Guardia indígena detiene a siete presuntos guerrilleros por doble homicidio en Toribío

default: Guardia indígena detiene a siete presuntos guerrilleros por doble homicidio en Toribío

Según la comunidad indígena, entre los detenidos está el hombre que disparó contra dos guardias cuando intentaban desmontar unas vallas que hacían alusión a las Farc.

Guardia indígena detiene a siete presuntos guerrilleros por doble homicidio en Toribío

Noviembre 06, 2014 - 12:00 a.m. Por:
Elpaís.com.co
Guardia indígena detiene a siete presuntos guerrilleros por doble homicidio en Toribío

Integrantes de la Guardia Indígena de Toribío, en el Cauca, esperan a las afueras del cabildo, luego del asesinato de dos de sus líderes. Es este sitio permanecen retenidos unos presuntos autores de los hechos.

Según la comunidad indígena, entre los detenidos está el hombre que disparó contra dos guardias cuando intentaban desmontar unas vallas que hacían alusión a las Farc.

Siete presuntos guerrilleros han sido detenidos por la Guardia Indígena del norte del Cauca, tras el asesinato el pasado miércoles de dos miembros de esta comunidad que intentaban desmontar unas vallas de las Farc en la zona rural de Toribío. Esneyder Gómez, gobernador del cabildo de ese municipio, explicó que las detenciones se presentaron horas después del crimen, ocurrido en la vereda El Cestiadero, y que entre los presuntos insurgentes estaría el hombre que disparó contra los indígenas."La acción fue toda en contra de la guardia. En el momento en que se les dijo a los guerrilleros que el gobernador del cabildo necesitaba hablar con ellos, hubo un cruce de palabras y una especie de forcejeo. El señor, con su arma cargada, la activó y disparó contra los dos guardias", dijo Gómez. En el hecho murieron Manuel Antonio Tumiñá, del resguardo de Toribío, y Daniel Coicué, del resguardo de San Francisco. "Uno de ellos intentó ser trasladado al hospital del municipio, pero murió en el camino. El otro quedó al otro lado del río que pasa cerca de la vereda", dijo el alcalde de la localidad, Ezequiel Vitonás.Los cuerpos de los dos indígenas fueron trasladados a Medicina Legal en Santander de Quilichao y luego regresarán a Toribío, donde se realizarán los actos fúnebres. "Acá los vamos a velar y a tomar decisiones sobre lo que vamos a hacer en una asamblea", señaló Gómez. El gobernador indígena aclaró que, más que retirar las vallas y la propaganda de las Farc de la zona, que ha aumentado por ser el aniversario de la muerte de Alfonso Cano, "siempre hemos intentado agotar la vía del diálogo, pedirles que respeten nuestros territorios, nuestros espacios, y ahí es donde hemos tenido el choque".Afirmó que la importancia de retirar la propaganda y de que sus territorios estén libres de agentes del conflicto es mayor durante estos días, pues "estamos en una semana cultural donde conmemoramos la muerte del padre Álvaro Ulcue Chocue", el primer sacerdote católico indígena del país, asesinado el 10 de noviembre de 1984 en el albergue Santa Inés, en Santander de Quilichao. Sobre los presuntos insurgentes que están en poder de la Guardia Indígena, Gómez explicó que se les hará "un juicio según nuestra cosmovisión" y que en conjunto se decidirá qué castigo aplicarles.Este doble homicidio ha causado indignación y rechazo entre la comunidad indígena, que en diferentes ocasiones ha reclamado a los actores del conflicto que salgan de sus territorios. También provocó el pronunciamiento de la Defensoría del Pueblo y del Ministerio del Interior, que condenaron el crimen y exigieron un cese de hostilidades a la guerrilla.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad