos de los juzgados.

En un plazo máximo de 48 horas el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar, la Alcaldía de Cali y la Gobernación del Valle deben reubicar a los menores infractores que desde hace varios meses permanecen en los pasillos del primer piso del Centro de Servicios Judiciales para Adolescentes, debido a la falta de cupos en el centro de Formación Valle del Lili. Así lo ordenó ayer el Juzgado 19 del Circuito Penal de Cali, en respuesta a una tutela interpuesta por la Defensoría del Pueblo que solicitaba soluciones inmediatas o provisionales para enviar a los jóvenes a un sitio que cumpla las normas que establece la Ley de Infancia y Adolescencia. Y es que desde hace casi dos meses, entre diez y doce menores de edad, que son detenidos a diario por delitos de homicidio, robo o porte ilegal de armas y estupefacientes, permanecen acostados o deambulan por todo el primer piso de los juzgados porque en el centro transitorio Crecer, ubicado en este mismo edificio, no hay cupos.“Allí sólo se pueden recibir 15 jóvenes y hay 17, pero a diario nos llegan unos diez que en menos de 36 horas deberían irse, después de recibir las sanciones de los jueces. Pero como no hay cupos en ninguna parte les toca quedarse en unas condiciones miserables”, explicó Iván Bastidas, coordinador del Centro de Transición. Bastidas celebró la medida provisional tomada por el juez Helmer Velasco, “porque aquí se les estaban vulnerando todos los derechos a los detenidos. Se supone que ellos deben estar en un lugar adecuado para hacer su proceso de rehabilitación”.Por su parte, el secretario de Gobierno del Valle, Rodrigo Zamorano, aceptó la orden judicial y reconoció que se tendrá que buscar un predio para albergar a los adolescentes infractores, mientras se adecúa el centro de rehabilitación en la antigua cárcel de mujeres El Buen Pastor. Otra de las opciones que propone el funcionario es trasladar a los menores a Bogotá, Barranquilla, Pasto o Manizales, donde sí hay espacio. “Esa podría ser una solución, pero sabemos que tendría que consultarse con los padres y los jueces de menores”, indicó Zamorano. La situación, según el Instituto de Bienestar Familiar, es complicada, pues la antigua cárcel del Buen Pastor, donde se pensaba ubicar por lo menos a 400 menores, no estaría listo hasta diciembre o principios del próximo año. “Ya el Icbf firmó el convenio con la Gobernación y la Alcaldía para administrar este nuevo centro de recepción de menores, pero se requieren hacer unos arreglos que cuestan $3.000 millones y contamos con $1.000 millones. Así que sólo hasta finales de este año se podrían recibir a unos 61 adolescentes. Mientras tanto pensamos es en tratar de buscar un espacio en Valle del Lili”. El alcalde de Cali, Jorge Iván Ospina, declaró que las medidas a tomar son urgentes y por eso anunció para este jueves una reunión entre las entidades implicadas con el fin de buscar salidas.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad