Este es el acuerdo sobre cultivos ilícitos y narcotráfico al que llegaron Farc y Gobierno

Este es el acuerdo sobre cultivos ilícitos y narcotráfico al que llegaron Farc y Gobierno

Mayo 16, 2014 - 12:00 a.m. Por:
Elpaís.com.co

En un comunicado conjunto, la guerrilla y el Gobierno Nacional explicaron los puntos que acordaron sobre cultivos ilícitos y narcotráfico.

Reconociendo que el narcotráfico ha "alimentado y financiado el conflicto", las Farc y el Gobierno anunciaron este viernes, en un comunicado conjunto, el acuerdo al que llegaron en el punto denominado 'Solución al problema de las drogas ilícitas'. En el acuerdo, ambas partes reconocen que el problema de las drogas ilícitas debe ser resuelto para la consecución de una "paz estable y duradera" y que el narcotráfico está alimentado de la "pobreza, marginalidad y débil presencia institucional, además de la existencia de organizaciones criminales".Sobre los cultivos ilícitosLos delegados de la guerrilla y el Gobierno acordaron la puesta en marcha de "un nuevo Programa Nacional Integral de Sustitución de Cultivos de Uso Ilícito, en cabeza de la Presidencia de la República", con el que se espera que las comunidades, de manera voluntaria, reemplacen el cultivo de coca y marihuana por el de productos lícitos. Los delegados explicaron que no se trata solamente de erradicar los cultivos ilícitos, sino también de dar garantías a la población para la sostenibilidad de sus productos, por lo que este punto está asociado con la Reforma Rural Integral, acordada en el primer punto del Acuerdo.Las Farc afirmaron que participarán "en el programa y contribuirán a la solución definitiva del problema de los cultivos de uso ilícito" y que es fundamental que la sustitución sea voluntaria, acompañada de "un compromiso del Gobierno de poner en marcha los planes de asistencia inmediata (...) para generar condiciones dignas de vida y de trabajo". En caso de que no haya voluntad de las comunidades de participar en los programas de sustitución de cultivos, se acordó que el Gobierno podrá comenzar la erradicación manual de los mismos, siempre y cuando se consulte primero a las comunidades. Además, dicen los negociadores, el cumplimiento de este programa deberá ir acompañado de un fortalecimiento en la presencia del Estado en todo el país, para así brindar las "garantías y condiciones de seguridad para las comunidades". En este punto, las Farc y el Gobierno expresaron la importancia de asegurar el desminado humanitario, para así garantizar la protección de las comunidades, por lo que se comprometieron a suministrar la información necesaria para adelantar este tema.Sobre el consumo de narcóticosEn cuanto al consumo de drogas, que indicaron "constituye una preocupación creciente de las familias colombianas y un desafío de la sociedad", los delegados acordaron la implementación de una política de Estado que esté enfocada en la "promoción en salud, prevención, reducción del daño, atención integral e inclusión social de los consumidores"Esta política, afirman, debe estar basada en los derechos humanos y de salud pública, y será diferencial, según el género y la edad. Para combatir el creciente consumo de drogas, las Farc y el Gobierno acordaron la creación de un programa "de alto nivel para articular las instituciones nacionales y regionales". De esta forma, se concertó la creación de una "instancia nacional, que coordine la participación de las comunidades, los consumidores y expertos en la materia", los cuales servirán como base para la formulación del programa. Sobre el narcotráficoPara combatir la producción y comercialización de drogas ilícitas, el Gobierno y las Farc acordaron la creación de una estrategia de política criminal a nivel nacional, que se enfoque en la investigación, judicialización y sanción de los delitos asociados al narcotráfico. En este punto, ambas partes coincidieron en la importancia de implementar, paralelamente, una "estrategia integral de lucha contra la corrupción", especialmente la asociada con el narcotráfico. Además, se propuso la creación de una nueva estrategia contra los activos involucrados en el tráfico de drogas y el lavado de activos, que incluya "el mapeo de la cadena de valor del narcotráfico sobre la base de un nuevo modelo, basado en el trabajo de un grupo de expertos". También se creará un nuevo estatuto de prevención y lucha "contra las finanzas ilícitas"; rediseño de nuevas instancias de "investigación, supervisión o control financiero de las redes de crimen organizado asociadas al narcotráfico", una campaña contra el lavado de activos; y una estrategia para garantizar la aplicación de la extinción de dominio. En el acuerdo, igualmente, se trata el tema de los insumos utilizados para la elaboración de la cocaína, para el cual se creará una estrategia contra la corrupción asociada al narcotráfico. Ambas partes, para finalizar, indicaron que el Gobierno deberá promover una conferencia internacional, "en el ámbito de la ONU", en la cual se haga una evaluación de la política internacional de lucha contra las drogas.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad