El misterio que rodea el secuestro de la docente Rosalba Ariza Tierradentro

Noviembre 15, 2016 - 12:00 a.m. Por:
Elpaís.com.co l Colprensa

La docente fue plagiada el 1 de noviembre cuando se movilizaba, en un vehículo particular, sobre la vía que comunica Pitalito (Huila) con Coconuco, Cauca. Según la familia, se trataría de un secuestro de carácter extorsivo.

El misterio rodea el secuestro de la docente Rosalba Ariza Tierradentro, quien fue plagiada el pasado 1 de noviembre cuando se movilizaba en un vehículo particular, sobre la vía que comunica Pitalito, Huila, con Coconuco, Cauca.

Desde entonces, se desconoce la suerte de esta maestra de 55 años de edad.

Según la familia, se trataría de un secuestro de carácter extorsivo. Tras la retención, dice, la mujer fue obligada a tomar rumbo hacia zona de Paletará, límites de Cauca y Huila.

Adriana Ochoa, hija de la víctima, explicó que los delincuentes exigieron la suma de 300 millones de pesos por la liberación de su mamá. Esto por medio de llamadas telefónicas, las cuales se mantuvieron hasta cuando manifestaron que la docente había sido liberada en la misma área donde se registró el plagio. 

En este punto es cuando la historia de esta docente de la Normal Superior de Florencia, Caquetá, se convirtió es un misterio, porque hay innumerables versiones sobre lo que aconteció con la mujer, esposa de Fabio Ochoa Calderón, quien también es docente del mismo plantel educativo.

“Tras la llamada donde nos indicaron sobre su liberación, empezamos una búsqueda de mi esposa sobre el sitio donde supuestamente fue dejada en libertad porque se les enfermó, pero al llegar al sitio no encontramos nada", y de eso son testigos los indígenas de Paletará.

"Luego recibimos otra comunicación donde nos preguntaron si la habíamos ubicado; y como nuestra respuesta fue no, entonces ya nos dijeron que ella estaba perdida, que había tomado un camino distinto por el kilómetro 60, por eso empezamos su búsqueda en ese lugar, pero nada", explica Fabio Ochoa Calderón, esposo de Rosalba Ariza. 

Desde ese momento, integrantes de comunidad del Resguardo de Paletará empezaron a ampliar los recorridos en el lugar con el firme propósito de ubicar a la docente, actividades que se han extendido durante todo este tiempo. 

“Como comunidad indígena nos solidarizamos con la familia de la profesora, por eso no hemos escatimado esfuerzos en adelantar la búsqueda sobre nuestro territorio, prácticamente toda nuestra guardia indígena ha participado en ello, la comunidad, los amigos de otros resguardos, pero no hemos tenido resultados. A pesar de que estamos cansados, porque son más de cinco recorridos en una zona inhóspita y de difíciles condiciones climáticas, continuaremos en esta tarea porque es una vida la que está en juego; además, porque no vamos a permitir que delincuentes afecten nuestros territorios”, manifiesta por su parte Guillermo Bolaños, gobernador del Resguardo de Paletará.

A dicha tarea de búsqueda se sumaron integrantes de los cuerpos de bomberos de Florencia, Pitalito y Popayán, así como integrantes de la Policía y del Ejército. Pero hasta el momento no hay resultados, y lo más preocupante es que, según los familiares, se perdió la comunicación con las personas que manifestaron haber mantenido en su poder a la mujer.

Choque de versiones

Integrantes del Gaula del Ejército que fueron consultados sobre esta situación indicaron que la familia accedió a cancelar la suma de 20 millones de pesos que fue pedida por los captores, que inicialmente les habían exigido 300 millones por la liberación de la mujer.

Asimismo manifestaron que los familiares optaron por renunciar al asesoramiento de los grupos Gaula de la Policía, de nuestra institución y de la Fiscalía, tras afirmar que estaban solo para hacer un espectáculo mediático con la liberación de la profesora. 

Sin embargo, esta versión fue rechazada por la familia de Rosalba Ariza Tierradentro, que manifestó que nunca canceló dinero a los secuestradores. 

“Es completamente falsa la versión que entrega el Gaula militar, a ella la liberaron porque se enfermó de gravedad, entonces ellos se comunicaron con nosotros para manifestar que la dejaban libre por eso. La entregaron en un punto, que era el kilómetro 58 o la planada, pero nosotros fuimos allá en compañía de los amigos indígenas, pero no estaba, no la ubicamos. Eso fue el domingo 6",  explicó el esposo de la mujer.

Por encima de si es cierto o no, si se realizó el pago por la liberación de la docente, lo que sí es un hecho es que ni las autoridades, ni la familia saben cómo está ella, ya que dejaron de recibir comunicación por parte de los sujetos que manifestaban ser los autores de este plagio.

En el momento, la búsqueda de Rosalba Ariza Tierradentro continúa bajo la esperanza de ubicarla, labor que ya es apoyada por los reconocidos periodistas Herbin Hoyos y Salud Hernández, tras ser enterados de esta delicada situación. 

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad