Extorsionistas amenazan a comerciantes de Santa Elena

Agosto 10, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Extorsionistas amenazan a comerciantes de Santa Elena

La Galería de Santa Elena es el principal abastecedor de alimentos para el oriente, sur y parte del centro de la ciudad. A diario mueve más de 300 toneladas de legumbres, carnes, frutas y alimentos en general.

Asesinato de vendedor en julio pasado tiene en alerta a comerciantes. Tres bandas estarían tras nuevas intimidaciones.

El pasado miércoles 15 de julio, sicarios asesinaron en la galería de Santa Elena a Arcesio Arango Arango, un joven de 30 años que comerciaba cebollas en esa plaza de mercado.  Aunque la Policía afirmó que no se tenían hipótesis sobre el crimen, familiares de Arango manifestaron que el joven había recibido amenazas en días pasados por su negativa a pagar extorsiones a varias de las bandas que exigen el pago de “vacunas” a los comerciantes de la galería. El comandante de la Policía de Cali, general Hoover Penilla, dijo que Arango no había interpuesto ante las autoridades ninguna denuncia. No obstante, fuentes de la galería de Santa Elena, sostienen que el crimen sí está relacionado con el no pago de extorsiones y que, de hecho, temen que se presenten más casos, pues nuevas bandas de extorsionistas se han organizado en esa zona. De acuerdo con varios comerciantes de la galería, la tensa situación que hoy se vive comenzó luego de la desarticulación en marzo de este año de la banda de alias Trompón, de la que fueron capturadas 18 personas, incluyendo al líder. El problema, dicen negociantes de Santa Elena que prefirieron omitir su nombre, es que varios de los integrantes de la organización, que extorsionaba a más de 70 comerciantes, no fueron capturados.  Estos otros delincuentes siguieron cobrando las llamadas ‘vacunas’ pero muchas de sus víctimas, al ver la operatividad de las autoridades, decidieron no pagar.  Tal negativa empezó a desencadenar una serie de amenazas contra varias de las personas que comercializan grandes cantidades de alimentos en la plaza de mercado, en las cuales estaba incluido Arcesio Arango.  El asesinato de Arango hizo que la presencia de la Fuerza Pública se hiciera más fuerte en la galería por unos días con el fin de evitar más crímenes, no obstante, dicen varias fuentes, los delincuentes se estaría armando y organizando para iniciar una especie de ofensiva contra quienes no paguen extorsión.  “Por aquí ya se ha escuchado el rumor y hasta se han visto las armas. Están buscando gente para que cobre extorsiones y gente malandra para hacerle daño a quien se niegue a pagar. Eso aquí ya lo sabe todo el mundo y esto se puede poner muy caliente”, dijo un hombre que conoce de cerca las operaciones de varias  de las estructuras que delinquen en la galería.   Nuevas bandasAl menos tres nuevos grupos de extorsionistas se habrían formado en la galería luego de la desarticulación de la ‘banda del Trompón’.  Se trata de ‘los Melo’, ‘los Galácticos’ y ‘los Chachos’, quienes se ubican en la zona denominada como ‘El Planchón’ y que tendrían entre 5 y 10 miembros. Lo que estas bandas estarían buscando va mucho más allá de lo que las estructuras anteriores realizaban en Santa Elena. La extorsión en esa plaza de mercado solía hacerse en las afueras del edificio de la galería, es decir, a quienes llevan los alimentos y a quienes ubican informalmente puestos de ventas en los alrededores del edificio de la galería.  De acuerdo con testimonios de vendedores, las extorsiones se extienden hasta a los vendedores de tinto y chicles, pasando por los dueños de pequeñas ventas de frutas y comenzando con los grandes vendedores de frutas, verduras y carnes.  Ahora bien, las nuevas bandas ya han amenazado a los dueños de puestos de alimentos al interior del edificio de la galería, quienes pagan un impuesto al Municipio, diciendo que ellos también deberán pagar “vacuna”, o de lo contario, atentarán contra ellos o contra sus familias. “Es el problema en Santa Elena. A cada rato cogen gente, hacen operativos, pero la cosa sigue. Los bandidos vuelven a llegar y vuelven a empezar a hacer de todo”, dijo un comerciante del lugar.  El mayor temor que ronda en los últimos días a quienes viven de la venta de alimentos en la galería, es que ha corrido el rumor de que si se niegan a pagar las extorsiones, van a realizar un atentado con explosivos.  “Eso es un rumor, pero en esta galería, con tantos delincuentes, los rumores hay que tomárselos en serio”, manifestó otro comerciante. Drogas y extorsionesEn la galería también  hay organizaciones dedicadas a la venta de drogas en menores cantidades. Las drogas que más se venden son marihuana,  cocaína y basuco, esta última de consumo de los habitantes de la calle. En la galería viven centenares de personas en condición de indigencia  que, además de consumir basuco, consumen heroína reutilizando las jeringas. Son dos las bandas  que controlan el microtráfico. 

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad