Hijo de general Uscátegui se encadena a sede de la OEA en Bogotá

Hijo de general Uscátegui se encadena a sede de la OEA en Bogotá

Marzo 28, 2014 - 12:00 a.m. Por:
ElPaís.com.co | Colprensa
Hijo de general Uscátegui se encadena a sede de la OEA en Bogotá

El hijo del general Jaime Humberto Uscáteguí, José Jaime, se declaró en vigilia permanente frente a la oficina de la Misión de la Organización de los Estados Americanos (OEA), en Bogotá, exigiendo que el caso de su padre, por supuesta participación en la masacre de Mapiripán, Meta en 1997 sea revisado por un tribunal internacional.

El hijo del general Jaime Humberto Uscategui, se encadenó para exigir una respuesta de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos sobre el caso que interpuso en defensa de su padre.

El hijo del general Jaime Humberto Uscategui, se encadenó este viernes a la sede en Bogotá de la Organización de Estados Americanos (OEA), para exigir una respuesta de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos sobre el caso que interpuso en defensa de su padre. José Jaime Uscátegui, hijo del general condenado a 37 años de cárcel por su presunta responsabilidad en la masacre de Mapiripán, ocurrida en 1997 en el Meta, alega que en más de 10 años, cuando interpuso la denuncia de falta de garantía ante el ente internacional, no ha recibido respuesta alguna en el caso de su padre. “En el año 2003, cuando me percaté de la ausencia de garantías judiciales, recurrí a la Cidh de la OEA. Hoy, después de casi 10 años, lamento decir que no he recibido una respuesta de la Cidh-OEA en lo concerniente a la admisión o archivo de mi petición”, dice José Jaime en una carta dirigida a Marcelo Álvarez, Jefe de la Misión de Apoyo al Proceso de Paz en Colombia de la OEA. Es de recordar que el Brigadier General Jaima Humberto Uscátegui Ramírez, fue condenado a 37 años de cárcel por su supuesta participación en la masacre de Mapiripán, de los cuales ha pagado 15. Según José Jaime, quien en abogado, la supuesta relación de su padre con la masacre “ha sido manipulada”, y varios de los muertos en la masacre “aún permanecen vivos o murieron en hechos distintos”. Para el hijo del General del Ejército, “es una violación flagrante al debido proceso” que, después de 15 años, su padre continúe preso sin que “exista una condena hasta la fecha, un fallo definitivo que determine su responsabilidad”. El joven abogado insiste también en que “no es menos violatorio del debido proceso”, que el único testimonio en contra del general Uscátegui es del Coronel Hernán Orozco Castro, “quien hoy está condenado en todas las instancias por la masacre a 38 años de prisión y se encuentra prófugo de la justicia en Miami (USA)”. Por tales razones, y ante la incertidumbre de una respuesta de la Cidh, el hijo del militar se encadenó a la sede de la OEA en Bogotá, asegurando que “me veo en la necesidad de declararme en vigilia permanente con el ánimo de implorar la protección efectiva de mis derechos” y la presunta “inocencia” de su padre.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad