Frustran atentados terroristas en Cali y Jamundí

Mayo 03, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Frustran atentados terroristas en Cali y Jamundí

El general Miguel Ángel Bojacá, comandante de la Policía Metropolitana, señaló que las Farc insisten en realizar atentados terroristas en Cali, por eso hizo un llamado a la ciudadanía para que denuncie actos sospechosos.

Policía decomisó 250 kilos de pentolita que estaba distribuida en siete canecas, cada una con 35 kilos. El operativo se hizo en zona rural de Jamundí. En ese municipio fueron confiscadas en marzo pasado 50 granadas.

Una caleta de la guerrilla de las Farc con 250 kilos de pentolita fue descubierta por de la Policía de la Sijín en zona rural de Jamundí. Se trata de la tercera incautación de explosivos en lo recorrido del año en este municipio. El operativo se llevó a cabo en el kilómetro 3 de la vía que del corregimiento de Río Claro conduce a Villacolombia.De acuerdo con la información de las autoridades la pentolita industrial estaba distribuida en siete canecas, cada una con 35 kilos y camuflada con alimento para animales con el fin de evadir los controles de seguridad. Igualmente las autoridades expresaron que durante la incautación no hubo personas capturadas, ya que al parecer los delincuentes huyeron apenas se percataron de la presencia de los uniformados, abandonando el material del material explosivo. “Con esta incautación hemos dado un duro golpe a los grupos subversivos, ya que el decomiso corresponde a un material importante de munición”, dijo el comandante de la Policía Metropolitana de Cali, general Miguel Ángel Bojacá.Las autoridades aseguraron que en algunos sectores de zona rural de Jamundí la Columna Miller Pérdomo de las Farc ha establecido una especie de centro de acopio de explosivos, armas, granadas y municiones. Tanto fuentes de la Policía como el Ejército indicaron que esta compañía trabaja conjuntamente con el Frente Manuel Cepeda Vargas de las Farc, encargado de cometer las acciones terroristas en Cali y Buenaventura.“Las poblaciones de Villa Colombia, Villa Paz y San Antonio hacen parte de los corredores de movilidad hacia en Naya, Timba, el Pacífico y el Cauca, que comunican a los frentes 30, 6, Manuel Cepeda y las columnas Miller Pérdomo y Jacobo Arenas.El pasado 19 de enero, la Policía decomisó 50 kilos de dinamita, 23 granadas y 800 cartuchos para fusil AK 47 que estaban en una caleta de una finca en la vereda Villa Paz de Jamundí. Las autoridades indicaron que los artefactos pertenecían a la Columna Miller Perdomo, que a su vez, se los iba a entregar al Frente Manuel Cepeda Vargas de las Farc.Y la segunda incautación se realizó el 31 de marzo, donde agentes de la Policía Metropolitana de Cali y de la Fuerza Aérea descubrieron una caleta con 50 granadas, que al parecer iban a ser usadas por las Farc en zona rural del Cauca. Se encienden las alarmasEl general Bojacá explicó ayer que las Farc pretendían ingresar los 250 kilos de explosivos a Cali “para perpetrar atentados terroristas de grandes proporciones, los planes de ellos están vigentes. Con esta incautación demostramos la capacidad nuestra de anticipación e invitamos a la ciudadanía para que denuncie, estamos dando una importante recompensa”.El oficial explicó dijo que la caleta pertenecía a la Columna Miller Perdomo que delinque en la zona rural de Jamundí y en los municipios de Timba, en el Cauca y Valle.Alias Pacho Chino, cabecilla del Comando Conjunto de Occidente de las Farc, habría dado la orden de que se cometieran atentados terroristas en la capital vallecaucana. Un investigador de la Sijín agregó que la Miller Perdomo y el Frente Manuel Cepeda se están apoyando en logística, financieramente y en los actos delictivos.La Columna Miller Pérdomo, según fuentes de inteligencia, se ha fortalecido. Este grupo, cuyo jefe es alias Juvenal, está detrás del asesinato de cuatro policías que fueron emboscados en noviembre del año pasado en la vía Jamundí- Robles.Además, participaron en el robo de un carro de valores en la vía a Santander de Quilichao, Cauca. Los guerrillero se llevaron $190 millones. La ruta del delitoSegún los datos de la Policía, la ruta de transporte de estos explosivos comienza en Ecuador, donde son fabricados y enviados a Colombia a través de camiones que llegan por Pasto y Cauca hasta Jamundí.Para evadir los controles de las carreteras, las organizaciones criminales han recurrido a camuflar estos explosivos en pequeñas cantidades en camiones, en los que se transporta alimento para animales. Precisamente, en un informe de la ONU sobre violencia y tráfico de armas se reveló que la frontera con Ecuador es una de las más usadas para traer armas y explosivos al país. Fuentes de la Sijín sostuvieron que, según las investigaciones, este mercado negro de explosivos se paga con armas, droga o dinero en efectivo.Otros informes de inteligencia señalaron que esto se debe a que en el vecino país los controles a los explosivos o a los insumos con los que se fabrican son menores.Pentolita, un peligroso explosivo La pentolita es un explosivo sólido de color amarillo claro a marrón. Es catalogado como uno de los tres de más alto poder destructor por su velocidad de detonación. Según los miembros de la Sijín de la Policía de Cali, estos explosivos son utilizados para la minería, para la demolición y la perforación de huecos en la tierra. Comprende una mezcla de 50% de Pent y 50% de TNT y tiene una velocidad de detonación de 7.400 metros por segundo.La pentolita incautada era de fábricación ecuatoriana, donde se emplea también para realizar estudios de suelo y sísmicos, en las exploraciones.Según las autoridades, con 250 kilos de pentolita se podían preparar cinco carros bomba, cada uno, con una capacidad destructiva de dos manzanas a la redonda.Los 250 kilos incautados costaban entre $20 y $25 millones.El anfo y el amonal son los otros explosivos más usados para los atentados de las Farc.Datos clavesLa frontera con Ecuador, si bien es por donde entra la mayor cantidad de explosivos, es también, uno de los puntos de ingreso de armamento para las Farc.Este año en Jamundí el Ejército y la Policía han decomisado 650 kilos de explosivos.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad