En el Valle ‘Los Machos’ se hicieron pasar por ‘Urabeños'

Abril 25, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Ana María Saavedra | Editora de Orden
En el Valle  ‘Los Machos’ se  hicieron pasar  por ‘Urabeños'

Comandante de la Policía Valle, coronel Julián González.

El comandante de la Policía Valle, coronel Julián González, habla sobre las estrategias para afrontar la violencia en la región. Asegura que el esfuerzo policial se centra en diez poblaciones.

Hace seis meses el coronel Julián González asumió como comandante de la Policía Valle. En ese tiempo ha debido afrontar una serie de hechos de violencia, como la ola de asesinatos en Palmira, Tuluá y varias poblaciones del norte del Valle. El oficial, quien antes de llegar a este cargo era el director de la Escuela Simón Bolívar de Tuluá, asegura que el esfuerzo policial se centra en diez poblaciones. “Tenemos Palmira, Tuluá, Buenaventura, El Cerrito, Roldanillo, La Unión, Caicedonia, Cartago, Buga y Zarzal. Son diez los municipios de interés institucional y a donde todas las acciones y el esfuerzo se centra en este momento”.¿Qué esta pasando en Palmira para que sigan estos altos índices no sólo de homicidios sino de robos ? El tema realmente es de percepción, debido a casos de connotación. En Palmira sucede un hecho particular y es que las bandas delincuenciales en este momento afectan la seguridad y afectan la percepción. Bandas delincuenciales que se encuentran enfrentadas por el poder y el territorio respecto al microtráfico. Hemos identificado cuatro bandas que son el objeto de interés de la policía y que se encuentran en proceso de judicialización. Ellas están detrás de la mayoría de homicidios que se han cometido en esa ciudad.El año pasado la ciudad de Palmira presentaba 72 homicidios a esta fecha tenemos 63. ¿Qué medidas se están tomando?Llevamos mes y medio interviniendo Palmira, desplazamos todas las especialidades institucionales para que ataquen todos los flagelos delictivos simultáneamente: antinarcóticos, investigación criminal, inteligencia, infancia y adolescencia y tránsito. Hoy Palmira muestra una recuperación en cuanto al delito.En el caso del norte del Valle el Observatorio Social de la región decía que ha aumentado el 22% los homicidios este año, ¿qué es lo que está pasando?Lo que nosotros evidenciamos en el norte del Valle es una confrontación entre ‘Machos’ y ‘Rastrojos’, que nos deja un número de muertes representativas. Tenemos municipios como La Victoria, Roldanillo y Zarzal, donde estas bandas criminales estaban disputándose el territorio por los dividendos que generan el narcotráfico y el microtráfico. Con la entrega de alias H (Hilbert Urdinola, jefe de ‘Los Machos’) el panorama cambia y lo que vemos es el reacomodamiento de la estructura. Los ‘Rastrojos’ buscarán posicionarse como la única banda del departamento. ¿Se esperan más muertes por quién se queda con el poder?Ese comportamiento de estas organizaciones nos va a generar algunos homicidios. No podemos ser triunfalistas al decir que acabándose ‘Los Machos’, el homicidio y la confrontación se van a terminar. En Tuluá, a comienzos de este año, se presentó una ola de homicidios, incluso en uno se utilizó fusil.En Tuluá hay dos redes criminales de los ‘Rastrojos’ que están enfrentadas. Por un lado está alias El Indio y otra que lidera alias Jerdi.¿No es un poco raro, que un grupo tan pequeño y tan diezmado como ‘Los Machos’ se atreva a tener una confrontación abierta con ‘Los Rastrojos’, que tienen más hombres y poder? El poder que genera el narcotráfico y los dividendos que reciben estas organizaciones criminales hacen que persistan en estos enfrentamientos. Lo que puede suceder es que ‘Los Rastrojos’ quieran recuperar todo el territorio en el centro y norte del Valle, pero también pueden generar algún interés de otra organización criminal que quiera venir a confrontarlos y ocupar el espacio que en algún momento tuvieron ‘Los Machos’.Otros organismos de inteligencia han hablado de la llegada a la región de otros narcos que están apoyados por ‘Los Urabeños’...Había surgido una información de algunos entes oficiales manifestando la posible llegada de ‘Los Urabeños’ al departamento, pero, por labores de inteligencia, descubrimos que ‘Los Machos’ frente a su situación tan crítica de hombres, armas y recursos, se hicieron pasar como ‘Urabeños’. Querían sentirse fuertes en el marco de la confrontación con ‘Los Rastrojos’. Y si eso no fuera así, alias H no se habría entregado. Las declaraciones de él mismo en el momento de la entrega lo ratifican. Dijo que lo hizo por su seguridad y por la de su familia.En Buenaventura hay temor por el aumento en las desapariciones, se dice que se trata de bandas criminales que se disputan el control del narcotráfico. Buenaventura ha mejorado mucho en todos los aspectos d elictivos. El año pasado, a la fecha, teníamos 42 homicidios y este año van 34. En el Puerto hay bandas delincuenciales, lo que es diferente a bandas criminales. Esas bandas quieren disputar la territoriedad de algunas comunas. Frente a las desapariciones, para nosotros es importante la denuncia porque si eso solamente fluye a través de los canales de la comunidad y no lo hacen ver a las autoridades, pues sencillamente para nosotros es un hecho desconocido.El carro bomba desactivado hace 20 días en zona rural de Tuluá llevan a pensar que las Farc están fortalecidas en la región. Las Farc son una organización terrorista que esta muy diezmada. El terrorismo lo hace una persona o dos, eso genera impacto, pero no quiere decir que haya un fortalecimiento de las Farc.Para nosotros por lo que ha venido aconteciendo en departamentos como el Cauca, genera una alarma en los municipios de Pradera y Florida. También tenemos una alarma en Tuluá y en ese sentido tenemos un despliegue importante de policías para evidenciar cualquier acción del terrorismo. También tenemos informaciones sobre la ciudad de Buenaventura, tenemos componentes policiales muy fortalecidos en las áreas urbanas para detectar cualquier acción terrorista de las Farc.Las Farc ha hecho presencia histórica en esa zona de la Cordillera Central, entre Buga y Tuluá, y se ha dicho que allí han recuperado terreno en esa zona. Además, los campesinos se quejan porque no hay presencia de la Fuerza Pública. Tenemos presencia en Barragán y La Marina, ahí donde está la Policía Nacional ejerce control sobre el perímetro urbano de los municipios, donde vemos que hay un control ciudadano y hay un trabajo comunitario que nos permite ser visibles y tener un liderazgo frente a estos temas ante la comunidad.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad