Discurso de las Farc en proceso de paz es menos 'retórico': analistas

Marzo 25, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Elpaís.com.co I Colprensa
Discurso de las Farc en proceso de paz es menos 'retórico': analistas

Andrés París, delegado de las Farc en el proceso de paz, reiteró que ya se ha llegado a acuerdos con el Gobierno en el tema agrario.

Farc dan giro a su discurso político. Aunque la guerrilla aprovecha su momento como plataforma política, analistas indican que su lenguaje ahora es menos “retórico”.

Aunque se esperaba que el séptimo ciclo de conversaciones entre el Gobierno y las Farc cerrara con acuerdos definitivos en el tema agrario, aún persisten diferencias al respecto. Lo que sí ha quedado claro, hasta el momento, es que el grupo guerrillero está aprovechando la coyuntura para difundir sus propuestas en diferentes ámbitos y que empieza a notarse la diferencia del lenguaje en su discurso.Incluso, el propio ministro de Agricultura, Juan Camilo Restrepo, quien ha ‘chocado’ varias veces con el grupo guerrillero, destacó en un comunicado el “tono menos retórico, más pragmático y más concreto por parte de las Farc”. Hay algunos cambios que se pueden destacar. Por ejemplo, antes decían que se deben expropiar las propiedades adquiridas por extranjeros, principalmente por las grandes multinacionales; ahora hablan de un “establecimiento de límites” a la compra de tierras por foráneos. Aunque siempre han sido críticos de los tratados de libre comercio, en sus recientes propuestas mencionan la palabra “revisión”, lo que para los analistas implica una posible aceptación de este tipo de acuerdos. “Los tratados de libre comercio suscritos por el Gobierno colombiano con gobiernos extranjeros serán denunciados o en su defecto revisados, si hubiere lugar”, precisan las Farc.Además, hablan del “latifundio improductivo, inadecuadamente explotado u ocioso” que dista de lo que ponían las Farc sobre la mesa en el Caguán, cuando planteaban la confiscación de la propiedad latifundista, una apuesta de tinte marxista que básicamente consistía en entregar gratuitamente las tierras confiscadas a los campesinos.Este panorama da luces sobre una nueva lógica que ya no se relaciona con ideas totalmente cerradas sobre el desarrollo rural y que de alguna manera se acerca un poco más al Gobierno. Según el jefe de la delegación del Gobierno, Humberto de la Calle, durante la discusión del tema agrario se ha propuesto, conjuntamente, promover el acceso a la tierra de los campesinos que carecen de ella o la tienen de forma insuficiente, incentivar un mejor uso del suelo, cerrar la frontera agrícola en beneficio de las actuales y futuras generaciones y ejecutar programas de infraestructura, educación, salud y otros bienes públicos en el campo.No obstante, quedan cinco puntos más por discutir, entre los cuales se incluye el polémico tema de las víctimas, que las Farc siempre se niegan a tocar. Las controversiasPara Alfredo Rangel, director del Centro Seguridad y Democracia de la Universidad Sergio Arboleda, los puntos de la agenda pactada “son solo referentes que sirven para introducir en la mesa de diálogo otros temas que no están explícitamente incluidos”.Agrega que los nuevos temas buscan “multiplicar ad infinitum” las discusiones en Cuba. Además, indica que las Farc no están dispuestas a desaprovechar la plataforma política con la que cuentan en este momento, pues además ha servido para despojarse de responsabilidades como las relacionadas con las víctimas. En este tema, la guerrilla ha negado en reiteradas ocasiones haber dejado víctimas como resultado de sus acciones violentas: “Las víctimas, son víctimas del conflicto, en el que el Estado tiene una responsabilidad histórica por acción o por omisión (…) El Estado es el victimario por antonomasia”.Para Rangel, estas afirmaciones se traducen en “un mundo al revés”, pues los victimarios se presentan como víctimas y las víctimas de sus acciones no existen. “En consecuencia, las Farc no estarían obligadas a contar la verdad de sus crímenes, ni a aceptar la justicia por sus actos, ni a reparar a sus víctimas”. Esa guerrilla, durante los recientes diálogos, también ha negado tener secuestrados, a pesar de que algunas ONG indican lo contrario. De acuerdo con la Dirección Operativa para la Defensa de la Libertad Personal, las Farc tienen en su poder a 400 civiles y la Fundación País Libre indica que son 405 los plagiados. Sin embargo, en una carta enviada hace unos meses al presidente Juan Manuel Santos, el máximo jefe de esa guerrilla, alias ‘Timochenko’, expresó que tienen la intención de responder a las víctimas, lo que vislumbra otra cambio en el transcurso de los diálogos. “Parece extraño pensar que aunque las Farc han mantenido un discurso sólido durante décadas, ahora se vean más abiertos a temas que en pasados procesos no tenían vuelta atrás. Esto se ha visto en el primer punto de la agenda y tendría que ser así, pues no se trata de que el Gobierno acepte lo que la guerrilla quiera. Si se negocia, se debe ceder”, dijo el politólogo Manuel González.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad